Es noticia
Menú
Rajoy rescata al PSOE para demostrar que se puede gobernar en minoría
  1. España
Y ofrecer juntos "un futuro de prosperidad"

Rajoy rescata al PSOE para demostrar que se puede gobernar en minoría

El presidente del Gobierno ha dado las gracias a PSOE y Ciudadanos por su "colaboración" estos dos meses y llama a los socialistas a mantener la "actitud responsable" que ha demostrado

Foto: El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en una fotografía de archivo. (Efe)
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en una fotografía de archivo. (Efe)

"Voy a trabajar con toda la intensidad para demostrar que en este país se puede gobernar sin mayoría absoluta". Ese el deseo que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tiene para 2017 después "un año de incertidumbre" política en España en el que el Gobierno ha estado en funciones durante 10 meses. En su balance anual de la legislatura, el líder del Partido Popular ha tendido una vez más la mano al PSOE, al que quiere al lado como compañero de viaje al reconocer que en estos dos meses los acuerdos y pactos con los socialistas "están permitiendo enmendar buena parte del deterioro" que ha sufrido nuestro país en 2016 "frente afuerzas populistas" y la amenaza independentista.

"Moderadamente optimista" y arropado por sus ministros, Mariano Rajoy ha reconocido ser "consciente" de las limitaciones que tiene su Gobierno, por lo que apela al "diálogo" y la "capacidad constructiva" que tanto PP, PSOE y Ciudadanos "hemos mostrado estos dos meses" en una colaboración que ha calificado de "histórica". "Si somos capaces de mantener esta actitud responsable podemos garantizar a los españoles un futuro de prosperidad", ha señalado en rueda tras el último Consejo de Ministros del año, que ha aprobado la subida del Salario Mínimo Interprofesional y las pensiones.

Ciudadanos, "un socio preferente"

En este sentido, Rajoy reconoce que solo la vía de los pactos entre partidos "es la mejor para 2017" después de casi un año de "política estéril" debido al bloqueo político, en clara referencia al exsecretario general del PSOE, Pedro Sánchez. Gracias a dichos acuerdos y haciendo varios guiños a Ciudadanos como su socio preferente", el Gobierno ha conseguido "corregir la imagen y la sensación de inestabilidad" tanto dentro como fuera de nuestras fronteras apelando en todo momento a la "prudencia" y sin olvidar que "hay que ser realista". "Dialogar y ceder es posible y un ejemplo de madurez", ha continuado dejando claro al PSOE que "lo que funciona no se puede cambiar" en relación a la reforma laboral.

Por ello, considera que su reto más inmediato, la aprobación de los Presupuestos General del Estado, está ya encaminado al confirmar conversaciones con Ciudadanos y Coalición Canarias. Consciente de que necesita al PSOE para que salgan adelante, ha advertido de que "de nada sirve tener un Gobierno si no se le permite gobernar" volviendo a apelar al "entendimiento" entre los dos grandes partidos para que así se cumpla la voluntad del Gobierno de que "esta legislatura dure cuatro años". "Si se hacen las cosas bien, será una legislatura larga y fructífera", ha previsto dejando claro que hará "todo lo posible" para aprobar los PGE y que las diferencias con los socialistas no sean "insalvables".

Con la "obligación" de los partidos a llegar a acuerdos, Rajoy ha puesto encima de la mesa la posibilidad de adelantar elecciones si finalmente se llegan a una situación en la que el Gobierno no pueda ser capaz de ejercer sus funciones. "Yo no quiero adelantarlas", ha señalado para recordar a todos los partidos que España ha vivido una "situación sin precedentes" que no debe volver a repetirse como la celebración de nuevos comicios.

Avisa: no habrá referéndum en Cataluña

Entre "las metas ambiciosas" que ofrece 2017, el presidente del Gobierno ha enumerado algunas de ellas: recuperar la riqueza perdida en los cinco años de recesión, crear medio millón de empleos, sanear las cuentas públicas, diseñar un modelo de financiación autonómica para el mantenimeinto de la sanidad y la educación y garantizar las pensiones.

Carles Puigdemont. (Efe)A ellas hay que sumar la "necesidad" de establecer un diálogo con Cataluña para evitar que no se den "más pasos en la mala dirección" tras el anuncio de una ley de transición hacia la independencia y dejando claro en varias ocasiones que el referéndum previsto para septiembre de 2017 "no se puede celebrar" ya que su objetivo no es otro que "liquidar la soberanía nacional".

"No dejaremos de defender la unidad de España y el respeto a la ley", ha avisado a los independentistas para pedir a las instituciones y partidos catalanes que no vayan "contra el sentido común" invitándoles a hablar de todo menos de la consulta soberanista. Rajoy ha defendido de nuevo el diálogo en todos los niveles, y así, ha subrayado que sus ministros hablan con los conseller del Govern de Cataluña y que él mismo ha hablado hace poco con el president, Carles Puigdemont, aunque no ha concretado qué se han dicho en esa conversación: "Cuando tenga algo que contarles sobre este asunto, lo haré", ha explicado.

"Voy a trabajar con toda la intensidad para demostrar que en este país se puede gobernar sin mayoría absoluta". Ese el deseo que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tiene para 2017 después "un año de incertidumbre" política en España en el que el Gobierno ha estado en funciones durante 10 meses. En su balance anual de la legislatura, el líder del Partido Popular ha tendido una vez más la mano al PSOE, al que quiere al lado como compañero de viaje al reconocer que en estos dos meses los acuerdos y pactos con los socialistas "están permitiendo enmendar buena parte del deterioro" que ha sufrido nuestro país en 2016 "frente afuerzas populistas" y la amenaza independentista.

Mariano Rajoy Balance SMI Ciudadanos Presupuestos Generales del Estado