escrito por cinco periodistas

‘Vicente’, la biografía autorizada del respetado Del Bosque, ya es una realidad

Cinco periodistas, entre ellos José Félix Díaz, Jefe de Deportes de El Confidencial, revelan en este libro la larga historia del exitoso seleccionador de la Roja

Foto: Del Bosque, rodeado de niños en un acto celebrado en su Salamanca natal (EFE)
Del Bosque, rodeado de niños en un acto celebrado en su Salamanca natal (EFE)

Cinco amigos, cinco periodistas y un campeón del mundo como gran protagonista. La biografía del doble campeón -Mundial y Eurocopa- ya es una realidad. ‘Vicente’, un título simple para un libro en el que conoceremos un poco más a Del Bosque, el hombre que nos llevó a la gloria en Sudáfrica y que dos años después dirigió una selección irrepetible para ganar una segunda Eurocopa de manera consecutiva.

José Félix Díaz (Jefe de deportes de El Confidencial), Miguel Ángel Lara (Marca), Miguel Ángel Díaz (Cadena Cope), Raúl Varela (Radio Marca) y Javier Amaro (Radio Marca) son los autores de esta publicación en la que conoceremos más a fondo la figura de Del Bosque, y algunas claves que le han llevado a la cima sentado en un banquillo. Se trata de un recorrido por la vida del seleccionador nacional a través de los relatos de las personas que la han compartido con él, además de contar con las reflexiones del propio protagonista. Y es que el propio Del Bosque cierra este libro escribiendo de su puño y letra el último capítulo.

El libro arranca con una emotiva carta de Del Bosque dirigida a la figura de Luis Aragonés, que escribió un día después de su fallecimiento. Vicente recuerda que “Luis marcó el camino a seguir en esta última etapa tan exitosa de la selección, y nosotros en ningún momento hemos querido borrar esta huella, sino más bien apoyarnos en este legado para, poco a poco, ir incorporando los cambios que iban siendo necesarios, en función de la condición física de los jugadores  y de las circunstancias que se iban presentando”. 

A lo largo de las 271 páginas y los 15 capítulos que componen ‘Vicente’ se recorren los momentos más importantes de la vida del seleccionador nacional. Los amigos de infancia de Vicente cuentan que desde bien pequeño ya destacaba con la pelota en los pies en las calles del salmantino barrio de Garrido, junto con su hermano Fermín, al que tanto echa de menos. Al final vio cumplido su sueño de jugar en el Real Madrid y de formar una familia.

Se casó con Trini y tuvieron tres hijos: Vicente, Álvaro y Gema. El seleccionador no oculta que Álvaro, que padece síndrome de Down, es su ojito derecho. Trini, que sigue emocionándose cada vez que recuerda aquel momento, desvela  cómo encajó en su día Vicente aquella noticia tan inesperada: “Os quiero decir a todos una  cosa. No quiero ver ni una lágrima en esta casa. Nos ha tocado a nosotros y gracias a Dios vamos a sacarle adelante. Tenemos medios y quiero que este crío vea felicidad a su alrededor”. 
 
En el Real Madrid trabajó de manera ininterrumpida durante 36 años. Primero como jugador, luego como director de la cantera y, por último, como entrenador. Un mes antes de abandonar el club en 2003, después de que la directiva decidiera no renovarle, rechazó una suculenta oferta de los Tigres, equipo mexicano, que le llegó a ofrecer un sueldo de dos millones de dólares. “Les agradezco la oferta porque es muy importante, pero estoy en el Real Madrid y quiero ganar la Liga”, comentó Vicente.
 
Once años después de su polémica salida, muchos consideran que Florentino Pérez, siguiendo las recomendaciones de sus asesores, no estuvo afortunado al tomar aquella decisión. “Del Bosque es madridista y un tipo honrado, muy honrado. Le tengo cariño pese a lo que la gente pueda pensar. Cuando le veo, le saludo. En la selección está haciendo un gran trabajo y espero que siga haciéndolo”, asegura el presidente madridista.

Su paso por Turquía, para muchos una etapa desconocida, fue corta, pero tremendamente enriquecedora. Del Bosque y su cuerpo técnico tuvieron que sobreponerse a multitud de problemas, pero durante su etapa en el Besiktas dejó una profunda huella en el vestuario. Y eso que allí, con la ayuda del intérprete, echó una de las broncas más sonadas de su carrera en los banquillos. Pese a ello, los jugadores le despidieron haciéndole un emotivo pasillo, como cuenta Tayfun, futbolista turco que trabajó a sus órdenes y que también militó en la Real Sociedad y en el Espanyol.

