a petición del PSC

El TC suspende el pleno del Parlament y evita la declaración de independencia

"La urgencia es excepcional", dice el auto dictado en respuesta a la petición de los socialistas, que invocaban en su recurso el artículo 56.6 de la Ley Orgánica del TC

Foto: El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, asistiendo a una reunión de urgencia en el Parlament. (EFE)
El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, asistiendo a una reunión de urgencia en el Parlament. (EFE)

El Tribunal Constitucional ha suspendido este jueves de forma cautelar el acuerdo del Parlament que fija para el lunes la comparecencia ante la cámara del presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont. Ha admitido a trámite el recurso de amparo presentado por el PSC ante el "quebrantamiento radical" que una posible declaración unilateral de independencia supondría para la Constitución. "La urgencia es excepcional", dice el auto dictado en respuesta a la petición de los socialistas, que invocaban en su recurso el artículo 56.6 de la Ley Orgánica del TC que lo habilita a suspender de forma total o parcial el objeto del recurso de amparo en el mismo momento "de la admisión a trámite".

[Siga aquí en directo la actualidad en Cataluña]

Por unanimidad, los 12 magistrados han admitido a trámite el recurso de amparo presentado en la mañana por el Partido Socialista de Cataluña contra la decisión, adoptada por la Mesa del Parlamento de Cataluña el 4 de octubre, de convocar la celebración del pleno para que Puigdemont "valore los resultados del referéndum del día 1 de octubre y sus efectos".

El TC suspende el pleno del Parlament y evita la declaración de independencia

El tribunal afirma que se ha producido en este caso una "urgencia excepcional" —a la que se refiere el citado 56.6—, ya que la ejecución del acuerdo impugnado "produciría un perjuicio de imposible o muy difícil reparación que haría perder su finalidad al recurso de amparo". El artículo en cuestión señala que "en supuestos de urgencia excepcional, la adopción de la suspensión y de las medidas cautelares y provisionales podrá efectuarse en la resolución de la admisión a trámite".

Destaca, además, que cualquier hecho que contravenga la decisión acordada se considerará "radicalmente nulo y sin valor ni efecto alguno". El recurso de amparo, agrega, tiene "especial trascendencia constitucional" porque el PSC ha invocado que si el pleno convocado por Puigdemont se celebra, quedarán afectados sus derechos como parlamentarios, al igual que el derecho de los ciudadanos de Cataluña de participar en los asuntos públicos a través de sus representantes.

El pleno advierte a Forcadell de "su deber de impedir o paralizar cualquier iniciativa que suponga ignorar o eludir la suspensión acordada"

Según informan a El Confidencial fuentes jurídicas, si los diputados de la mayoría deciden celebrar el pleno a pesar de la suspensión, cualquier cosa que acuerden "será jurídicamente inexistente". La cuestión planteada por el partido de Miquel Iceta puede afectar a la aplicación y general eficacia de la Constitución, al tiempo que se trata de una cuestión jurídica de enorme repercusión social y "que tiene consecuencias políticas generales”, agrega el auto.

El pleno acuerda la notificación personal del auto a la presidenta del Parlamento de Cataluña, Carme Forcadell, y a los miembros del citado órgano, a quienes advierte de "su deber de impedir o paralizar cualquier iniciativa que suponga ignorar o eludir la suspensión acordada, apercibiéndoles de las eventuales responsabilidades, incluida la penal, en las que pudieran incurrir en caso de no atender este requerimiento".

La propia Forcadell ha criticado en un tuit que el Constitucional haya suspendido un pleno que no está ni siquiera convocado formalmente, y ha ironizado con que esta sea la "nueva oferta de diálogo" que se propone desde el Estado español. Y no ha sido la única persona del entorno independentista que cuestiona la decisión del alto tribunal; también el conseller de la Presidencia, Jordi Turull, y el conseller de Asuntos Exteriores, Raül Romeva, la han criticado en sus perfiles de Twitter.

Por su parte, el portavoz adjunto del PSC en el Parlament, Ferran Pedret, interpreta la suspensión del TC como una "oportunidad para la reflexión y el diálogo", y ha sugerido que si se mantuviera en pie pese a la suspensión, su grupo podría "no participar", como así lo ha anunciado también Ciudadanos.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
77 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios