Es noticia
Menú
¿Aeropuertos verdes?, ¿aviones eléctricos? Este es el plan de Aena para conseguirlo
  1. Empresas
inversión de 750 M

¿Aeropuertos verdes?, ¿aviones eléctricos? Este es el plan de Aena para conseguirlo

La aerolínea invertirá 750 millones en un plan de sostenibilidad y acción climática dirigido a convertirla en una empresa cero carbono en el año 2040, una década antes de lo exigido

Foto: Aena quiere ser una compañía neutra en carbono en 2040.
Aena quiere ser una compañía neutra en carbono en 2040.
EC EXCLUSIVO Artículo solo para suscriptores

Aena, la dueña de los aeropuertos españoles, está dispuesta a liderar la compleja transición a la que se enfrenta la industria aeronáutica, una de las más contaminantes del mundo y que irremediablemente debe girar hacia políticas de sostenibilidad. Para abordar esa metamorfosis, el grupo presidido por Maurici Lucena ha puesto en marcha una estrategia dotada con 750 millones de euros, cuyo plato fuerte son los 550 millones destinados al plan de acción climática, con el que Aena aspira a convertirse en una empresa carbono cero en 2040, diez años antes de lo pactado por la industria.

"El camino de la descarbonización del sector aéreo es un camino muy difícil, pero todo el sector está convencido de que es el único posible", señala Amparo Brea, directora de Innovación y Sostenibilidad de Aena. Eliminar ineficiencias, apostar por las energías renovables, valorizar los residuos, recortar los tiempos de espera e, incluso, invitar a los pasajeros a elegir voluntariamente pagar un billete que garantiza el uso de combustibles menos contaminantes son algunas de las iniciativas que ha puesto en marcha la compañía.

Foto: Un avión de Air Europa. (EFE/Alejandro Ernesto)

Al ser un gestor de aeropuertos, Aena aborda este programa desde tres frentes: el suyo particular, el de las aerolíneas y el de sus numerosos proveedores. La medida estrella para convertir sus infraestructuras en aeropuertos verdes pasa por producir ella misma, a partir de fuentes renovables, el 100% de la electricidad que consume, hito que prevé alcanzar dentro de apenas cuatro años.

Para conseguirlo, instalará plantas fotovoltaicas en 14 aeropuertos, programa dotado con 350 millones de euros y que acaba de dar un importante paso con la adjudicación del parque solar fotovoltaico de Madrid-Barajas, que generará por sí solo el equivalente al consumo medio de 65.000 hogares al año. En este mismo aeropuerto, la compañía estudia implantar una planta de biogás para aprovechar los residuos, además de otras iniciativas como la geotermia, que también tiene planteada para los aeródromos de Barcelona y Palma.

placeholder Avión eléctrico simulado de Air Nostrum y Volotea.
Avión eléctrico simulado de Air Nostrum y Volotea.

En paralelo a la búsqueda de fuentes de energía limpias, Aena trabaja en reducir los consumos de energía por pasajero en un 9% para 2030, con iniciativas como la renovación progresiva de los equipos de climatización, la implantación de mecanismos de detención de presencia o luces LED. Aena también quiere disminuir el consumo de agua en un 10% por pasajero e incrementar el uso de fuentes de agua alternativas por pasajero un 150% en 2030.

Más ambicioso es el objetivo de que en 2026 el 100% de sus vehículos sea sostenible, lo que implica tanto la electrificación de toda su flota, con la inversión en puntos de carga y el uso de combustibles alternativos. La compañía prevé instalar más de 3.100 puntos de recarga en 2026, año en el que ha marcado a las empresas de handling (transporte y carga de equipajes) con las que trabaja que el 44% de su flota deberá ser sostenible (eléctrica o que consuma combustibles menos contaminantes) y un 78% en 2030.

El uso de combustibles alternativos también enlaza con el frente que quiere abordar Aena para apoyar a las aerolíneas en su viaje hacia una aviación sostenible. Convencida de que la única tecnología viable en el corto y medio plazo es la ligada al uso de los biocombustibles SAF, la compañía colabora en programas vinculados con la promoción y uso del SAF, que ya se suministra en Madrid y en Barcelona. Además, a través de su app, Aena ofrece a los viajeros la posibilidad de elegir un billete que le garantiza el uso de este combustible, previo pago de la diferencia de costes.

Aena instalará plantas fotovoltacias en 14 aeropuertos, programa dotado con 350 M

Según explica Brea, más del 80% del precio del billete de avión es el coste del combustible y SAF es casi tres veces más caro. Esta fuerte brecha ayuda a entender que las compañías se estén limitando a trabajar con mínimos y que la normativa solo obligue a que, en 2025, un 2% del depósito de los aviones sea SAF, y llegar al 5% en 2030. Pero los ciudadanos tienen en su mano elevar estos listones seleccionando billetes SAF que, por ejemplo, para un trayecto entre Madrid y Barcelona, suponen un encarecimiento de 45 euros.

Algunas aerolíneas se han marcado ya objetivos que van más allá de lo que dicta la normativa y Ryanair, por ejemplo, prevé que el 12,5% de su consumo sea del SAF en 2030; mientras que IAG, 'holding' al que pertenece la española Iberia, se ha marcado un 10%.

Aena también participa en iniciativas dirigidas a la promoción del uso del hidrógeno como futuro combustible alternativo de la aviación y está trabajando en adaptar sus infraestructuras a las primeras aeronaves que el fabricante Airbus prevé poder estrenar en 2035. Antes, en 2030, Brea explica que podrían estar ya listos los primeros aviones eléctricos, mientras que los pioneros de hidrógeno serán un híbrido de eléctrico con pila de hidrógeno.

Aena, la dueña de los aeropuertos españoles, está dispuesta a liderar la compleja transición a la que se enfrenta la industria aeronáutica, una de las más contaminantes del mundo y que irremediablemente debe girar hacia políticas de sostenibilidad. Para abordar esa metamorfosis, el grupo presidido por Maurici Lucena ha puesto en marcha una estrategia dotada con 750 millones de euros, cuyo plato fuerte son los 550 millones destinados al plan de acción climática, con el que Aena aspira a convertirse en una empresa carbono cero en 2040, diez años antes de lo pactado por la industria.

Aerolíneas Maurici Lucena Aeronáutica Noticias de AENA Aeropuertos
El redactor recomienda