Los mejores consejos de los dentistas para evitar las caries
  1. Alma, Corazón, Vida
UNA SONRISA BLANCA Y SANA

Los mejores consejos de los dentistas para evitar las caries

¿Cómo minimizar al máximo las posibilidadesd de desarrollar este tipo de problemas? Una serie de expertos nos aporta las claves para gozar de una buena salud bucodental

Foto: Fuente: iStock
Fuente: iStock

Mantener unos dientes sanos y bonitos es esencial para gozar de una vida plena y feliz. La sonrisa, como dicen los sabios, es uno de los espejos del alma, por donde se cuela nuestra comunicación no verbal con los otros, de ahí que haya que poner especial atención en todo lo que concierne a la salud bucodental para mantener un buen aspecto y que nuestras piezas dentales no se deterioren.

Para ello, es esencial que acudas a revisiones periódicas de como mínimo una vez al año. Y más si además tienes hábitos que no son nada sanos para tus dientes, como por ejemplo si fumas o bebes mucho café, el cual es muy ácido y acaba deteriorando el esmalte con mucha rapidez. Por otro lado, también aumenta mucho el riesgo de que aparezcan caries, quizás la patología más común en el mundo odontológico.

Cada vez que comes un producto azucarado, tus dientes están bajo asedio durante los próximos 20 minutos

Lo peor de todo es que muchas veces las caries no se pueden evitar, y aunque tengas una buena higiene bucal, estas tienden a aparecer con el tiempo. Date cuenta que nuestros dientes están en contacto con toda la infinidad de comidas, bebidas y productos que nos llevamos a la boca, por lo que es normal que de vez en cuando tengamos que pasar por el dentista para que nos los ponga todos a punto.

¿Cómo minimizar las probabilidades de sufrir caries? La revista 'The Healthy' ha hablado con varios dentistas para que nos ilustren sobre las mejores costumbres y hábitos en pos de mantener nuestros dientes siempre sanos, limpios y blancos.

Pasta con flúor

Lana Rozenberg, odontóloga afincada en Nueva York, recomienda leer siempre la etiqueta de la pasta de dientes para asegurarse de que contiene fluoruro. "La pasta dental con flúor protege de la desmineralización, que es cuando el azúcar y las bacterias se unen para generar ácido", explica. "Este ácido puede erosionar el esmalte dental y dañar nuestros dientes".

Usa un cepillo eléctrico

A estas alturas, que sigas usando el cepillo tradicional es algo desfasado. Scott Asnis, CEO de una importante consulta privada de Nueva York, asegura que este tipo de instrumento es mucho más efectivo a la hora de limpiar bien las piezas dentales que su homólogo manual. "La mayoría de ellos tienen características que evitan que el cepillado sea demasiado fuerte, lo que a su vez, evita dañar de forma accidental la placa dental y las encías", señala. "A mediad que las encías se desgastan, las raíces de los dientes quedan más expuestas, de ahí que se produzca la famosa sensibilidad a las sustancias frías, además de haber mayor riesgo de que pierdas el diente o de caries".

Acude al dentista una vez al año

Son muchas las personas que tienen auténtico pavor a ir al dentista. Se trata de un miedo muy común pero que perfectamente se puede superar. Además, si no vas los problemas se agravarán más y más, hasta que tengas que ir obligatoriamente porque la boca te duele demasiado. "Al ir al dentista regularmente, se pueden encontrar caries pequeñas o nuevas y ofrecer tratamientos que pueden evitar que aparezcan", asegura Haissam Dahan, dentista de Ottawa, Canadá. "Estas opciones pueden ir desde un tratamiento con flúor o empastes".

Reduce el consumo de azúcar

No solo es malo para tus dientes, sino también para tu organismo en general. Los alimentos bajos en azúcar, además de ser muy saludables, te ayudan a proteger la placa que destruye el esmalte de los dientes. "Cada vez que comes un producto azucarado, tus dientes están bajo asedio durante los próximos 20 minutos", recuerda Rozenberg.

Pasa hilo dental

Sabemos que es un tanto desagradable, pero deberías hacerlo para reducir el riesgo de sufrir caries. Usar hilo dental evita la pérdida progresiva del tejido de las caries y llegar hasta las bacterias que hay entre los dientes, a las que el cepillo no puede llegar.

Salud Bebés Azúcar Dentadura
El redactor recomienda