campeón de la F3 europea este fin de semana

Mick Schumacher: el hombre que enfrenta a Mercedes y Ferrari y da calabazas a la F1

La lucha entre Mercedes y Ferrari no solo se queda dentro de la pista. Ahora hay un hombre que ha maravillado a todo el mundo del motor y muchos lo quieren en 2019. Mick Schumacher

Foto: Mick Schumacher durante la celebración de su título de F3. (Twitter: @SchumacherMick)
Mick Schumacher durante la celebración de su título de F3. (Twitter: @SchumacherMick)

La lucha entre Mercedes y Ferrari no solo se queda dentro de la pista: hay un hombre de apellido familiar que ha maravillado a todo el mundo del motor y las dos escuderías líderes del mundial de Fómula 1 no le quitan ojo. Mick Schumacher, el joven de 19 años se ha proclamado este fin de semana campeón de la F3 europea y ha habido muchos rumores de que podría dar el salto al gran circo este mismo verano. Un plan que el piloto parece rechazar por el momento.

Por suerte para los de Brackley, su futuro lo tienen atado. Pero la sombra de Maranello por tener al hijo del piloto más laureado de la escudería italiana y de este deporte pesa. Además, conseguir una imagen espectacular de campeones con el joven Mick al volante pone los ojos como platos en la Scuderia. Tal es el deseo que el propio Maurizio Arrivabene le abría las puertas de par en par para que Mick formará parte de Ferrari en un futuro. Rememorar la carrera de su padre sería el sueño de Mick, pero no será ya. Con su temporada sentenciada le toca jugar sus cartas que marcarán su carrera deportiva para bien o para mal.

A la F1 cuando esté preparado al 100%

En la historia del automovilismo han sido muchos los grandes talentos que se han quedado por el camino por una mala elección en su carrera. Fernando Alonso, aunque logró reinar en el gran circo dos veces, es uno de esos pilotos al que le recuerdan de no haber estado en el sitio adecuado en el momento adecuado. Y es que para lograr objetivos casi prohibitivos se deben tomar decisiones en momentos donde se juega a las adivinanzas (a Hamilton le criticaron por dejar McLaren por Mercedes, sin ir más lejos; como ahora a Ricciardo por ir a Renault...). Mick, consciente de ello y de no querer dar un paso en falso, no tiene prisa por llegar a la F1. Es una persona centrada, familiar y bien asesorado: “Ahora podemos pensar en la próxima aventura. Prefiero moverme hacia delante de manera gradual, paso a paso, preparándome realmente bien".

"Es importante siempre tomar la decisión correcta. Lo vamos a decidir en las próximas semanas", señaló en declaraciones para 'La Gazzetta dello Sport'. "Cada piloto tiene el reto de estar en la F1. Es la categoría reina y destacar frente a los demás allí es lo mejor. Hablamos con algunos equipos para dar con la mejor estrategia para el próximo año, pero yo quiero dar el salto cuando esté preparado al 100%”.

Muchos en el Mundial ya se frotaban las manos con la posible llegada del alemán pero todo indica a que habrá que esperar. Liberty ya tiene un ojo puesto en el joven piloto por todo lo que podría generar para el negocio, "Sería una gran historia, por supuesto", reconoció Chase Carey, actual dirigente de la FOM cuando el joven piloto logró el triplete en Nurburgring de forma sorprendente. "Michael Schumacher es un personaje único en la Fórmula 1 como campeón mundial. Es y siempre será un ícono de nuestro deporte. La presencia de su hijo Mick en la Fórmula 1 sería especial. Tocaría los corazones de muchos aficionados de una manera muy especial, de una forma única".

"Puede convertirse en uno de los grandes"

Tras ganar la F3, Mick ha recibido halagos de todos los sitios posibles. El primero de ellos ha sido Gerhard Berger, presidente del DTM, quien remarcó las similitudes entre padre e hijo en todos los sentidos. "Mick parece su padre, se levanta como su padre y camina como él, me di cuenta hoy de que incluso tiene sus brazos, pero lo más importante es que tiene los genes de competición de su padre, sobre todo en la etapa final de este campeonato. Si sigue con este rendimiento, su carrera le llevará hacia la F1", aseguró Berger.

Tres de los campeones de Fórmula 3 europea han llegado recientemente a la Fórmula 1: Lando Norris, Lance Stroll y Esteban Ocon. Este último llegó a la categoría reina apoyado por Mercedes y Toto Wolff, quien mima al joven Mick en todo momento y espera también un gran futuro para el piloto después de aguantar la presión de su apellido. "Toda la atención estaba puesta en él desde el principio. No es fácil lidiar con eso, sobre todo si la temporada no comienza de la mejor forma, como fue el caso", señaló en declaraciones a 'Motorsport Week'. "Su rendimiento en la segunda mitad del año fue impresionante. Ha demostrado que tiene lo que hay que tener y que puede convertirse en uno de los grandes de nuestro deporte".

'Sospechas' de sus rivales

También el encargado de los jóvenes talentos de Red Bull, Helmut Marko, quien subió a su equipo a Max Verstappen con tan solo 17 años, dio su opinión sobre el posible salto de Schumacher a la F1. “Sería demasiado temprano. El hecho de que Verstappen debutara a la edad de 17 años como piloto oficial de Toro Rosso no cambia eso. No se puede comparar". El holandés llegó a la Fórmula 3 sin una gran experiencia pero inmediatamente se convirtió en un ganador. Mick tardó más en establecerse. Tras una mala primera temporada y un inicio irregular en la segunda, llegó Spa, en el quinto fin de semana de carrera de la temporada, donde Schumacher cruzó la bandera de cuadros en primer lugar por primera vez. Un hecho que empezó a abrir una polémica sobre su título que muchos lo han visto, entre ellos su máximo rival Dan Ticktum, como un sospechoso y repentino aumento de nivel que no se avistaba en el comienzo de la temporada. A pesar de ello, la realidad es que el alemán fue campeón y está muy presente en los planes de Ferrari y Mercedes. El futuro del joven de 19 años está muy ligado a acabar en la Fórmula 1.

Fórmula 1

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios