REPERCUSIONES

Fusiones y recortes de dividendos, el nuevo escenario que afronta la banca por el IRPH

La opinión del abogado general pone contra las cuerdas a la banca, que vería mermado en gran medida su capital y tendría que recortar dividendos y buscar soluciones para reponerlo

Foto: Sede del Banco de España en Madrid. (Efe)
Sede del Banco de España en Madrid. (Efe)

Nuevos nubarrones sobre el sector financiero. La opinión del abogado general de la UE sobre el IRPH abre un nuevo frente de incertidumbre para el sector. A la espera de lo que diga el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) y de cómo se plasmara en los juzgados españoles, las entidades españoles se enfrentan a recortes de dividendos, fusiones y 'profit warning' (revisión a la baja de los beneficios) por este nuevo impacto negativo.

Este golpe llegaría por la vía de un impacto de capital que todavía es pronto para evaluar. Las previsiones de los bancos de inversión van desde los 2.000 millones a los 44.000 millones que estimó como peor escenario Goldman Sachs. Todo dependería de la letra pequeña de la sentencia del TJUE, en caso de que sea negativa: si es retroactiva, hasta cuándo y cuál es la vía para indemnizar por el IRPH (índice por el que ha de sustituirse).

A la espera de lo que decida el Tribunal de Luxemburgo a finales de año o comienzos del próximo, la preocupación es máxima en el sector financiero, incluidos reguladores y miembros del Gobierno.

Un impacto de miles de millones en capital supondría que las entidades tuvieran que rebajar o anular los dividendos para recuperar su solvencia; supondría un nuevo motivo para reformular los planes estratégicos tras la presión que está sufriendo el sector por los bajos tipos de interés; y podría acelerar las fusiones entre entidades medianas más expuestas al IRPH.

Exposición

En los últimos meses, las entidades han ido comunicando cuál es su exposición actual a hipotecas referenciadas al IRPH. La mayor parte de focos están sobre CaixaBank, con créditos por casi 6.500 millones. Le sigue Santander con 4.300 millones; BBVA, con 3.100 millones; Bankia, con 1.600 millones; Sabadell, con 831 millones; Kutxabank, con 727 millones; Liberbank, con 209 millones; y Unicaja, con 200 millones.

Aun así, estas cifras son orientativas ya que en muchos casos no incluyen el valor inicial de las hipotecas y la exposición a créditos ya amortizados o en la categoría de dudosos. Tampoco se sabe cuánto y desde cuándo sería obligatorio devolver el capital. De ahí las divergencias entre informes de analistas.

Uno de los últimos informes anteriores al dictamen del abogado general, de Barclays, estimaba en algo más de 5.000 millones el potencial golpe, con pérdidas de 2.147 millones para CaixaBank (1,4 puntos de capital); 1.282 millones para Santander (0,2 puntos); 993 millones para BBVA (0,3 puntos); 513 millones para Bankia (0,6 puntos); y 256 millones para Sabadell (0,3 puntos).

Para la banca, todavía es muy pronto para evaluar si habrá impacto y cuál será, y lo importante es que el dictamen "es coherente" con que el IRPH no es un índice abusivo y que sean los tribunales españoles los que evalúen si la comercialización lo fue.

Fusiones y recortes de dividendos, el nuevo escenario que afronta la banca por el IRPH

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios