Un empresario "amigo" evidencia el acuerdo en la audiencia nacional

Mítines gratis para el PP a cambio de montar fiestas populares: el trueque de Púnica

La declaración sirve de antesala a la tercera comparecencia de Francisco Granados

Foto: PP corrupción Ilustración: Raúl Arias.
PP corrupción Ilustración: Raúl Arias.

El responsable de la empresa de organización de eventos Waiter Music, José Luis Huerta, ha descrito este miércoles en la Audiencia Nacional el cambalache del que se benefició entre 2007 y 2010 y que le llevó a organizar gran parte de las fiestas de los pueblos del PP. Pese a que no ha verbalizado ante el juez Manuel García-Castellón su reconocimiento expreso del acuerdo por el que organizó gratuitamente actos de campaña a cambio de la concesión de contratos para conciertos y otros eventos, el empresario imputado en Púnica sí ha admitido que no cobró por los mítines que le encargaban.

"Me debían mucho dinero y sabían que lo hacía bien", ha indicado para después admitir, a preguntas del magistrado que la clave era que el "amigo del partido". Además de los mítines, sufragó casi por completo la comunión de la hija de la alcaldesa del PP de Algete, Inmaculada Juárez. Con un coste total de 41.000 euros, solo recibió 14.000. Entre los actos de campaña, se encargó de montar uno con presencia del exministro de Economía Rodrigo Rato.

En las ya habituales declaraciones por fascículos que están convirtiéndose en tradición en la instrucción del caso Púnica, Huertas ha ahondado en esta segunda comparecencia en eventos de la localidad de Algete, frente a la que también estuvo Francisco Granados. Hace unos días aseguró que el gerente del PP Beltrán Gutiérrez le pagó en negro los conciertos de Iguana Tango y Azúcar Moreno en el cierre de campaña de las elecciones municipales y autonómicas de 2007.

El empresario 'púnico' ha confirmado, además, que sufragó de su bolsillo parte del coste de un "capricho" del ex secretario general del PP de Madrid que quedó deslumbrado con un espectáculo musical bautizado Night of the proms. En aquella ocasión y pese a contar con 225.000 euros de presupuesto de la Comunidad y otros 80.000 que salieron de Arpegio, tuvo que abonar 75.000 euros. Trataba de atender, también, otros caprichos, como los de la expresidenta Esperanza Aguirre, a la que le encantaban los mariachis.

Su declaración de hoy sirve de antesala a la nueva cita de Francisco Granados en la Audiencia Nacional. En la última ocasión quedó pendiente que las fiscales Anticorrupción entraran en la pieza relacionada con la financiación irregular del PP de Madrid en la que el principal imputado de la trama tiene intención de corroborar sus acusaciones contra la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, y su antecesor Ignacio González.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios