DEBATE POR LA izada de IKURRIÑA EN SANFERMINES

La ikurriña abre paso a un callejero bilingüe y al impulso del euskera en Pamplona

El acuerdo programático que permitió gobernar al alcalde de EH Bildu, Joseba Asiron, en la capital navarra incluía el fomento del euskera en la vida pública

Foto: Las cuatro banderas oficiales y la ikurriña en el balcón del Ayuntamiento de Pamplona. (EFE)
Las cuatro banderas oficiales y la ikurriña en el balcón del Ayuntamiento de Pamplona. (EFE)

La ikurriña ondeando al viento en el balcón del Ayuntamiento de Pamplona ha acaparado más titulares que un primer encierro rápido y furioso con tres heridos por asta de toro. Lo cierto es que esta bandera, colgada por primera vez de manera oficial por las autoridades durante el “chupinazo” en Sanfermines, sigue la senda del acuerdo programático firmado por EH Bildu, Geroa Bai, Aranzadi e Izquierda-Ezkerra.

Este documento, firmado el pasado 13 de junio, permitió desbancar a la Unión del Pueblo Navarro (UPN) después de 16 años de gobierno y planteaba un nuevo panorama en la ciudad. Ya en el estudio preelectoral de los comicios autonómicos de la Comunidad Foral de Navarra elaborado por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), un 45,9 % de los consultados calificaba la situación general de la región como “regular” y el 24,6 % como “mala”.

Entre sus 147 puntos, el acuerdo incluye un apartado exclusivamente dedicado a la lengua cooficial del País Vasco y menciona un “plan de normalización lingüística” que aspira a garantizar “el derecho a vivir en euskera” y a satisfacer “la demanda” educativa en este idioma. Además, recoge el propósito de “recuperar el espíritu original de la ordenanza del euskera, actualizarla y desarrollarla”. El gobierno de Asiron ha pactado también con sus fuerzas de apoyo la “oficialización del callejero bilingüe de la ciudad” que además, según consta en otro punto deberá adaptarse a la Ley de Memoria Histórica eliminando “los vestigios toponómicos franquistas en las calles, incluyendo la actualmente llamada Plaza del Conde Rodezno”.

Por otro lado, plantea poner en marcha un “plan de medidas urgentes para la recuperación de los Sanfermines como fiesta popular y participativa” construida “desde la base”.

Debate sobre el sentimiento vasco

El día después del izado de la ikurriña ha estado copado de reacciones políticas llenas de alusiones a la identidad y al sentimiento de pertenencia de los navarros. El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, recalcó en una entrevista en Telecinco que el izado de la bandera vasca en el balcón consistorial pamplonés no le sorprendía porque el alcalde es de Bildu y el “proyecto” de “algunas personas” en el País Vasco es “apropiarse de Navarra y de una parte de Francia”.

La ikurriña ondea en el Ayuntamiento de Pamplona durante el chupinazo

Rajoy entendió que “muchos ciudadanos de Navarra se lo tomen como lo que es, una burla a sus sentimientos”. A este respecto, Asiron ha respondido con ironía: “igual es que él prefiere la ikurriña apaleada y perseguida por la calle”, mientras que se declara partidario de “verla en el balcón con total normalidad”. También el diputado de Amaiur Xabier Mikel Errekondo ha apelado al ejercicio “positivo para la convivencia y la diversidad” que supone la izada de la bandera tricolor: “Tenemos muy claro que es el fin del sectarismo que se ha aplicado hasta estos días. Es la primera vez en que toda la ciudadanía de Pamplona se siente identificada con su Ayuntamiento”, ha señalado Errekondo.

Mientras que el PSOE en palabras de su portavoz socialista en el Congreso, Antonio Hernando, “respeta” la ikurriña pero “no comparte” la decisión de colgarla junto con las otras cuatro banderas que sí reconoce la ley foral de Símbolos de Navarra: la de cada entidad local, la de la comunidad, la de España y la de la Unión Europea. La delegación del Gobierno en Navarra interpuso el lunes un recurso contencioso administrativo contra el Ayuntamiento de Pamplona porque la izada de la ikurriña “supone un acto contrario a la legalidad vigente”. El último Barómetro autonómico del CIS se quedó en 2012, de manera que el pulso del “sentimiento” navarro está en las redes sociales, dividido entre partidarios, indiferentes y ofendidos.

España

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
57 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios