Es noticia
Menú
Así fue la "brutal" mutación de David Soria: de Segunda B a la final de la Europa League
  1. Deportes
  2. Fútbol
charla con el guardameta del sevilla

Así fue la "brutal" mutación de David Soria: de Segunda B a la final de la Europa League

Comenzó la temporada defendiendo la portería del Sevilla Atlético ante el UCAM Murcia en Segunda B y la finaliza disputando la final de la Europa League frente al Liverpool

Foto: En la imagen, David Soria, el guardián de la portería del Sevilla en la final de la Europa League (Reuters)
En la imagen, David Soria, el guardián de la portería del Sevilla en la final de la Europa League (Reuters)

David Soria, 23 años recién estrenados, será el guardameta titular del Sevilla en la final de la UEFA Europa League, a disputar este miércoles en Basilea. Este mocetón (1,93 de estatura) de mirada chispeante y manos como palmeras, almacena una historia que chorrea sudores y lágrimas. Paso con tiro al aire por el Real Madrid, Leicester, Birmingham, Stoke City, Sporting de Gijón… Y aterrizaje in extremis en el Sevilla, de la mano de Javi García, entrenador de porteros del club, cuando el gigantón exprimía la nube negra de la retirada. Un año en el Sevilla Atlético e iba a repetir cuando, por fin, la buena suerte llamó a su puerta.

Pregunta: Comenzó la presente temporada defendiendo la portería del Sevilla Atlético ante el UCAM Murcia y la finalizará defendiendo la puerta del Sevilla frente al Liverpool, en la final de Basilea. ¡Vaya contraste!

Respuesta: Sí (risa). El cambio es brutal, era impensable hace algunos meses que yo pudiera llegar tan lejos. Pero nada es producto de la casualidad sino del trabajo, de mi tenacidad. Lo he pasado mal, es cierto, pero nunca bajé la guardia. Detrás de mí he tenido a mi gente, sobre todo mi padre (Rafael Soria), que me ha estado empujando para que siga en la lucha, que nunca baje los brazos, que al final, sí o sí, siempre llega el premio a tanto esfuerzo. El fútbol siempre pone a cada uno en su sitio, y eso es una verdad como un templo.

P: Ahora su padre debe estás más que orgulloso. Le hizo caso y ahora tiene las manos llenas con el fruto de su trabajo.

R: Sí, ahora a mi padre no le cabe en el pellejo tanto orgullo. Ha sufrido mucho por mí. Y, con los míos, como un sevillista más, estará en Basilea apoyándome y también al equipo. También estará en el Vicente Calderón.

Ilusión recuperada

P: “Dice que nunca se rinde”, una de las frases del himno sevillista de El Arrebato, parece que fue escrito expresamente para usted.

R: Bueno, sí (risas). También viene que ni al pelo otro de los cantos de la afición del Sevilla, que dice “…recorremos kilómetros, superamos obstáculos”. Estas letras las adopté como lema en mi vida porque lo mío ha sido trabajar, trabajar y trabajar, jamás bajar la guardia. Todo lo que se haga siempre es poco, siempre queda una pizca más de esfuerzo.

"Era impensable hace algunos meses que yo pudiera llegar tan lejos, pero nada es producto de la casualidad sino del trabajo, de mi tenacidad...”

P: Javi García, el preparador de porteros del club, fue decisivo en su fichaje. ¿Es así?

R: Por supuesto. Él me conocía de la selección madrileña e intuía cuánto podía rendir. Le debo mucho, sí. Y ahora trabajo bajo sus órdenes y sigo aprendiendo.

P: ¿Me puede explicar qué ha significado el Sevilla para usted después de tanto peregrinaje en vano?

R: Todo. El Sevilla es el equipo que me ha cambiado la vida y me devolvió la ilusión. Ahora, a mis 23 años, me siento capaz de todo. No me veo límites y todo gracias a la confianza que en mí depositaron en el Sevilla.

Rival de gatillo fácil

P: ¿Qué destacaría del club nervionense?