“Todos entramos en estado de ‘shock’. Nadie se lo creía. El día que se despidió fue algo único. Estábamos todos los jugadores y todos los empleados haciendo un pasillo para aplaudirle. Yo he tenido la suerte de trabajar con muchos y muy buenos entrenadores, he estado en tres países (Turquía, Alemania y España) y nunca había visto nada igual. En medio del pasillo veía a Del Bosque muy emocionado y recibiendo el aplauso de todos. ¡Sin ganar ningún título! Increíble. Cuando Del Bosque se fue, todo el mundo reconoció y se dio cuenta de que habíamos perdido a un gran señor. En un principio había críticas, pero con el tiempo entiendes que, si en siete meses tenía a todo el mundo con él, eso es muestra de su calidad humana”, recuerda el ex de la Real Sociedad. 

Del Bosque explica que “En el viaje a Guinea Ecuatorial y Sudáfrica mantuvimos una conversación con los jugadores que deseo marque un antes y un después. Compartí con ellos la preocupación que sentimos por pensar que es difícil que los jugadores que llevan más tiempo con nosotros -quienes han ganado tanto, como Casillas, Torres o Xavi- vean el futuro con los mismos ojos de aquellos otros más jóvenes, recién llegados, que seguro lo contemplan de distinta forma. Más de una conversación resultó un monólogo tranquilo en un intento muy práctico de ofrecerles mi opinión. Para que no haya ninguna merma en nuestro espíritu de competir. Ésta es una de las mayores preocupaciones que tenemos”. (…).

También explica que “muchos aficionados y algunos medios ven con claridad meridiana los cambios que hay que hacer. Siempre ha ocurrido lo mismo. No seremos nosotros los que obremos por impulsos motivados por un partido o por un gol. Por una racha. Debemos tener perspectiva. El tiempo, la competición y el conocimiento que poseemos de cada uno de los jugadores nos dará la solución. Algunos creen que la edad supone un freno para los veteranos y da vía libre a los más jóvenes, partiendo del principio de que la edad no es ningún mérito, sino solamente un estado. La edad no debe ser el nivel para que formen parte de la plantilla y sí su rendimiento. Nadie vendrá a la selección por los méritos contraídos en el pasado, en otras temporadas; lo harán por su nivel de juego durante esta última temporada. Y con un contrastado espíritu competitivo”.

Ángel María Villar, por su parte, subraya que “Del Bosque no habla mal de nadie. No he visto a ningún técnico así. Sabe ganar y sabe perder. Es el mismo en la victoria y en la derrota. Es un modelo de técnico y de persona”. Mientras, Casillas apunta que “su gran mérito ha sido el de unir España. Gracias a él, hemos sido capaces de ponernos de acuerdo y salir a la calle para celebrar algo bajo la misma bandera. Nos ha ayudado a nosotros, los futbolistas, y a los aficionados. Y es que el respeto y la normalidad son su salvoconducto para el día a día. Gracias, Vicente”. 

Xavi, otro jugador clave en la historia de la Roja, recalca que “es un tío de imagen Mundial. ¡Lo respeta todo dios! De verdad que es imposible que haya una persona que le diga le tengo rabia a Vicente del Bosque. Y si lo hay, ese tiene un problema”. Mientras, Pepe Reina destaca que “todos los entrenadores van, en el autobús, en la primera fila y él va en la segunda. Muchas veces no es fácil evitar ese ego de entrenador y delegar en la gente que tienes cerca. Él lo hace mucho y muy bien”.

Colegas de profesión también colaboran en este libro. Como Pep Guardiola, que resalta que “de mayor me gustaría parecerme a Vicente del Bosque. Se equivoca poco y es por algo. Yo soy muy ‘delbosquiano’. Vicente tiene alma de centrocampista y eso se nota en sus equipos”. Rafa Benítez, por su parte,comenta que “yo diría que su cualidad más notable es la gestión del grupo. Vicente mantiene una buena relación con los futbolistas, porque es un buen tipo y una persona normal, y ellos lo valoran y aprecian. Incluso en situaciones complejas, su manera de afrontar las cosas ha sido, desde mi punto de vista, determinante y ha redundado en beneficio del grupo”.

Jorge Valdano, Trini (su mujer), sus hijos (Vicente, Álvaro y Gema), Iniesta, Capello, Sergio Ramos, Fàbregas, Jorge Pérez, Xabi Alonso, Fernando Hierro, Busquets, Fernando Torres, Van Gaal, Arbeola, Camacho, Collina, Pedro, Mata, Javi Martínez, Diego Costa... El mundo del fútbol se ha volcado en este libro que retrata la personalidad y la vida de un hombre único.

Fútbol
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios