Hacienda inspecciona a las herederas de El Corte Inglés por el legado de Isidoro Álvarez
  1. Empresas
tras una amortización de 121,5 millones

Hacienda inspecciona a las herederas de El Corte Inglés por el legado de Isidoro Álvarez

Tributos quiere saber si la herencia del presidente del grupo de grandes almacenes está correctamente declarada tras una amortización de 121,5 millones de euros

placeholder Foto: El presidente de El Corte Inglés, Dimas Gimeno, las hijas de Isidoro Álvarez, Marta (2i) y Cristina, y Florencio Lasaga. (Fundación Ramón Areces)
El presidente de El Corte Inglés, Dimas Gimeno, las hijas de Isidoro Álvarez, Marta (2i) y Cristina, y Florencio Lasaga. (Fundación Ramón Areces)

Aceptar una herencia se ha convertido en un problema para muchos españoles. También para los más ricos, como los familiares directos e indirectos de Isidoro Álvarez, presidente de El Corte Inglés hasta su muerte en septiembre de 2014. Según fuentes próximas a la Agencia Tributaria, se ha abierto un expediente para inspeccionar las cuentas de Cartera de Valores IASA, la sociedad a la que fueron a parar parte de los activos del empresario.

Isidoro Álvarez dejó a sus dos hijas, Marta y Cristina Álvarez Guil, a su sobrino, Dimas Gimeno, y a la madre y al tío del actual presidente de El Corte Inglés, el 22% del capital de la compañía de distribución que tenía a través de Cartera de Valores IASA. También una serie de inmuebles, como viviendas y locales comerciales, así como dinero en efectivo. La complejidad de la herencia era tal que algunos de los familiares tardaron hasta dos años en aceptarla y formalizar el traspaso.

En cuanto se registró el cambio de manos ante notario, a finales de noviembre de 2016, los beneficiarios llevaron a cabo una amortización de capital en Cartera de Valores IASA por 121,45 millones de euros. Se trató de una reducción de capital —apenas han dejado 50 millones— que se ha distribuido entre los accionistas y que fuentes oficiales de El Corte Inglés aseguran que se corresponde con el valor de los activos inmobiliarios que dejó Isidoro Álvarez.

Entre otros, la Agencia Tributaria quiere conocer con detalle el origen de estos activos, por lo que ha iniciado una actuación sobre Cartera de Valores IASA. Los administradores de esta sociedad son Cristina y Marta Álvarez Guil, que tras el fallecimiento de su padre actúan como presidenta y consejera delegada, respectivamente. Además, son las dos máximas accionistas de la firma.

Exactamente, controlan el 70% de la sociedad patrimonial, que se corresponde con el 15,4% del capital de El Corte Inglés, mientras que el restante 30% está en manos de Dimas Gimeno, su madre y hermana de Isidoro —María Antonia Álvarez—, y su otro hermano, César Álvarez y los hijos de este. Entre estos últimos tienen el 7% de las acciones del grupo de distribución. La Agencia Tributaria quiere saber si todos los activos transmitidos tenían una procedencia legal, ya que años atrás Hacienda llamó a declarar a parte de la familia Areces por una cuenta en el suizo UBS y unas participaciones en bonos austriacos.

Dividendos y aplazamiento con Hacienda

La gestión de Cartera de Valores IASA es clave para la totalidad de la familia, ya que del reparto o no de dividendos depende que Gimeno, su madre y su tío puedan hacer frente a los impuestos derivados del cobro de la herencia. Al estar en segunda línea de consanguineidad, no pueden beneficiarse de la casi exención fiscal —solo se tributa al 1%— de la Comunidad de Madrid, por lo que han tenido que tributar al 30%. En total, deberían desembolar 96 millones de euros.

En el caso del presidente, cerca de 40 millones. Pero, dado lo elevado de la cifra, no ha podido abonarla de forma instantánea, por lo que se ha visto obligado a pedir un aplazamiento. Como adelantó El Confidencial, el Gobierno de Cristina Cifuentes le concedió hasta 10 años para atender su obligación fiscal. En concreto, le dio 10 años para pagar sus impuestos, con cinco de carencia. El acuerdo también se extendió a los tributos de la herencia de su madre —28 millones— y a los de su tío, otros 28 millones.

De la gestión al frente de IASA de las hermanas Cristina y Marta Álvarez Guil depende una cuestión esencial, como que sus tíos y su primo tengan acceso a los dividendos de El Corte Inglés, una fuente de ingresos fundamental para que Gimeno y sus familiares puedan atender el día de mañana su deuda con la Hacienda madrileña. Además, IASA juega un papel esencial en el conjunto de sociedades y fundaciones que controlan El Corte Inglés.

Noticias de El Corte Inglés Dimas Gimeno Cristina Álvarez Gull Hacienda Marta Álvarez Gull
El redactor recomienda