R: La estructura de trabajo que tiene el Sevilla es incomparable y más completa que la de la mayoría de los equipos del mundo, y se lo digo con conocimiento de causa. En este club un portero dispone de todas las herramientas para hacerse. Es uno de los clubes más grandes de Europa. Aparte de los títulos que ha ganado y de su excelente organización como club, el Sevilla como institución es un gigante, por sentimiento, por su tremenda afición. Lo de sus aficionados no se puede explicar con simples palabras. Escuchar el himno cantado 'a capella' por miles de sevillistas cuando sales del campo… Eso no tiene precio.

“Ahora no me veo límites y todo ello es gracias a la confianza que en mí depositaron en el Sevilla; tengo claro que siempre llega el premio a tanto esfuerzo”

P: ¿Qué sabe del Liverpool?

R: Que es uno de los históricos de Europa, un equipo que vuelve a ponerse en candelero tras la incorporación de Jürgen Klopp, su entrenador. Es un equipo de gatillo fácil, quiero decir que no se lo piensa dos veces a la hora de disparar y hacerlo desde cualquier posición. Además de Sturridge, Coutinho o Roberto Firmino, destaca su bloque. Es un muy compacto, juegan muy juntos y son muy veloces. Nosotros hemos de jugar muy concentrados y no dejar ningún cabo suelto. Es una final.

P: ¿Ve favorito al Liverpool o al actual campeón?

R: Estaremos mitad y mitad. Lo que sí podemos garantizar es que será un partido muy nivelado, un choque de tú a tú, con dos equipos muy potentes que no darán un balón por vencido. Nosotros somos conscientes de que, concentrados, podemos ganar y llevarnos para Sevilla la quinta.

Vellos de punta

P: ¿Ya está viviendo la final de Basilea? ¿Cómo se ve?

R: Aunque no lo quiera, reconozco que tras pasar las semifinales ante un rival tan duro como los ucranianos del Shakhtar me he imaginado varias veces la final y se me ponen los vellos de punta. Pero he de abstraerme del ambiente y poner los cinco sentidos en mi trabajo. Para el choque ante los ingleses debemos poner los cinco sentidos para sacar adelante la final. La fórmula: tranquilidad y confianza. Y desarrollar lo que sabemos.

P: Sergio Rico (22 años), el titular en la Liga, parece que guarda papeletas para defender el marco del Sevilla en la final de Madrid. ¿Qué tal sus relaciones con el compañero?

R: Excelentes. Además de un gran portero, Sergio es buena persona y me llevo muy bien con él. Él es más tranquilo que yo. Quizás yo sea más temperamental y él algo más huevón. Realmente nos llevamos de lujo. Me llevo muy bien con todos los compañeros del vestuario, cosa fácil porque el vestuario del Sevilla es ejemplar. Además de Sergio, con quienes mejor me llevo son Luismi, Coke, Fernando (Llorente), Escudero... Con todos en general.

P: Después de todo lo que ha pasado, usted es de los que tienen los pies bien plantados sobre la tierra. ¿Me equivoco?

R: No, yo creo mucho en el trabajo porque a través del esfuerzo y el sacrificio se puede llegar lejos. Como portero no me pongo límites, aunque tampoco dejo de soñar y soñar. Los sueños también se cumplen.

David Soria, 23 años recién estrenados, será el guardameta titular del Sevilla en la final de la UEFA Europa League, a disputar este miércoles en Basilea. Este mocetón (1,93 de estatura) de mirada chispeante y manos como palmeras, almacena una historia que chorrea sudores y lágrimas. Paso con tiro al aire por el Real Madrid, Leicester, Birmingham, Stoke City, Sporting de Gijón… Y aterrizaje in extremis en el Sevilla, de la mano de Javi García, entrenador de porteros del club, cuando el gigantón exprimía la nube negra de la retirada. Un año en el Sevilla Atlético e iba a repetir cuando, por fin, la buena suerte llamó a su puerta.

Liverpool FC Europa League
El redactor recomienda