se hace con dries van noten

Puig compra moda de lujo belga tras decir adiós a la licencia de Valentino

El grupo catalán se ha hecho con una participación mayoritaria de la firma de moda Dries Van Noten apenas medio mes después de que L'Oreal le arrebatara la licencia de perfumes de Valentino

Foto: Así son los diseños del belga Dries Van Noten.
Así son los diseños del belga Dries Van Noten.

Puig pone el ojo en la moda de lujo belga. El grupo catalán de perfumes y textil se ha hecho con una participación mayoritaria de Dries Van Noten, una de las casas de moda de diseñadores independientes más exclusivas.

Esta alianza estratégica llega apenas dos semanas después de que Puig se quedara sin la licencia de los perfumes de Valentino. El grupo de cosmética francés L'Oreal se la arrebató, al firmar un acuerdo a largo plazo con la marca italiana: se encargará de la creación y distribución de sus perfumes a partir del año que viene, una tarea que hasta ahora recaía en Puig. L'Oreal ya está detrás de las fragancias y cosméticos de Yves Saint-Laurent y Giorgio Armani.

Dries nació en Amberes (Bélgica) y fundó su propia marca en 1986. Desde ahora será accionista minoritario y ocupará el cargo de presidente del consejo de administración. "La visión creativa de Dries Van Noten es conocida por su longevidad, su éxito sin precedentes y su clientela leal. Su sello distintivo es el diseño de prendas y accesorios exquisitos para hombre y mujer", explica la compañía en un comunicado. No ha desvelado el importe de la operación.

El CEO del grupo catalán, Marc Puig, destaca la "creatividad excepcional" de la casa independiente de moda. "Nuestra entrada en el capital de Dries Van Noten demuestra nuestro compromiso para desarrollar el negocio de la moda" junto a otras marcas como Carolina Herrera, Jean Paul Gaultier, Nina Ricci o Paco Rabanne.

El CEO de Puig, Marc Puig, junto al diseñador independiente Dries Van Noten.
El CEO de Puig, Marc Puig, junto al diseñador independiente Dries Van Noten.

Por su parte, el diseñador desvela que lleva un tiempo buscando un socio fuerte para la empresa que ha construido a lo largo de 30 años sin caer en las campañas de publicidad o la moda de los 'influencers'. "Amberes y mi equipo seguirán siendo el corazón y el centro de la compañía", aclara.

Puig tiene las licencias de perfumes de marcas como Prada, Christian Louboutin o Comme des Garçons, vende sus productos en más de 150 países y registró unos ingresos de 1.935 millones de euros el año pasado.

Empresas

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios