¿El piloto más interesante fuera de las pistas hoy? Lewis Hamilton, sin dudarlo
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
EL MÁS ABIERTO A EXPRESAR SUS EMOCIONES

¿El piloto más interesante fuera de las pistas hoy? Lewis Hamilton, sin dudarlo

Visceral, emotivo, sincero...Puede que otros pilotos sean igual o más interesantes, pero el británico abre su corazón y sentimientos como ningún otro de la parrilla

Foto:

“Necesitamos permitir a los pilotos expresarse más sin luego ser tan criticados, que sus personalidades salgan al exterior, tienen opiniones, personalidad, y deberíamos animarles a que podamos ver más de ellos”. En medio de esta catarsis que está sufriendo la Fórmula 1, este pasado verano Christian Horner reflexionaba sobre la necesidad de potenciar el factor humano y emocional como forma de atracción. Podría decirse que la Fórmula 1 tiene en estos momentossu gran ‘campeón’ en este sentido: Lewis Hamilton.

"Siempre llevo las emociones a flor de piel"

Escomprensible que no todos los pilotosquieran abrirse al gran público con el riesgo de ser devorados por el voraz torbellino mediático y de redes sociales. Pero unmundo hipercontrolado y políticamente correcto, Hamilton va más allá que sus colegas desvelarsecomo unespontáneo soplo de aire fresco. “Siempre llevo las emociones a flor de piel, y esto me puede meter en problemas a veces, pero sé que siempre es mejor ser honesto” ha repetido en numerosas ocasiones para justificar su personalidad, reacciones yopiniones.

Entrenamientos del Gran Premio de Gran Bretaña. En su columna personal de la BBC, Hamilton nos desvelaba los malos momentos que vivió tras el error de cálculo que le relegó al sexto puesto de la parrilla de salida, con Rosberg en la pole. “Realmente no puedo explicar el dolor que sentía cuando llegué a boxes y ví que perdí la pole, fue muy duro,ni podía salir del coche, casi ni levantar los brazos, me quedé sin energía”.

Hundido, se marchóa casa de su padre, y luego relató cuáles fueron sus sentimientos, a solas en su habitación, la conversación con su padre, el apoyo incondicionalde su familia, sus conversaciones con su novia, Nicole Scherzinger y cómo al final fue capaz de elevar su espíritu para la carrera. Es un ejemplo de los muchos que nos ofreceen su columna y también en sus entrevistas.

Un modelo mediático

En Twitter, Hamiltontambién muestra una personalidad rica y fresca, sin temor a la censura que puedan provocar sus gustos, imagen y aficiones. Solo hace falta darse un repaso por su página de Internet (en la sección ‘Life’)para conocer sus‘mejores momentos vitales’ –aquellos que desea hacer públicos, lógicamente- y nos encontramos con un perfil y un estilo de vida diferente a cualquier otro.

Es cierto que la imagen ‘superstar’ de Hamilton se ha acelerado trasla asociación con XIX Entertainment de Simon Fuller, que ha inspiradoal piloto británico un modelo mediático en la línea deotras figuras del “showbiz”. Pero Hamilton se encuentra cómodo proyectando hacia el exterior sus inquietudes y aficiones, suimagen rapera, sus tatuajes, sus perros, alguna gamberrada que otra con coches y motos, sus duelos con Rosberg, la relación entre ambos, temas deportivos y de pilotaje, musicales, sus convicciones religiosas…Hamilton no solo lleva las emociones a flor de piel, sino que también las expresa de forma sincera y directa a través de un amplio abanico de temas.

Un mayor equilibrio personal

“Lewis ha encontrado su propio camino y lo ha desarrollado de manera impresionante, y no necesita mucha gestión”, declaraba Toto Wolff recientemente acerca del propio Hamilton, “ tenemos que entender quétipo de entorno necesita para que funcione al máximo, y no tiene sentido intentar cambiar su personalidad y decirle, 'sabes, tendrías que tener el enfoque de Niki Lauda, de Nico Rosberg, de Fernando Alonso, y no necesitas a tus perros, Los Ángeles o tu música', no es el caso. Lewis necesita todo ello, es su personalidad y le hace funcionar bien”. Cierto es que tambiénMercedes le ha permitido explorar con libertad ese camino de comunicación.

Su evolución también parece reflejarse positivamente conun mayor equilibrio al afrontar la montaña rusa de la presente temporada,en la que se aprecia a un Hamilton alejado de aquel temperamento desbocado y errático de temporadas anteriores. Ha cometido algunos errores (Austria, Gran Bretaña, salida en Monza) y sufrido diferentes problemas técnicos peroha sabido mostrar una madurez desconocida hasta el momento para superarlos, y hoy lidera el campeonato sobre Rosberg con una ventaja de 17 puntos y nueve victorias a cuatro.

El contraste con Alonso

Hoy Hamilton contrasta conFernando Alonso, por ejemplo. Aunque estesiempre fueenormemente celoso paraproteger su vida privada, tambiénabrióun camino más expansivo desde su entrada en Twitter. Pero al margen de queFerraripermita o no otras formas de expresión independientes a sus canales oficiales,tras el ‘famoso tirón de orejas’ de 2013se cerró en torno a Alonsola concha de una política de comunicación más restrictivade Maranello. En este sentido, todos hemos perdido.

“No cambio nada, voy a la carrera cada fin de semana de la misma forma, me aseguro de que he cubierto todo con el coche, aún escucho música para ponerme en el mejor estado mental…Con el tiempo aprendes a manejar lo que te venga… Si voy a meterme en el coche y alguien me da la mano, no importa, si me agarra y me empuja, está bien, estaré tranquilo…Tienes que encontrar el equilibrio adecuado en la vida, y durante una temporada de Fórmula 1…”

Lewis Hamilton se ha convertido hoy en ese ejemplo ideal alque podía referirse Christian Horner. Y, por ello, también en un regalo para los aficionados.

Lewis Hamilton Toto Wolff Fernando Alonso
El redactor recomienda