las obras comenzarán en 2016

ACS y FCC se adjudican la megaobra del Metro de Lima por 3.900 millones de euros

ACS y FCC han sido elegidas este viernes para construir la nueva línea 2 del Metro de Lima, el mayor proyecto de obra pública licitado hasta ahora Perú

Foto: Obras en la primera línea del Metro de Lima. (Efe)
Obras en la primera línea del Metro de Lima. (Efe)

ACS y FCC han sido elegidas este viernes para construir y gestionar la nueva línea 2 del Metro de Lima, el mayor proyecto de obra pública licitado hasta ahora Perú, una de las economías más pujantes de Latinoamérica. Las dos compañías españolas forman parte del consorcio de empresas que se ha impuesto en el concurso para la adjudicación de este megaproyecto, valorado en 5.400 millones de dólares, unos 3.900 millones de euros al cambio, y con fecha de inicio en 2016.

Los responsables de Proinversión, la empresa pública encargada de la gestión y adjudicación de licitaciones de obras públicas, han elegido el Consorcio Nuevo Metro de Lima después de comprobar que su propuesta técnica cumple con las exigencias del pliego de condiciones y que su propuesta económica está por debajo del tope presupuestario que había fijado el gobierno peruano.

Trenes del Metro de Lima. (es.wikipedia.org)
Trenes del Metro de Lima. (es.wikipedia.org)

ACS participa en el consorcio con su filial Iridium Concesiones de Infraestructuras (ostenta un 23% de la sociedad) y FCC a través Vialia Sociedad Gestora de Concesiones e Infraestructuras (con un 19%). Completan la oferta vencedora la peruana Cosapi y la italiana Impregilo, la constructora que acompaña a Sacyr en la polémica ampliación del Canal de Panamá, otro de los proyectos de ingeniería más ambiciosos que se hayan acometido nunca aunque la construcción de la línea 2 del Metro de Lima casi lo dobla en coste. También la italiana AnsaldoBreda participa en el consorcio como empresa encargada de la construcción de los trenes y Metro de Madrid es el asesor técnico del proyecto.

El contrato incluye la construcción de la nueva Línea 2 del Metro de Lima y de los trenes que circularán por ella, así como su gestión integral durante los próximos 35 años. La vía cruzará la capital peruana de este a oeste, desde el distrito interior de Ate-Vitarte hasta el perfil marítimo de la ciudad en la zona de Callao. Además, tendrá un ramal hacia el aeropuerto internacional Jorge Chávez, por el que este año pasarán 15 millones de pasajeros. En total, la nueva línea 2 tendrá una longitud de 35 kilómetros.

El objetivo de las autoridades peruanas es que las obras comiencen en 2016 y en agosto de 2017 ya pueda abrirse al tráfico de pasajeros el primer tramo. La inauguración de la última fase está prevista para finales de 2019. La infraestructura tendrá que ser capaz entonces de transportar 150.000 pasajeros al día.

Un concurso polémico

La oferta vencedora se ha conocido esta tarde después de un controvertido proceso de adjudicación. El consorcio de ACS y FCC se quedó finalista junto a otras dos ofertas lideradas por el gigante brasileño Odebrecht -que ya ha participado en la construcción en la primera línea del Metro- y la italiana Astaldi. Pero, finalmente, estos dos últimos consorcios decidieron no presentar sus ofertas técnica y económica. El consorcio brasileño, que partía como favorito, reclamó al Gobierno peruano que ampliara el importe de la adjudicación y que incluyera en el pliego de condiciones modificaciones técnicas. Tras la retirada de estos dos postores, los partidos de la oposición reclamaron al Ejecutivo de Ollanta Humala que se declarara desierto el concurso por la ausencia de competidores. Pero Proinversión decidió seguir adelante con la licitación y defendió que ha existido suficiente competencia a lo largo de todo el proceso.

Video Línea 2 del Metro de Lima y Callao

Fuentes cercanas al consorcio ganador aseguran a este diario que las autoridades peruanas validaron ayer mismo la propuesta técnica de la oferta encabezada por ACS y FCC y aseguraron que la propuesta financiera se encuentra en el rango económico de la licitación. En concreto, el tope de gasto se había fijado en 6.600 millones de dólares, 4.800 millones de euros al cambio. El consorcio liderado por las empresas españolas se ha comprometido a hacer la obra por 3.900 millones de euros.

El ministro de Transportes de Perú, Carlos Paredes, ha asegurado que es un día grande para su país y que en todo el proceso "se ha respetado la normativa legal de manera estricta y transparente". 

Empresas
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
19 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios