LA RESPUESTA POLÍTICA TRAS LOS ATENTADOS DE PARÍS

Sánchez pide a Podemos que tras el 13-N no haga "partidismo" y a Rajoy, que sea "claro"

El líder del PSOE reivindica la validez y el acierto del pacto antiterrorista que firmó con Rajoy y recuerda que es precisa la "unidad" de los demócratas y mantener una postura nítida frente al ISIS

Foto: Pedro Sánchez y Sara Hernández, líder del PSOE-M, durante el desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum en el hotel Ritz de Madrid. (EFE)
Pedro Sánchez y Sara Hernández, líder del PSOE-M, durante el desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum en el hotel Ritz de Madrid. (EFE)

Ni "observar" ni hacer "partidismo". El secretario general del PSOE entiende que tras los atentados yihadistas de París no cabe ni una ni otra opción. La primera, a su juicio, es la elegida por el Gobierno y la segunda, por Podemos.

Este miércoles lo expresó así durante la presentación, en un desayuno informativo organizado por Nueva Economía Fórum, de la líder del PSOE-M, Sara Hernández. Una intervención breve en la que vino a reiterar la posición de su partido expresada en los últimos días

Sánchez defendió que el PSOE no se ha "equivocado" al abogar por el respeto a la legalidad, el llamamiento a la "unidad" y la "buena política". Porque la unión de "todos los demócratas" es "condición necesaria en la lucha contra el terrorismo". Con ese ánimo propuso la firma del pacto antiyihadista, que firmó con Mariano Rajoy en La Moncloa el pasado 2 de febrero, un acuerdo que "garantiza la seguridad de todos". Ahora el PSOE siente que el tiempo le ha acabado dando a la razón, pese a las críticas que cosechó la dirección por promover esa entente con el PP y a la que en un principio no se sumaron otros partidos más que fuerzas minoritarias como UPN o Coalición Canaria. 

Pedro Sánchez, durante su reunión con representantes de la comunidad islámica, este 18 de noviembre en Ferraz. (EFE)
Pedro Sánchez, durante su reunión con representantes de la comunidad islámica, este 18 de noviembre en Ferraz. (EFE)

"Estoy más convencido que nunca de que en la defensa de la libertad de todos debemos estar todos. Y reitero mi invitación a todos los grupos a sumarse al acuerdo", subrayó el secretario general. Después, insistió en que se necesitan políticos que estén "a la altura". No citó a Pablo Iglesias, pero era evidente que se refería a él, por cuanto ha sido Podemos quien ha rechazado explícitamente subirse al carro del pacto antiterrorista. "Necesitamos políticos que entiendan que frente al terror no puede haber divisiones, que ante la barbarie no cabe el partidismo", denunció.

"Enfoque integral"

A continuación, y como ayer hiciera desde Bruselas, se dirigió al Gobierno, que no puede limitarse, según Sánchez, a "observar", "asentir", "apoyar las iniciativas de otros países" y a ser "prudente". Hay que tener "posición" y explicársela a los ciudadanos, apremió. Sánchez reiteró su receta: procurar la "unidad de los demócratas y las democracias" frente al Daesh, apelar a la "legalidad internacional que ampare toda solución", y aplicar un "enfoque integral" en la lucha contra el ISIS. Ese enfoque incluye "cortar" las vías de financiación y del tráfico de armas, el impulso a la cooperación al desarrollo, buscar una solución política en Siria y el diálogo con la comunidad musulmana. "Es el tiempo de hablar claro, de la buena política, de dar respuestas que generen seguridad, de la acción y la unidad de los demócratas", culminó. Poco después, Ferraz anunció que el líder se reuniría en la sede federal con representantes de la comunidad islámica en España, precisamente para lanzar esa imagen de diálogo y normalidad con quienes practican la religión de Mahoma.

“Necesitamos políticos que entiendan que frente al terror no puede haber divisiones, que ante la barbarie no cabe el partidismo“, dice Sánchez

Francia ha invocado la cláusula de defensa colectiva (el artículo 42. 7 del Tratado de la Unión Europea), por medio de la cual pide ayuda a sus socios comunitarios "con todos los medios a su alcance". De momento, España ha respondido poniéndose a disposición de París, pero el Gobierno galo aún no ha concretado qué tipo de asistencia requiere al Ejecutivo de Mariano Rajoy.

El apoyo a Carmena no es un "lastre"

Sánchez no se sometió a las preguntas de los periodistas porque la protagonista era otra, Sara Hernández. La mujer a la que él lanzó como candidata a la Secretaría General del PSOE-M, cargo que ella disputó (y ganó) en las primarias del pasado verano. La baronesa madrileña, también alcaldesa de Getafe, no descartó que su partido entre a formar parte del Ejecutivo de Manuela Carmena. "La entrada o no en el Gobierno de la ciudad de Madrid nos la irán marcando las circunstancias, no una fecha en el calendario [en referencia a las elecciones generales del 20-D], no una fría estrategia política, ni a una operación aritmética, sino los intereses de los vecinos de Madrid", respondió, cuando fue preguntada expresamente. 

