Es noticia
Menú
Carlos Sainz y su grave pero (por fortuna) recuperable error en la clasificación de Imola
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
ESTABA ENTRE LOS MAS RÁPIDOS

Carlos Sainz y su grave pero (por fortuna) recuperable error en la clasificación de Imola

El piloto español fue el protagonista involuntario de la sesión de clasificación para la primera carrera al esprint de la temporada. Un fallo que al menos no arruina todo el fin de semana

Foto: Carlos Sainz, justo después de su salida de pista. (EFE/Sanna)
Carlos Sainz, justo después de su salida de pista. (EFE/Sanna)

No había peor forma de estrenar su contrato de renovación con Ferrari por dos años. El piloto español soñaba con conseguir su primera 'pole position' en Fórmula 1 en la carrera de casa de su equipo y frente a los enfervorizados 'tifosi'. El sueño, sin embargo, se tornó en pesadilla en cuestión de un abrir y cerrar de ojos. Cuando estaba realizando Carlos Sainz su segundo intento en la Q2, al madrileño se le fue el coche de atrás en la penúltima curva de su intento definitivo.

Una verdadera lástima, porque hasta ese momento Carlos se estaba mostrando muy sólido y confiado. De hecho, de haber acabado la vuelta de su accidente quizás hubiera logrado el mejor tiempo de la sesión, pues acto seguido aumentó el agua en la pista, con lo que difícilmente se habrían mejorado los tiempos. Solo el primer intento ya le dio a Sainz el pase al Q3. No obstante, al no tener tiempo material para arreglar los desperfectos de su coche, tendrá que partir en la parrilla del sábado en la décima plaza.

"Muy frustrante", afirmó Sainz nada más bajarse del coche. "El objetivo era asegurar una vuelta con un buen tiempo sabiendo que iba a llegar la lluvia, y honestamente sabía que iba primero o segundo toda la sesión y que, además, no estaba presionando realmente demasiado fuerte, pero el coche me sorprendió en esa curva".

Un 'latigazo' inesperado

En la repetición de las imágenes pudo verse que la rueda trasera derecha del Ferrari se salió muy ligeramente del estrecho carril seco de la pista y, probablemente, ese contacto en apoyo con la zona húmeda hizo inevitable el accidente. "Tal vez estaba empezando a llover o, tal vez, estaban los neumáticos demasiado calientes después de hacer dos vueltas rápidas consecutivas. No sé, necesito entenderlo porque no es el típico error al que me estuviera exponiendo por forzar demasiado", agregó Carlos. "No fue una vuelta que estuviera rodando en el límite en absoluto. Fue una vuelta que estaba para asegurar un buen tiempo, pero sin llevarlo al límite. No tuve ninguna señal que me indicara de que podía perder el control del coche. Simplemente, se me fue de atrás".

Tratando de buscar el lado positivo, Carlos afirmó estar confiado en recuperar posiciones en la carrera sprint y partir en una buena posición el domingo. Es cierto que al configurarse la parrilla con los resultados del sábado, a diferencia de otras carreras, el viernes puede y comprometer tus resultados. En todo caso, si tanto sábado como domingo llueve, no hay que descartar errores y sorpresas entre los pilotos del grupo de cabeza. En resumen, el fin de semana no ha hecho más que empezar para Sainz. Torcido ciertamente, pero en absoluto perdido.

Para añadir sal a la herid, su compañero Charles Leclerc saldrá segundo por detrás de Max Verstappen, autor de la 'pole position' de este nuevo formato de clasificación. Los numerosos 'tifosi' que acudieron en masa al circuito, a pesar de estar todavía en jornada laboral, no ocultaron su decepción. A tenor de la velocidad mostrada en los entrenamientos libres de los Ferrari, soñaban con una primera fila de la parrilla 100% roja.

placeholder Charles Leclerc reconoció una mala elección en el momento decisivo, pero aun así recalcó lo fácil que hubiera sido cometer un error. (Reuters/Massimo Pinca)
Charles Leclerc reconoció una mala elección en el momento decisivo, pero aun así recalcó lo fácil que hubiera sido cometer un error. (Reuters/Massimo Pinca)

Leclerc tiró de prudencia

La salida de pista de Sainz influyó en Leclerc, que, a pesar de ser segundo, estaba a unas inusuales siete décimas por detrás de Verstappen. Así explicó el monegasco las dificultades de la sesión clasificatoria en su fase final: "Fue muy complicada en general toda la sesión cuando rodábamos con neumáticos lisos, pues había que asegurar llegar a la Q3 y ser capaz unir todas las piezas para una buena vuelta. Por eso es aún más frustrante para mí, porque en el momento definitivo tomé la elección equivocada, pero está bien después de todo. Empezar segundo no es un desastre, todavía está todo en juego".

Si la carrera al sprint de 20 vueltas se disputa bajo el agua hay mucho de lotería, especialmente en la salida y la primera vuelta. Sin embargo, de tener unas condiciones relativamente normales, la clave para Carlos estará las primeras vueltas. Dio la impresión de que los Ferrari generan la temperatura ideal para su neumático antes que sus rivales. Si consiguiera el madrileño colocarse para la carrera definitiva entre los cinco primeros de la parrilla, efectivamente ,hay margen aún para lograr cosas importantes. Eso sí, ya no puede permitirse el mínimo error.

No había peor forma de estrenar su contrato de renovación con Ferrari por dos años. El piloto español soñaba con conseguir su primera 'pole position' en Fórmula 1 en la carrera de casa de su equipo y frente a los enfervorizados 'tifosi'. El sueño, sin embargo, se tornó en pesadilla en cuestión de un abrir y cerrar de ojos. Cuando estaba realizando Carlos Sainz su segundo intento en la Q2, al madrileño se le fue el coche de atrás en la penúltima curva de su intento definitivo.

Fórmula 1
El redactor recomienda