La delegación de Podemos en la Eurocámara tendrá mayoría de críticos con la dirección
  1. España
TRAS EL REEMPLAZO DE IGLESIAS POR XABIER BENITO

La delegación de Podemos en la Eurocámara tendrá mayoría de críticos con la dirección

El grupo de Podemos en el Parlamento Europeo entra en una segunda fase con una mayoría de críticos y una sola europarlamentaria que fue elegida directamente por sufragio en las europeas

Foto: Pablo Iglesias interviene en una sesión plenaria del Parlamento Europeo. (EFE)
Pablo Iglesias interviene en una sesión plenaria del Parlamento Europeo. (EFE)

Los eurodiputados de Podemos críticos con la dirección serán mayoría en su grupo de la Eurocámara. Tras la renuncia de Pablo Iglesias a su acta para centrarse en la campaña a la Presidencia del Gobierno, solo dos europarlamentarios, de los cinco con los que cuenta la formación, se han alineado con la línea oficial del partido en cuestiones trascendentales como la hoja de ruta marcada en la asamblea fundacional de Vistalegre o el proceso de primarias para las elecciones generales. Se trata de Tania González, que asumirá la portavocía de la delegación de Podemos en el Parlamento Europeo, y Estefanía Torres.

Miguel Urbán y Lola Sánchez formaron parte del equipo alternativo a la promotora, formado por Pablo Iglesias, Íñigo Errejón, Carolina Bescansa, Juan Carlos Monedero y Luis Alegre, en el congreso de Vistalegre. El pasado mes de julio, ambos eurodiputados firmaron un manifiesto crítico que solicitaba una consulta sobre el modelo de primarias propuesto por la dirección, al considerar que dificultaba “la participación abierta, la pluralidad en las listas y la construcción de Podemos desde los territorios”. Asimismo, Sánchez se adhirió, junto a otra veintena de cargos orgánicos, al manifiesto Abriendo Podemos, que reclamaba una mayor apertura del partido y pluralismo interno.

El dirigente vasco Xabier Benito Ziluaga, que será el siguiente eurodiputado del partido cuando se oficialice la renuncia de Iglesias, ya formó parte de la lista Orain Ahal Dugu, la más alejada de la dirección estatal y vinculada a Anticapitalistas, antes de que se decidiese una candidatura de consenso en el proceso de primarias autonómicas. Sin haber escondido en ningún momento su 'opinión propia' en cuestiones que chocaban con la línea oficial, su última diferencia pública con la dirección se produjo hace escasas dos semanas, al sumarse a una manifestación en favor de la liberación de Arnaldo Otegi.

Junto a otros 21 cargos públicos de la formación en el País Vasco, Benito apoyó un manifiesto que contradecía la posición oficial defendida por el secretario general del partido en esta comunidad, Roberto Uriarte, quien había rechazado la participación de Podemos en dicha manifestación. La corriente crítica que mostró su apoyo a las reivindicaciones de la plataforma Otegi askatu-Free Otegi–Libertad para Otegi animaba a la cúpula de su partido en el comunicado a “estar a la altura de la tarea de construir un marco estable y duradero de paz en Euskadi, y todas las fuerzas deben esforzarse en conseguirlo. La oportunidad es histórica”. La posición de la dirección en Madrid, así como de la ejecutiva vasca de Podemos, ante la izquierda 'abertzale', sigue siendo intransigente, después de que Pablo Iglesias exigiese a Bildu su condena del terrorismo en la campaña de las pasadas elecciones municipales.

Cuatro reemplazos en 15 meses

El eurodiputado Miguel Urbán, perteneciente a la corriente Anticapitalistas, ya compitió en las primarias internas para los consejos autonómicos con el candidato, Luis Alegre, apadrinado por el secretario general. Entonces, este último se impuso por el 5% de los votos (900 papeletas), mientras que los miembros de su equipo consiguieron ocupar 18 de los 34 asientos en juego en Madrid, quedando el resto en manos de los candidatos críticos.

Con una mayoría de críticos, y una sola europarlamentaria que fue elegida directamente por sufragio en las europeas -Lola Sánchez-, la delegación de Podemos afronta una segunda fase en la Eurocámara. La nueva responsable de la delegación del partido en el Parlamento Europeo, Tania González, tomó su acta 17 días después de la constitución de la Eurocámara, cuando el exfiscal Jiménez Villarejo abandonó "por motivos, principalmente, de edad”.

La representante asturiana es la única que forma parte del consejo de coordinación de Podemos, el máximo órgano de poder del partido, por encima del consejo ciudadano estatal. Asimismo, es una de las tres coordinadoras del programa de Podemos para las generales, encargada del área de Rescate Ciudadano. La segunda eurodiputada en dejar su escaño fue Teresa Rodríguez, seguida de Pablo Echenique. Sus sustitutos fueron Miguel Urbán y Estefanía Torres, respectivamente.

Pablo Iglesias destacó ayer, durante su rueda de prensa de despedida, que Bruselas ha sido una “escuela” para el partido, al ser la única institución con representación para la formación morada hasta su entrada en los parlamentos regionales y ayuntamientos el pasado 24-M. Tras hacer balance de sus 15 meses en el Parlamento Europeo, el líder de Podemos aseguró que su formación ha contribuido durante este tiempo a modificar la realidad española, al tiempo que se mostró convencido de que llevarán "ese nuevo país al Congreso y a La Moncloa”.

Noticias de Podemos Pablo Iglesias Parlamento Europeo Miguel urbán
El redactor recomienda