Hernández no descarta que el PSOE pueda entrar en el Gobierno de Carmena, pero lo irán marcando “las circunstancias“ y los intereses de los ciudadanos

La secretaria general del PSOE-M subrayó que su partido no se arrepiente de haber investido a Carmena como regidora de la capital, ya que los electores pidieron "un cambio", y el PSOE-M ha sido "responsable y corresponsable para dar a la ciudadanía esas aspiraciones políticas", y no siente que ese voto a favor de la candidata de Ahora Madrid sea "un lastre".

Sara Hernández, durante el desayuno informativo de Nueva Economía Fórum de este 18 de noviembre. (EFE)
Sara Hernández, durante el desayuno informativo de Nueva Economía Fórum de este 18 de noviembre. (EFE)

Tras el desayuno informativo, la portavoz municipal, Puri Causapié, fue preguntada por la misma hipótesis. Ella no quiso hacer "especulaciones de futuro" sobre la entrada o no en el Ejecutivo de Carmena. "El partido estará a lo que sea necesario y demande la ciudadanía, estaremos donde pensemos que somos más útiles". Causapié, elegida como responsable del grupo socialista tras la caída de Antonio Miguel Carmona, destacó que su relación con la alcaldesa es buena, que habla "habitualmente" con ella sobre el "día a día", proyectos e iniciativas nuevas, pero no de si conviene o no entrar en el equipo de gobierno. "Eso no se está planteando ahora, lo que se está planteando es hacer las cosas bien, y lo que empieza por hacer las cosas bien es hacer unos buenos presupuestos", completó por su parte el portavoz socialista en la Asamblea, Ángel Gabilondo

A este también se refirió Sara Hernández. "No es aún presidente de la Comunidad de Madrid, pero todo se andará", apuntó, tras alabar su "magnífico resultado" como candidato el pasado 24-M, donde consiguió superar los resultados de Tomás Gómez en 2011. El exministro de Educación no se quiso poner en el escenario de alcanzar la Presidencia del Ejecutivo regional, lo que requeriría de una moción de censura para desbancar a Cristina Cifuentes y el apoyo de Podemos y Ciudadanos. Dijo a los periodistas que él piensa en los madrileños y en sus problemas. "En las otras cosas, no sé lo que ocurrirá, que venga lo que tenga que venir cuando tenga que venir, pero deben saber los ciudadanos de que no estamos en nuestras cosas enredando políticamente, haciendo no se qué triquiñuela para lograr no sé qué cosa", apuntó, informa Efe. 

Hernández dio por "pasada" la página de la destitución de Tomás Gómez el 11 de febrero, una decisión tomada por Pedro Sánchez. Por cierto que sobre el futuro de ambos si vienen mal dadas las urnas en las generales, no quiso pronunciarse: los dos tienen "claro" que dependen de la "voluntad de los compañeros" del partido. 

No teme por el 'caso aparcamientos'

La secretaria general fue preguntada asimismo por el 'caso aparcamientos' que todavía pende sobre el Ayuntamiento de Getafe, pues están imputados cuatro ediles socialistas por la adjudicación presuntamente irregular de unas obras en 2007. Entre otros encausados, figura el exalcalde Pedro Castro y la que era concejala de Obras, Cristina González. El PP denunció el caso y el juez instructor dictó auto de apertura de juicio oral, que fue recurrido por los afectados y por la Fiscalía ante la Audiencia Provincial. Sin embargo, esa resolución hizo que dimitieran de sus cargos, a principios de 2014, los concejales del PSOE y la de IU, que cogobernaba en el Ayuntamiento en la fecha de la adjudicación. González, como ya informó este periódico, es la mano derecha de Hernández en el PSOE-M, y este miércoles se la pudo ver en el desayuno informativo, como muchos otros dirigentes y parlamentarios socialistas. 

La regidora de la localidad madrileña pidió que la Justicia no se use como "arma arrojadiza" y señaló que el caso ya está "cerrado" en Getafe puesto que los implicados dimitieron y dejaron sus actas antes de la apertura formal de juicio oral, antes por tanto de lo que marca el código ético del PSOE, aprobado en octubre de 2014, ya con Sánchez como jefe de filas. Ese gesto de marcharse, "para no dañar al partido", es "grandioso", "honra" a los afectados, elogió. Hernández no cree que pueda verse implicada "en modo alguno" -ella en aquellos años era primera teniente de alcalde-, y de hecho no está imputada. La alcaldesa atribuyó el caso a una denuncia política del PP, que ve "muchos fantasmas allí donde no los hay". 

J)zޱj{^ץjV؜iץ=#1ޕ׬k+)ߢ+

I׳-j'7ihzwF+s^i֝zz{^zzǧqͧh+=k)܅Zz{Zמ+zf^y˭zrjg^'h{kzZ,z,rڞZ,){nWu㫁ͧ"#ڙjzv1zܞޖ,zv+zhƛj7yץjjzS8Cbr%qrjzzھ'KƬȖѡzu,^ %qDljYzTb;j'jȦɨhZ,z,q֭݉^b֩vz]zZv

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios