Es noticia
Menú
El Madrid de Pablo Laso firma otros 10 minutos lamentables y será cuarto en el 'playoff' de Euroliga
  1. Deportes
  2. Baloncesto
REAL MADRID 88 - 97 BAYERN

El Madrid de Pablo Laso firma otros 10 minutos lamentables y será cuarto en el 'playoff' de Euroliga

El conjunto blanco tenía encarrilado el partido ante el Bayern para acabar segundos... pero un hundimiento inexplicable en el último cuarto le complica aún más su camino en Euroliga

Foto: Nuevo tropiezo del Madrid en Euroliga. (EFE/Kiko Huesca)
Nuevo tropiezo del Madrid en Euroliga. (EFE/Kiko Huesca)

El Real Madrid se condenó en un último cuarto ante el Bayern (88-97), en un periodo en el que desapareció y aceptó un parcial de 13-38, después de haber ido ganando hasta por 20 puntos en la primera mitad, con lo que será cuarto y se enfrentará en los playoffs de la Euroliga al Maccabi, si este gana al Fenerbahce el miércoles, o al Anadolu Efes en caso contrario.

A triple limpio. El Real Madrid salió enchufado desde la línea de 6.75 metros y sus cuatro primeros lanzamientos desde esa distancia acabaron dentro, 12-5 (m.3.30) con Gabriel Deck, Fabien Causeur en dos ocasiones y Alberto Abalde como protagonistas. Si a esto le unimos una buena defensa y un ritmo de partido alto, no fue extraño que el Madrid diera buenas sensaciones en la pista ante un Bayern en el que Leon Radosevic y Zan Mark Sisko daban la cara ante la ausencia anotadora, por la buena defensa blanca de Darrun Hilliard y Deshaun Thomas.

Foto: Pablo Laso, cabizbajo tras la última derrota. (EFE/Víctor Lerena)

Al final del primer cuarto, 24-17, con 5 de 9 triples, 9 rebotes y solo 2 balones perdidos, fruto de un ritmo alto posible por las muchas rotaciones de Pablo Laso. En el segundo acto, el Madrid dio una vuelta de tuerca a su propuesta inicial, desarbolando a los alemanes en muchos momentos del partido y alcanzando ventajas considerables, 31-20 (m.12.15) o 49-30 (m.18.45).

Anthony Randolph jugó buenos minutos, también Deck y Jeff Taylor en defensa. El bombardeo al descanso fue de 13 triples anotados en 22 intentos, mientras que el Bayern solo anotó 3 de 11. Un 59.1 por ciento del Madrid y un 27.3 alemán. En rebotes la diferencia fue de 17-13 y el marcador reflejó un claro 52-34 cuando los equipos enfilaron los vestuarios. Causeur y Walter Tavares llevaron la voz cantante en los primeros minutos del tercer acto, ante un Bayern que pareció más resignado a su suerte, fruto de lo cual el ritmo de partido decayó, 61-46 (m.25).

Pese a todo, el Bayern se acercó en el marcador 64-54 (m.27.20), momento en el que apareció Llull para con un triple alejar la barrera psicológica de los 10 puntos en el marcador y volver a abrir la línea directa desde los 6.75 que siguieron Adam Hanga y él mismo, de nuevo, para cerrar el tercer acto con un 75-59. En el inicio del último cuarto, el Madrid se relajó en exceso en defensa y el Bayern volvió a enseñar los colmillos, 75-68 (m.32.30). Y más cuando Thomas clavó un triple para poner el 80-76 en el marcador y Radosevic machacó el 80-78 (m.35), tras un parcial de 5-19.

Todavía se acercó más el equipo bávaro, 82-81, con un triple de Ognjen Jaramaz y se puso por delante con otro de Thomas, 82-84, (m.37). Jaramaz volvió a percutir el aro madridista para poner un inquietante 82-86 a falta de 2.43 minutos. Todos los demonios y fantasmas se aparecieron a un Real Madrid completamente desdibujado. Volvió la desconfianza, los nervios, las pérdidas, los errores y el final fue un desastre hasta el 88-97 final tras un parcial en el último cuarto de ¡13-38!

La derrota del Anadolu Efes en Belgrado deja al Madrid sin rival asignado en playoffs: si el Maccabi gana al Fenerbahce el próximo miércoles, será el rival, si pierde, el Anadolu Efes.

El Real Madrid se condenó en un último cuarto ante el Bayern (88-97), en un periodo en el que desapareció y aceptó un parcial de 13-38, después de haber ido ganando hasta por 20 puntos en la primera mitad, con lo que será cuarto y se enfrentará en los playoffs de la Euroliga al Maccabi, si este gana al Fenerbahce el miércoles, o al Anadolu Efes en caso contrario.

A triple limpio. El Real Madrid salió enchufado desde la línea de 6.75 metros y sus cuatro primeros lanzamientos desde esa distancia acabaron dentro, 12-5 (m.3.30) con Gabriel Deck, Fabien Causeur en dos ocasiones y Alberto Abalde como protagonistas. Si a esto le unimos una buena defensa y un ritmo de partido alto, no fue extraño que el Madrid diera buenas sensaciones en la pista ante un Bayern en el que Leon Radosevic y Zan Mark Sisko daban la cara ante la ausencia anotadora, por la buena defensa blanca de Darrun Hilliard y Deshaun Thomas.

Real Madrid Pablo Laso
El redactor recomienda