DLJ pone en venta Santillana tras embolsarse cerca de 100 millones en dividendos
  1. Empresas
posee el 25% de la editorial

DLJ pone en venta Santillana tras embolsarse cerca de 100 millones en dividendos

El fondo ha puesto en marcha la maquinaria para traspasar el 25% que posee en el grupo editorial, una jugosa inversión que, desde su entrada en 2010, le ha reportado un millonario dividendo

placeholder Foto: Libros de Editorial Santillana.
Libros de Editorial Santillana.

El fondo DLJ South American Partners ha puesto en marcha la maquinaria para salirse de una de sus inversiones más acertadas: Editorial Santillana. Según ha podido confirmar El Confidencial con varias fuentes conocedoras, la entidad de capital riesgo estadounidense está ya sondeando el mercado para tratar de traspasar su participación.

A diferencia del planteamiento que se puso sobre la mesa hace tres años, cuando se analizó la posibilidad de una salida a bolsa, en esta ocasión se está trabajando en la línea de una venta directa, opción que podría ser interesante tanto para otro fondo, que se sienta atraído por el liderazgo de Santillana, sobre todo en Latinoamérica, como para un grupo editorial.

No obstante, antes de cerrar cualquier posible acuerdo, DLJ tiene la obligación de ofrecer a Prisa, como socio mayoritario, la posibilidad de adquirir la participación, eso sí, siempre y cuando el grupo de medios -y sus bancos acreedores y accionistas- esté dispuesto a igualar la oferta que haya presentado el potencial tercero.

La decisión de DLJ South American Partners de desinvertir en Santillana entra dentro de la operativa habitual de este tipo de vehículos, que tras unos años de maduración de sus inversiones, buscan fórmulas para desinvertir. Sobre todo, cuando ya han alcanzado los objetivos económicos que se marcaron al entrar, algo que, gracias al dividendo perpetuo que Prisa se comprometió a pagarle, el fondo ha sabido garantizarse.

Fue hace casi seis años cuando DLJ entró en la filial de Prisa tras poner sobre la mesa 279 millones de euros y arrancar al grupo entonces controlado por la familia Polanco el compromiso de cobrar una remuneración preferente -por delante, incluso, de la correspondiente a Prisa-, que le ha permitido embolsarse todos los ejercicios la cifra fija de 25 millones de dólares, pero ajustada al tipo de cambio de cada momento.

Jugoso dividendo

Esto ha hecho que, al cierre de 2014, último ejercicio completo con cifras auditadas, el fondo haya percibido ya el cobro de 91,1 millones de euros, cifra a la que en breve deberán sumarse cerca de otros 22 millones de euros, correspondientes al año 2015, lo que eleva hasta unos 113 millones de euros el importe total acumulado.

"Santillana tiene la obligación de pagar a sus intereses minoritarios (25% del capital social) un dividendo fijo predeterminado preferente al dividendo de Prisa", explica la propia compañía en su auditoría, que todos los años recoge en sus cuenta una obligación de pago futuro a DLJ derivada de este compromiso y que al cierre de 2014 elevaba a 118 millones.

En España, Santillana tiene una cuota de mercado del 19,3% que la convierte en líder. Pero el verdadero El Dorado de la compañía está en Latinoamérica

Santillana es la inversión más longeva de la cartera de Victoria Capital Partners, firma que administra el fondo de capital riesgo DLJ, ya que todas las operaciones anteriores a 2010 han sido vendidas o sacadas a bolsa, argumento que juega en favor de una próxima operación con el 25% de la compañía española. Desde la firma, descartan pronunciarse sobre sus planes y se limitan a señalar que no hacen "comentarios públicos sobre rumores que pueda haber en el mercado".

En España, Santillana tiene una cuota de mercado del 19,3% que la convierte en líder. Pero el verdadero El Dorado de la compañía está en Latinoamérica, donde también ocupa la primera posición en los mercados de Brasil (19,9%), México (17,4%), Argentina (27,6%), Chile (38,8%) y Colombia (17,2%). Además, en Portugal, con una cuota del 7,1%, es la tercera empresa del sector en el negocio de educación.

El precio al que termine vendiendo DLJ su participación en la compañía pondrá en valor a esta, del mismo modo que su irrupción en 2010 supuso valorar toda la empresa en 1.116 millones, y será una importante toma de la temperatura del negocio editorial de habla hispana, que se enfrenta al reto de la digitalización de la educación.

Santillana Noticias del Grupo Prisa DLJ South American Partners Ignacio Santillana Capital riesgo
El redactor recomienda