historia de las eurocopas - PORTUGAL 2004

Euro '04: Grecia o cómo convertirse en campeón de Europa con lo mínimo

La Eurocopa de 2004 vivió un antes y un después en el fútbol mundial, después de que una selección menor como Grecia hiciera posible el sueño de ser campeona de Europa

Foto: El histórico título de Grecia, el triunfo de la humildad (Foto: UEFA)
El histórico título de Grecia, el triunfo de la humildad (Foto: UEFA)

La Eurocopa de 2004 se convirtió en el torneo de Grecia. Un equipo menor, sin grandes estrellas ni individualidades, pero que jugaba como un colectivo, demostró su capacidad para aprovechar sus ocasiones y materializarlas en gol para alcanzar el éxito ante Portugal, el país anfitrión. Para España, este campeonato de Europa siempre será recordado por la decepción que supuso. A pesar de llegar como gran favorito, el combinado nacional ni tan siquiera pasó de la fase de grupos.

Dieciséis equipos formaron parte del campeonato celebrado en Portugal, y lo cierto es que fue el torneo de las sorpresas pues, además de la selección española, no pasaron la primera fase ni Italia ni Alemania. Grecia, la gran revelación del torneo, comenzó por la puerta grande, derrotando en el partido de inauguración a Portugal, conjunto anfitrión, por 2 a 1. El conjunto heleno comenzaba a mostrar sus credenciales. 

Euro '04: Grecia o cómo convertirse en campeón de Europa con lo mínimo

España, por su parte, comenzó con una victoria por la mínima ante Rusia, pero iba a dejar escapar la victoria ante Grecia después de ir ganando buena parte del partido. Con cuatro puntos en su haber, España necesitaba ganar para asegurarse el pase o empatar si Grecia no sumaba ni tan siquiera un punto. Así, en el tercer partido de la fase de grupos, y tras ver cómo el conjunto heleno perdía, a España le valía el empate. Pero un solitario gol del portugués Nuno Gomes iba a dejar a la Roja en la cuneta a las primeras de cambio.

Ya en cuartos de final, Portugal iba a derrotar en la tanda de penaltis -tras el empate a dos en el tiempo reglamentario- a una de las grandes favoritas como era Inglaterra. En semifinales, lograría acabar con otro de los ‘gallitos’, al derrotar a Holanda por 2 a 1. El combinado luso se acababa de convertir en la gran favorita para llevarse el torneo, pues se convertía en el rival de más entidad vivo a estas alturas de campeonato y, además, jugaba como anfitriona, por lo que lo tenía todo a favor.

Euro '04: Grecia o cómo convertirse en campeón de Europa con lo mínimo

Pero Grecia no estaba dispuesta a regalar nada. Ya en la fase de grupos, iba a economizar sus cuatro goles para meterse a cuartos, donde un solitario gol de Charisteas acababa con Francia. En semifinales, de nuevo tuvo lugar la misma operación: un tanto de Dellas en la prórroga acababa con la República Checa. Así, Grecia se convertía en finalista. Y es que pese a la victoria de los griegos sobre los portugueses en la fase de grupos, sin duda el claro favorito era el combinado anfitrión. 

Con jugadores de la talla de Figo, Deco o Cristiano Ronaldo, el conjunto luso era claramente superior al griego, pero sólo sobre el papel. En el césped, el equipo heleno iba a defenderse con uñas y dientes en busca de su oportunidad. Y, tras sufrir el abrumador dominio portugués, Charisteas iba a aprovechas la ‘suya’ para hacer un gol que hizo historia. Portugal se deshizo, y fue incapaz de igualar el partido a pesar de sus intentos. Grecia se acababa de convertir en campeón. Con un fútbol austero y poco atractivo para el espectador, lo cierto es que su efectividad fue total. Bonito o no, su forma de jugar le valió para convertirse en el campeón de Europa.

Eurocopa

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios