Es noticia
Menú
El BCE admite preocupación por la inflación y no descarta subir tipos en 2022
  1. Economía
Emplaza a marzo para más detalles

El BCE admite preocupación por la inflación y no descarta subir tipos en 2022

La entidad presidida por Christine Lagarde ha copiado 'prácticamente' su último comunicado pese a que la inflación continúa desatada en Europa y alcanzó el 5,1% en enero

Foto: Christine Lagarde, presidenta del BCE.
Christine Lagarde, presidenta del BCE.

"La inflación se mantendrá alta durante más tiempo del esperado, pero descenderá este año, por lo que necesitamos mantener la flexibilidad en nuestra política monetaria", ha señalado Christine Lagarde, presidenta del Banco Central Europeo (BCE), para mantener sin cambios su hoja de ruta, tal y como se preveía, aunque muestra su preocupación sobre el devenir de los precios, ya que "comparado con diciembre, los riesgos de nuestras perspectivas de inflación van al alza, pero no nos queremos precipitar a la hora de tomar decisiones", abriendo la posibilidad a que la tan ansiada subida de tipos pueda producirse durante este año. De ahí que desde la institución aborden con más detenimiento este asunto en su próxima reunión de marzo, en la que debatirán a fondo las perspectivas para ajustar sus proyecciones y decisiones. "Evaluaremos cuidadosamente los datos en marzo y seremos graduales en cualquier decisión que adoptemos", sentenció.

La presidente del BCE no ha descartado la posibilidad de una subida de tipos de 2022, lo que ha provocado que el euro se aprecie con fuerza. La moneda única se anota en torno a un 1,2% respecto al dólar y se intercambia por 1,14 dólares. Por su parte, se ha producido un fuerte repunte en la rentabilidad de la deuda. El bono a 10 años de España escala al 0,93%, su nivel más alto desde mediados de 2019 mientras que la del bund repunta hasta el 0,247%, pese a estar en negativo hace pocos días. Los que han avanzado con fuerza son los bancos, con repuntes de hasta un 6% en el caso de Sabadell, a la que ha seguido muy de cerca CaixaBank (5,5%). Santander y Bankinter también se han anotado subidas de casi un 3,9% y un 3,2% respectivamente; aupando a un Ibex que ha cerrado el parqué dejándose tres décimas y con casi todos sus títulos 'en rojo'.

Así, el BCE ha mantenido los tipos de interés en el 0% y no ha tocado su plan de retirada de estímulos, que continuará de manera lenta, pese a que la inflación continúa desatada y alcanzó el 5,1% en enero. La institución presidida por Christine Lagarde seguirá, por tanto, con su compra de deuda, tanto pública como privada, durante este curso y que se irá reduciendo a medida que avance el 2022.

Foto: La presidenta del BCE, Christine Lagarde. (Reuters/Kai Pfaffenbach)

"Los precios de la energía siguen siendo la principal razón de la alta inflación", según esgrime Christine Lagarde en la rueda de prensa. No obstante, arroja cierto optimismo sobre la presión en los precios, ya que "hay señales de que quizás los cuellos de botella estén empezando a disminuir, pero aún persistirán durante un tiempo".

La presidenta no teme que ómicron, o alguna nueva variante del covid haga descarrilar el crecimiento de la economía de la eurozona. "El impacto de la pandemia en la economía es ahora menos dañino", sostiene.

En el primer trimestre de 2022, el Consejo de Gobierno del BCE ha realizado compras netas de activos bajo el programa de compras de emergencia para la pandemia (PEPP) a un ritmo inferior al del trimestre anterior y suspenderá, tal y como estaba previsto, las compras netas de activos a finales de marzo de 2022. No obstante, reinvertirá los pagos de los principales de las compras ejecutadas al vencimiento, hasta al menos finales de 2024.

Foto: Sede de Sabadell en Barcelona. (EFE/Quique García)

De hecho, el comunicado del BCE de esta reunión es prácticamente calcado al anterior, a excepción de que en esta ocasión el Consejo de Gobierno del BCE ha manifestado que estará preparado para ajustar todos sus instrumentos, según proceda, para asegurar que la inflación se estabilice en su objetivo del 2% a medio plazo. Por tanto, omite el "en cualquier dirección".

Konstantin Veit, gestor de carteras de PIMCO, ha señalado tras la reunión del BCE que "en marzo conoceremos las nuevas proyecciones macroeconómicas del equipo. Si las proyecciones de inflación, que ya son razonablemente halagüeñas, se revisan al alza para 2023 y 2024, es probable que el BCE contemple una vía de salida algo acelerada, un escenario que el mercado ya está valorando. El mercado está valorando plenamente una primera subida de tipos de 10 puntos básicos en julio, lo que implica el fin de las compras netas de activos ya en abril".

"La inflación se mantendrá alta durante más tiempo del esperado, pero descenderá este año, por lo que necesitamos mantener la flexibilidad en nuestra política monetaria", ha señalado Christine Lagarde, presidenta del Banco Central Europeo (BCE), para mantener sin cambios su hoja de ruta, tal y como se preveía, aunque muestra su preocupación sobre el devenir de los precios, ya que "comparado con diciembre, los riesgos de nuestras perspectivas de inflación van al alza, pero no nos queremos precipitar a la hora de tomar decisiones", abriendo la posibilidad a que la tan ansiada subida de tipos pueda producirse durante este año. De ahí que desde la institución aborden con más detenimiento este asunto en su próxima reunión de marzo, en la que debatirán a fondo las perspectivas para ajustar sus proyecciones y decisiones. "Evaluaremos cuidadosamente los datos en marzo y seremos graduales en cualquier decisión que adoptemos", sentenció.

Banco Central Europeo (BCE)
El redactor recomienda