declaración institucional sobre el 1-O

Rajoy, sobre el 1-O: "No voy a cerrar ninguna puerta. Ofrezco diálogo dentro de la ley"

"A esta hora puedo decirles que hoy no ha habido un referéndum de autodeterminación en Cataluña", ha señalado en una declaración institucional en el Palacio de la Moncloa

Foto: El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. (EFE)
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. (EFE)

El presidente del Gobierno da por fracasado el referéndum independentista en Cataluña, respalda y felicita a la Policía y la Guardia Civil por haber defendido el Estado de Derecho y anuncia una ronda de conversaciones con las fuerzas parlamentarias y un pleno en el Congreso para tratar una nueva fase política que sirva para “recuperar la convivencia”. Mariano Rajoy compareció en el Palacio de la Moncloa para hacer una declaración institucional (sin preguntas) para pedir al presidente de la Generalitat que no dé nuevos pasos contra la ley.

[Sigue en directo todo lo que está pasando en Cataluña]

“Hoy no ha habido un referéndum de autodeterminación en Cataluña” y “el Estado de Derecho ha mantenido su vigencia”, fueron los mensajes repetidos por el jefe del Ejecutivo además de acusar a los promotores del desafío secesionista de todos los hechos y disturbios que marcaron la jornada. Rajoy añadió al respecto que hubiera sido más fácil para todos “mirar a otro lado”, pero que él había hecho “lo que tenía que hacer” como presidente para frenar el golpe. En esa línea agradeció la labor y la lealtad al Estado de los jueces, la Policía y la Guardia Civil para desactivar un referéndum que, a su juicio, no era más que la escenificación de una estrategia para acabar con la democracia, la ley y la convivencia.

Con la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, y los ministros de Asuntos Exteriores, Alfonso Dastis, y de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, sentado en primera fila para su comparecencia, Rajoy proclamó que una nación como España, dotada de una “democracia madura” ha dado una respuesta “firme y determinada” a la jornada de movilización separatista con el fin de proteger la legalidad y amparar los derechos de todos los españoles.

El presidente del Gobierno repitió su recordatorio sobre la violación del marco constitucional, el estatuto de autonomía y las normas parlamentarias que practicó el bloque independentista desde la Generalitat y desde la cámara catalana. Sumó esta vez a sus denuncias de las arbitrariedades y abusos de Puigdemont y sus aliados de ERC y la CUP el acoso a a jueces, alcaldes, funcionarios y periodistas, el empeño en el uso y “adoctrinamiento” de niños.

Rajoy, sobre el 1-O: "No voy a cerrar ninguna puerta. Ofrezco diálogo dentro de la ley"

Rajoy destacó que la gran mayoría de los catalanes no ha querido participar en la movilización y los desórdenes de los secesionistas. Y para los que sí quisieron votar pese a todo, el jefe del Ejecutivo reconoció que podían sentir una frustración de la que hizo culpables a los independentistas por extender la idea de que se puede ir contra la ley.

Una vez demostrado que el Estado de Derecho tiene recursos para defenderse, el presidente del Gobierno propuso pasar la página de los disturbios y volvió a proponer diálogo en genérico, dentro de la Constitución y los principios democráticos. La urgencia para Rajoy es ahora recuperar la convivencia entre todos. Para ello anunció una ronda de conversaciones con los representantes de las “fuerzas parlamentarias” y la petición en el Congreso de un pleno extraordinario sobre Cataluña.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
65 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios