millones de visitas en youtube

K-Pop: La bomba asiática contra las estrellas blancas

Corea del Sur planta cara al pop anglosajón con sus propias armas

Foto: El grupo de K-pop surcoreano Twice
El grupo de K-pop surcoreano Twice

Sábado nueve de julio. Once y media de la mañana. Trescientas personas hacen cola frente a un teatro de la Gran Vía. Muchas van vestidas como una mezcla de otaku y fan de Justin Bieber. “Esto va como un tiro, el año pasado no había nadie”, comentan dos adolescentes. ¿Qué hemos venido a ver? Las semifinales españolas de un concurso de K-Pop, exitosa escena coreana que planta cara en Asia a los ídolos yanquis y británicos. La embajada cultural ha tenido el detalle de repartir abanicos de papel entre los asistentes. Una vez dentro, nos reciben con dos pepinos considerables, los videoclips de 'Fire' del la boy band BTS y “Cheer Up” del grupo femenino Twice. La primera, publicada en mayo, tiene casi nueve millones de visitas en Youtube, mientras que la segunda (también lanzada este año) pasa de los 59 millones. La sala se pone a gritar como si los grupos estuvieran tocando en directo.

¿Qué tiene el K-Pop para enganchar de esta manera? Pues lo mismo que el pop anglosajón, pero un poco pasado de rosca, con un entusiasmo y ortodoxia que supera al original. Los ritmos rápidos cortan el aliento y los poperos usan triple ración de azúcar.

K-Pop: La bomba asiática contra las estrellas blancas

Dos mil seiscientos millones de visitas

Para situarnos, podemos decir que el K-pop explotó en los años noventa, un bombazo colorista y contagioso. Hoy mueve montañas de dinero. SM Entertainment, empresa que representa a varios superventas, está valorada en 660 millones de dólares. Artistas como G-Dragon y Taeyang reciben entrenamiento para convertirse en estrellas desde los once años. Algunos grupos tienen tantos miembros que resultan inmanejables. EXO eran doce y se tuvieron que escindir en EXO-K (que cantan en coreano) y EXO-M (que cantan en mandarín). Hablamos de un fenómeno global: los fans de EXO ganaron a las beliebers en un concurso de la MTV de hacer ruido en las redes sociales en 2014. 

Corea del Sur es un país poseído por la fiebre pop. Un fenómeno como 'Gangnam Style', (2600 millones de visitas en Youtube) no sale de la nada

Corea del Sur es un país poseído por la fiebre pop. Un fenómeno como 'Gangnam Style', con más de dos mil seiscientos millones de visitas en Youtube, no sale de la nada. A la semifinal española han venido grupos de todo el país: de Canarias a Barcelona, pasando por Alicante. Cinco aspirantes en la categoría de baile y cinco en la de canto. Todos actúan cantando en coreano y sin subtítulos. Parte del público se sabe las letras de los temas más famosos. Los demás agitan con entusiasmo los palitos fluorescentes que ha repartido el centro cultural de Corea en España, que cumple cinco años de vida. 

K-Pop: La bomba asiática contra las estrellas blancas

Publicidad pop

El espectáculo es digno, pero el volumen de actuaciones y la necesidad de traducir a las autoridades hace recordar a una gala de los Goya tirando a aciaga. Los concursantes despliegan un nivel notable, que sube con los b-boys coreanos que han traído para el cierre, pero es más que dudoso que una industria como el K-Pop vaya a necesitar alguna vez artistas españoles para enriquecer su oferta. Parece más una convención de fans que un concurso de talentos pop.

Es más que dudoso que una industria como el K-Pop vaya a necesitar alguna vez artistas españoles para enriquecer su oferta

A mitad del show hay una especie de publireportaje de cosmética coreana, impartido por ejecutivas nativas, que nos hablan de que la última moda en el país asiático son las uñas de cristal, mármol o en tonos degradados, además de los cosméticos frutales, para presentarse a los chicos con aire de cereza o ciruela roja. “Muchas coreanas utilizan diez productos de cosmética cada mañana”, celebra una de las directivas. Cuando termina la charla, se sortean unos lotes de productos entre los asistentes. Como el caso el pop anglosajón, el product placement empieza a hacer indistinguibles los anuncios de las canciones

K-Pop: La bomba asiática contra las estrellas blancas

Diez mil millones de dólares

Según confirma The Economist, Corea del Sur es el país que marca el gusto de toda Asia y parte de occidente. En 2013 generaron cinco mil millones de dólares en exportaciones pop, una cifra impresionante que esperan doblar para 2017. ¿Como comenzó este rentable tsunami? Casi por decreto estatal. La crisis financiera de 1997 hizo pensar a las élites del país que confiaban demasiado en sus conglomerados industriales. El mismo presidente, Kim Dae-jung, hizo una apuesta por los contenidos culturales, una especie de investigación de hasta qué punto se podía manufacturar el concepto de cool. La respuesta fue brutal: gracias a los incentivos fiscales y subvenciones a start-ups superaron a Japón como creadores de música pop y videojuegos.

Gracias a los incentivos fiscales y subvenciones a start-ups, los surcoreanos superaron a Japón como creadores de música pop y videojuegos

En 2005 el gobierno invirtió mil millones de dólares en desarrollar el K-Pop. Los culebrones coreanos también son masivos en mercados como Filipinas y Uzbekistán. Ahora Japón va a remolque y ha destinado 500 millones de dólares a promocionar la marca 'Cool In Japan'. La pregunta es evidente: ¿bailarán nuestros nietos a estrellas coreanas con la misma naturalidad que a Miley Cyrus? Suena extraño, pero probable.

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios