Es noticia
Menú
¿Zapatillas sin calcetines? Con este truco evitarás el sudor y los malos olores
  1. Alma, Corazón, Vida
UN MÉTODO MUY ECOLÓGICO

¿Zapatillas sin calcetines? Con este truco evitarás el sudor y los malos olores

La sudoración y el mal olor de pies se acentúa con la llegada del verano. Por eso, si quieres llevar tus zapatillas y que no echen un pestazo, sigue este ecológico consejo

Foto: ¿Te huelen los pies? Con este truco absorberás el sudor y evitarás malos olores (iStock)
¿Te huelen los pies? Con este truco absorberás el sudor y evitarás malos olores (iStock)

Por mucho cuidado que uno ponga, hay veces que es inevitable que los pies suden y, por ende, que huelan mal. Esto provoca que este mal olor se impregne en el calzado que usamos. Si a esto sumamos la llegada del calor, la cosa puede ir a peor, ya que, si los pies permanecen cerrados, no transpirarán bien.

Obviamente, existen muchos factores para que los pies suden. Uno de ellos reside en la propia persona. Las hay que son más propensas a sudar y otras que menos. Las hay a las que el sudor no les huele o muy poco y otras cuyo olor corporal es más fuerte.

Foto: Luce unos pies bonitos este verano. (Tracey Hocking para Unsplash)

Asimismo, es fundamental saber elegir las materias primas del calzado y favorecer los derivados naturales y transpirables. El calzado poco transpirable o de materiales acrílicos no es nada recomendable. De hecho, los materiales perfectos para los zapatos son siempre la piel y el cuero.

La solución: el corcho

Sin embargo, muchas de nuestras zapatillas, sandalias o zapatos no siempre están fabricados con materias primas de buena calidad, algo que ocurre también con las plantillas de plástico que, además, son las causantes (en la mayoría de los casos) de provocar la sudoración y el mal olor.

Si queremos evitar los pies sudorosos y malolientes se pueden montar plantillas adhesivas creadas con un material natural y transpirable como el corcho, que es perfecto para no resbalar y que absorbe todo el sudor. El corcho, de origen vegetal, es un gran aislante, capaz de disipar el calor y amortiguar los golpes. Por eso también se utiliza en la industria del calzado para crear zapatos cómodos y duraderos.

Utilizar almohadillas de corcho puede evitar la sudoración y el mal olor de los pies

El truco consistiría en cortar tiras adhesivas de corcho a modo de almohadillas y colocarlas en la zona de la suela donde se produce la transpiración y el roce, es decir, a la altura del talón, en la suela exterior y en la puntera. Estas almohadillas de corcho absorberán el sudor, reduciendo su producción y el desarrollo de olores desagradables. Además, evitarán deslizamientos y la aparición de ampollas o de antiestéticos callos y durezas.

Por mucho cuidado que uno ponga, hay veces que es inevitable que los pies suden y, por ende, que huelan mal. Esto provoca que este mal olor se impregne en el calzado que usamos. Si a esto sumamos la llegada del calor, la cosa puede ir a peor, ya que, si los pies permanecen cerrados, no transpirarán bien.

Trucos Calzado
El redactor recomienda