"Se nota que han jugado contra los chicos"

"Se nota que han jugado contra chicos". Por qué las mujeres del rugby español arrasan

Este sábado 'Las Leonas' pueden proclamarse campeonas de Europa por tercera vez consecutiva. Demuestran que la segunda categoría del Seis Naciones se les queda pequeña

Foto: La Selección española femenino, durante un partido en Madrid del Campeonato de Europa. (EFE)
La Selección española femenino, durante un partido en Madrid del Campeonato de Europa. (EFE)

Si no ocurre nada raro la selección femenina de rugby XV las Leonas— ganarán este sábado su séptimo entorchado europeo ante una Holanda que se ha convertido en el rival recurrente en las últimas finales continentales. Las de José Antonio Barrio enlazarían así su tercer título consecutivo demostrando que el segundo escalón del rugby continental se queda pequeño a una selección que debería estar jugando el VI Naciones ante selecciones con las que compite de tú a tú siempre como Escocia, Irlanda o Italia.

Para el seleccionador, José Antonio Barrio, Yunque, "llegar hasta aquí indica que estamos en el buen camino. El Campeonato de Europa es un hito en el camino que nos debe llevar a cumplir nuestros objetivos: estar en los JJOO de Tokio y clasificar al XV para la próxima Copa del Mundo. Nos la jugaremos con Italia e Irlanda probablemente y ganar esta final significa que estamos haciendo los deberes. Esta final es una meta volante que queremos ganar para seguir creciendo de cara a pelear por la general, que es clasificarnos para el Mundial".

En la grada estará la seleccionadora del Emerging, la segunda unidad de las Leonas, la extalonadora internacional Aroa González. Un referente en el rugby español que ha disputado muchas finales del Europeo. De todas ellas recuerda especialmente "mi primera final, en Malmoe en 2003. Veníamos de jugar un 6 Naciones en el que nos comimos la cuchara de madera y el seleccionador, Kepa Ancín, nos regaló una cuchara de madera serigrafiada en la cena del primer día en el Europeo. Éramos una generación nueva que tomaba el relevo tras el Mundial de 2002 y nos tocaba dar el do de pecho. En el 6 Naciones lo hicimos mal, pero en el Campeonato de Europa salió todo perfecto. Ganamos bien a Suecia, luego a Italia y después en la final a una Francia potente".

De la cita de 2010, en la que también consiguieron el título, "más que la final recuerdo la semifinal con Francia. Les ganamos en Estrasburgo, en su campo y con todas sus estrellas sobre el césped. Al acabar, el público francés, que es bastante exigente, se levantó y nos aplaudió. Nosotras veníamos enrabietadas porque el año anterior nos habíamos quedado sin clasificación para el Mundial 2010 en Londres. Y en la final nos topamos con Italia, que es quien nos terminó sacando al final del 6 Naciones".

La cita de 2011 "fue especial porque se jugó en A Coruña. Las francesas nos esperaban en semifinales y venían con todo para vengar la derrota de la edición anterior, pero volvimos a ganar en un partido muy ajustado en el que metí un ensayo de maul y Patricia estuvo fina con el pie. En la final nos esperaba Inglaterra. Perdimos 3-5 y dimos la cara como nunca ante un equipazo de jugadoras que luego han jugado los siguientes mundiales. Pero siempre recordaré ese partido porque ganando 3-0 nos pitaron una melé en contra a cinco metros. Yo solía robar muchas melés talonando, pero pensé que no debía sacar el pie y centrarme en empujar. No saqué el pie, pero nos metieron en la zona de ensayo. Siempre me he preguntado ¿qué habría pasado si hubiese sacado el pie? Aún hoy lo pienso". Aroa también fue protagonista en los títulos de 2013 y 2016 con el Central lleno para celebrar los títulos ante una afición que poco a poco ha ido creciendo.

Para Yunque el partido ante las holandesas llega en un buen momento "porque nos coge con un ciclo de regeneración de chicas que ya tenemos implementado y creo que las jóvenes se han adaptado bien. Se habla, y sabemos, que World Rugby está haciendo un seguimiento de equipos como el nuestro para generar más partidos de nivel competitivo, ya sea Seis Naciones o en otro formato. Y a nosotras nos interesa jugar el próximo noviembre con equipos de primer nivel para acercarnos más a ellas y poder crecer de cara a la clasificación del Mundial".

Las Leonas, una Selección que no teme a las grandes del Seis Naciones. (EFE)
Las Leonas, una Selección que no teme a las grandes del Seis Naciones. (EFE)

Un rugby "divertido"

Sin embargo, el seleccionador no esconde que será un partido especial para muchas de las chicas y para el rugby femenino en general. "Jugar ante nuestra gente en el Central es un aliciente para las chicas. Muchas de las nuevas aún no tienen ningún título en su palmarés y les ilusiona ganarlo. Creo que es también muy importante llenar el campo lo máximo posible porque es una de nuestras armas y las chicas deben aprender a manejar la presión de jugar con ese apoyo de cara a los partidos importantes que debemos jugar ante Italia, Irlanda o quien nos toque". El seleccionador destaca de esta selección que "es la primera vez que nos llega un grupo completo que se ha criado jugando con chicos. Y eso lo notamos especialmente en el combate, porque llegan de otra forma. Se nota que han jugado con ellos hasta los 16, que combaten de manera más agresiva y no hay que trabajar tanto ese aspecto. Por lo demás tenemos un grupo amplio con un muy buen nivel y el partido ante Holanda lo debemos ganar. Pero lo debemos ganar jugando bien, realizando un juego atractivo para que la gente que venga identifique a las Leonas con un rugby divertido, y debemos ganar creciendo como equipo porque esto es un paso más en la evolución natural del equipo".

Aroa lo verá desde la grada con cierta nostalgia, pero "con mucha satisfacción porque el rugby femenino ha evolucionado mucho. Hay un cambio muy significativo en cuanto a difusión y comunicación. Nunca había visto tantas veces en la televisión a las Leonas. Y eso es muy positivo porque cada vez hay más chicas jugando al rugby en categoría inferiores. En cada equipo hay cuatro o cinco chicas jugando con los chicos. Me encanta ir a verlas, porque las veo muy integradas. Es algo que me emociona porque los chicos no las discriminan, las tratan con igualdad y normalidad porque son de su equipo. Aún faltan muchas cosas, pero estamos en el camino". El camino al Mundial que tiene una meta volante en el Central este sábado con la final del Europeo ante las holandesas.

Rugby

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios