Las tres medallas de la jornada ya dejan a España en mejor situación que Río 2016
  1. Deportes
  2. Juegos Olímpicos
juegos paralímpicos de tokio 2020

Las tres medallas de la jornada ya dejan a España en mejor situación que Río 2016

Las nadadoras Marta Fernández y Sarai Gascón suman ambas dos preseas de bronce al medallero español; Héctor Cabrera hace lo propio en lanzamiento de jabalina

Foto: Sarai Gascón en Tokio 2020 (EFE)
Sarai Gascón en Tokio 2020 (EFE)

El reto era conseguir que el medallero de Tokio 2020 fuera mejor que el de Río, y a falta de algo más de tres días de que finalicen los Juegos Paralímpicos de Japón, el reto ya se ha conseguido. La jornada ha arrancado con una medalla de bronce de Sarai Gascón en los 100 metros mariposa en la clase S9; la catalana, que participa en sus cuartos Juegos, ha logrado su segunda presea, octava en total, tras la plata en los 100 metros libres S9 después de una apretada final en la que ha remontado tras el giro para quedarse 21 centésimas de la segunda clasificada.

"Esta era una prueba que en los últimos años me estaba costando mucho competir a ritmos rápidos y que no la había preparado. Mis opciones más grandes era en los 100 libres, pero he llegado fuerte, me he visto delante y he querido lucharla hasta el final. Cuando he tocado la pared y he visto encenderse las luces, no me lo creía, estoy muy contenta", confesó Gascón tras la prueba. Tenía claro que sus rivales "iban a pasar delante" los primeros 50 metros porque "son más rápidas en el primer parcial", pero que ella siempre hace "muy bien las vueltas". "Todas damos el 120 por ciento y gracias a eso he conseguido medalla", celebró.

Gascón reconoció que "es muy complicado" ganar tantas medallas. "Son mis cuartos Juegos y después de Río pensaba que no iba a competir en ninguno más. Pero hice la mínima, estoy compitiendo y he ganado dos medallas, creo que en un campeonato diez, pero aún me falta el relevo, que tengo muchas ganas de nadarlo porque es una prueba muy bonita", indicó. "Ahora quiero ir poco a poco y mirando año por año, que es lo que hice tras Río. Ya voy siendo de las más mayores, pero mientras que vea que puedo dar 'guerra' voy a luchar. Además, quedan tres años, no cuatro, ojalá que sí pueda estar en París", sentenció de cara al futuro.

Poco después fue el turno de Marta Fernández: la burgalesa, de 27 años, ya había ganado un oro (50 braza SB3) y una plata (50 mariposa S5) y en esta ocasión se ha adjudicado un bronce en la final de los 50 metros libre S4 para convertirse en la primera deportista de la delegación nacional en tener tres preseas. La nadadora se mostró muy contenta tras ganar el metal, y aseguró que es "una locura" haber ganado tres medallas en la cita.

"Estoy bien, esta final era dura y se ha planteado muy dura, pero estoy muy contenta. Ganar tres medallas en los Juegos es una locura, además de la experiencia, que he disfrutado muchísimo nadando y con el equipo, ha sido espectacular", comentó Fernández tras la final. La de Burgos recalcó que no había "pensado" en que pudiese ser la deportista con más medallas ganadas. "Estoy feliz, contenta y pensando ya en descansar y en París. De entrenar tengo ganas siempre, pero unos días de descanso voy a tener seguro y para celebrar las medallas", sentenció.

Bronce también en jabalina

Aunque la natación es el deporte estrella para España de los Paralímpicos, el atleta valenciano Héctor Cabrera ha sumado otro metal más, un bronce, en lanzamiento de jabalina de la clase F13. El de Oliva, de 28 años, se pudo desquitar así de lo sucedido hace cinco años en Río de Janeiro cuando también llegaba como uno de los candidatos al podio y finalmente se quedó en una amarga quinta plaza. En cambio, este bronce también tiene un sabor especial para el lanzador español, que en agosto de 2020 sufría una grave lesión de rodilla, y que justo antes de competir en el Estadio Paralímpico de la capital japonesa empezaba a encontrar sus mejores sensaciones, lo que confirmó para mantener la racha de al menos un metal por día de su deporte.

Y pese a la incomodidad de la mala climatología que está sufriendo estos días Tokio, que ha pasado del calor a la lluvia y a temperaturas más otoñales, Cabrera, plusmarquista mundial de la clase F12 (64,89 m), cogió confianza rápido con un buen lanzamiento de más de 60 metros que le posicionaron en el podio. El valenciano logró su mejor marca de la temporada en el momento adecuado y esos 61,13 metros le terminaron por dar la medalla porque ya no los pudo mejorar, con sólo un intento más por encima de los 60 m (60,77).

Con el oro inalcanzable por el nivel del británico Daniel Pembroke, récord paralímpico con 69,52 y de una categoría superior, Cabrera soñó por momentos con la plata, pero el iraní Ali Pirouj se lo arrebató al final con un mejor tiro de 64,30 y también de una categoría superior. Además, en las otras dos finales de la jornada con participación española, la gallega Desirée Vila fue sexta en longitud de la clase T63 (discapacidad física) con un mejor salto de 4,02 metros, mientras que el madrileño Álvaro del Amo concluyó séptimo en la del lanzamiento de disco F11 (discapacidad visual) con 32,71 metros.

placeholder Desirée Vila, en Tokio 2020 (EFE)
Desirée Vila, en Tokio 2020 (EFE)

Por otro lado, Adiaratou Iglesias, campeona de los 100 metros, se metió en la final de los 400 T13 con el segundo mejor crono (55.70) y Sara Andrés hizo lo propio para la final los 100 metros T64 con el octavo mejor crono (13.39), mientras que Nagore Folgado, junto a su guía Enric Ismael Martín, se quedó en las semifinales de los 100 metros T12 con un tiempo de 13.02.

Juegos Paralímpicos Sarai Gascón Marta Fernández
El redactor recomienda