Es noticia
Menú
El fichaje de Juan Pablo Montoya o cómo 'pescar' a la ex de tu enemigo
  1. Deportes
  2. Fórmula 1
EL COLOMBIANO VUELVE A LOS MONOPLAZAS

El fichaje de Juan Pablo Montoya o cómo 'pescar' a la ex de tu enemigo

Chip Ganassi y Penske son dos equipos rivales en Estados Unidos y Juan Pablo Montoya, ex de Williams y McLaren ha dejado uno para irse con el otro

Foto: Juan Pablo Montoya regresará a los monoplazas a sus 38 años.
Juan Pablo Montoya regresará a los monoplazas a sus 38 años.

Scott Dixon, del equipo Chip Ganassi, y Will Power, de Penske, luchaban en un mano a mano por vencer el pasado GP de Sonoma de este 25 de agosto. En la recta final de la prueba de la IndyCar, ambos pilotos entraron a boxes casi emparejados y Dixon quiso ganarle la posición a Power realizando un pit más rápido. Lo consiguió pero golpeando un neumático que uno de los mecánicos de Power portaba. Dirección de carrera sancionó a Dixon con un drive through para dejar en bandeja la victoria a Will Power, y en mejor posición el campeonato al otro Penske, el de Castroneves, que aumentaba su ventaja en la general con respecto a los pilotos de Chip Ganassi. Este incidente fue el primero entre los equipos Ganassi y Penske, el segundo llegó poco después, cuando Juan Carlos Montoya, hasta ahora piloto de Ganassi en Nascar, declaró su 'amor'y su fichaje por Penske.

Llevan dos décadas batiéndose en duelo y ha sido este verano cuando su rivalidad ha aumentado. Penske Racing y Ganassi Racing se han retado en asfaltos norteamericanos de la Champ Car, Indy Car o Nascar y, a partir de 2014, tendrán un motivo más para querer superar el uno al otro y viceversa. Ganassi vio nacer, crio y dio la fama en 1999 a un joven llamado Juan Pablo Montoya que, con 24 años en su debut, ganó la CART. Ahora, el colombiano regresa a los monoplazas estadounidenses pero vistiendo los colores del equipo enemigo, los de Roger Penske. Ganassi, con el que llevaba disputando la Nascar siete años. Ganassi comunicó a Montoya en agosto que no seguiría con ellos y, un mes después, el bogotano ha devuelto la jugada marchándose al principal contrincante.

Un piropo a la ‘otra’ en casa de tu mujer

"Estoy muy emocionado de formar parte de este equipo de leyenda a partir del próximo año. He tenido la oportunidad de conducir por algunos de los mejores equipos de competición del mundo y siempre he admirado a Roger Penske y su organización". Todavía con el mono de Ganassi, Montoya no ha tenido reparos en hablar de su próxima pareja y echarle algún piropo.

Auténtico, Juan Pablo Montoya siempre ha sido determinante y agresivo en la pista. Su temperamento al volante es un simple reflejo de su personalidad fuera de un coche. No es amigo de la política y es él quien intenta establecer –en la medida de lo posible- sus propias leyes. Por eso, en un movimiento impulsivo abandonó a McLaren y la Fórmula 1 en julio de 2006 para probar suerte en los óvalos. Dejó un gran equipo, que los dos siguientes años fabricaría el coche ganador, para explorar una competición sin el éxito asegurado. Al final, en la Nascar ha disputado más pruebas pero ha obtenido menos victorias: dos frente a las siete en el Gran Circo (y dos terceros puestos en el Mundial).

El McLaren de la Indy

Su marcha de la competición de Bernie Ecclestone llegaría de la mano de su amigo Chip Ganassi para correr en uno de sus coches en la Nascar. Su espíritu, libre, así lo quiso y así ha deseado ahora emigrar de nuevo a los monoplazas… en este caso al del enemigo Penske. Algo así como si regresara a McLaren, en este caso de la IndyCar.

El actual respeto que ambos equipos se tienen es alto con 15 victorias en las 500 Millas de Indianápolis y 12 campeonatos de la Indy para Penske; y los últimos títulos en esta competición de Ganassi entre 2008 y 2011, además de la victoria en 2012 las 500 de Indianápolis. Montoya, desde el año que viene, conocerá las tripas y estructuras de cada uno y podrá juzgar si ha hecho bien en irse al equipo en el que también corrieron ilustres como Emerson Fittipaldi o Mario Andretti… O, más allá de elegir a un equipo, podrá reflexionar si hizo bien en abandonar los monoplazas durante siete años y medio.

Scott Dixon, del equipo Chip Ganassi, y Will Power, de Penske, luchaban en un mano a mano por vencer el pasado GP de Sonoma de este 25 de agosto. En la recta final de la prueba de la IndyCar, ambos pilotos entraron a boxes casi emparejados y Dixon quiso ganarle la posición a Power realizando un pit más rápido. Lo consiguió pero golpeando un neumático que uno de los mecánicos de Power portaba. Dirección de carrera sancionó a Dixon con un drive through para dejar en bandeja la victoria a Will Power, y en mejor posición el campeonato al otro Penske, el de Castroneves, que aumentaba su ventaja en la general con respecto a los pilotos de Chip Ganassi. Este incidente fue el primero entre los equipos Ganassi y Penske, el segundo llegó poco después, cuando Juan Carlos Montoya, hasta ahora piloto de Ganassi en Nascar, declaró su 'amor'y su fichaje por Penske.

Fórmula 1 Bernie Ecclestone McLaren
El redactor recomienda