Las bolsas reflejan la incertidumbre

Así castiga la guerra comercial a la confianza de las empresas y a las bolsas

Una prolongación de las medidas basadas en el "ojo por ojo" que han estado impulsando los grandes bloques podría llevar a las empresas a retrasar la inversión y el gasto.

Foto: El presidente de EEUU, Donald Trump, durante la firma de uno de los memorandos. (Reuters)
El presidente de EEUU, Donald Trump, durante la firma de uno de los memorandos. (Reuters)

A los inversores no les gusta la incertidumbre y, estemos en guerra comercial o no, puede que las tensiones comerciales ya estén empezando a notarse. Según apunta la gestora estadounidense Blackrock, la reciente tirantez entre las grandes potencias mundiales por culpa de los aranceles podrían comenzar pronto a erosionar la confianza empresarial y, por ende, perjudicar el crecimiento económico.

Asimismo, Blackrock considera que una prolongación de las recientes medidas basadas en el "ojo por ojo" que han estado impulsando los grandes bloques podría afectar a la economía al dañar la confianza del sector empresarial, "lo cual podría llevar a las empresas a retrasar la inversión y el gasto". También perjudicarían a la economía una subida de los costes y retroceso de la demanda, "resultado directo de los aranceles", asegura Blackrock.


La renta variable de los grandes mercados ha estado reflejando esta realidad en los últimos meses. Al analizar el comportamiento de las bolsas desde que Trump hizo oficiales los primeros aranceles el 8 de marzo, la que más ha sufrido es la bolsa de Shanghai, habiendo registrado unas pérdidas desde entonces de alrededor del 17%, muy cerca de la pérdida del 18% que acumula en términos anuales.

A su vez, el índice estadounidense S&P 500 ha aguantado estos últimos meses con una subida de alrededor del 0,44%, habiendo subido también un 1,48% anualmente, mientras que el STOXX 50 se incrementó un 0,07% desde que Trump hizo efectivos los primeros aranceles, un dato que se compara con la pérdida anual de 2,67% que registra en términos anuales.

En Alemania, cuya economía se apoya fuertemente sobre las exportaciones, el DAX lleva cayendo desde que EEUU impuso la primera tanda de aranceles un 0,31%, lo cual es leve si se enmarca dentro del retroceso de 4,65 que acumula en términos anuales. A su vez, el IBEX español avanzó un 1,14% desde principios de marzo pese a que anualmente lleva perdido un 2,85%.

"Los fundamentales económicos siguen siendo sólidos y apuntalan nuestra visión favorable a la asunción de riesgos a corto plazo", asegura Blackrock en un comentario, "pero reconocemos que riesgos geopolíticos como las tensiones comerciales están amplificando la incertidumbre macroeconómica".

La gestora también recomienda vigilar el sector tecnológico, avisando de que restricciones por parte de EEUU "podrían afectar la cadena de producción china y dañar la capacidad de sus empresas "estrella" de importar tecnologías clave", algo que ya se pudo apreciar con el veto de Trump a la compra de Qualcomm a Broadcom o con la prohibición de la administración a que las empresas de EEUU vendieran componentes a la empresa de telecomunicaciones china ZTE.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios