CON UNAS MÍNIMAS PRECAUCIONES

Sí al colecho: dormir con los padres es beneficioso para los hijos, según un estudio

Además de favorecer el desarrollo neurológico de los bebés, es bueno para prevenir la muerte súbita, al facilitar la lactancia materna

Foto: Los especialistas no ven problema en dormir con los niños en la misma cama (Foto: Pixabay)
Los especialistas no ven problema en dormir con los niños en la misma cama (Foto: Pixabay)
Autor
Tiempo de lectura4 min

Es una de los temas más polémicos que hay en el mundo de los padres y los hijos. La práctica del colecho, que supone que los progenitores duermen en la misma cama que los bebés durante meses o incluso años, tiene tantos defensores como detractores, cada grupo con sus propias razones para posicionarse en uno u otro bando.

Ahora, un estudio asegura que dormir con los bebés hasta sus tres años de vida es muy beneficioso para el desarrollo neurológico de los niños. Una razón de peso para aquellos que defienden el colecho, que no ven problemas en el hecho de compartir cama con sus hijos, en comparación con los beneficios que reciben.

El estudio de la Universidad de Ciudad del Cabo, en Sudáfrica, señala que dormir con sus padres mejora el ciclo del sueño de los bebés, al mismo tiempo que reduce sus niveles de cortisol, la hormona asociada a la generación tanto de estrés como de miedo. Pero, además, facilita la eliminación de toxinas a nivel cerebral.

Colecho hasta los tres años

Los investigadores que llevaron a cabo ese estudio recomendaron a los padres disfrutar del colecho hasta que los menores cumplían los 3 años, ya que esa es la fecha en la que el niño debe comenzar a dormir solo para desarrollarse completamente y dar paso a su proceso de independencia paternal.

Los investigadores recomiendan disfrutar del colecho hasta que los menores cumplan los 3 años

Sin embargo, en el otro punto de vista se encuentran aquellos que no quieren oír hablar del colecho y que solo piensan en los peligros de esta práctica, sobre todo porque ya se han dado casos de muerte por aplastamiento del bebé y también por asfixia e, incluso, por muerte súbita derivada de compartir cama.

Pero un informe del Comité de lactancia materna y Grupo de trabajo para el estudio de la muerte súbita infantil de la Asociación Española de Pediatría, se posiciona del lado de los defensores del colecho. En ese informe se señala que no hay pruebas que asocien la práctica de dormir con los hijos con el hecho de que se produzca una muerte súbita.

La lactancia materna protege contra la muerte súbita (Foto: Pixabay)
La lactancia materna protege contra la muerte súbita (Foto: Pixabay)

La muerte súbita en bebés es la primera causa de muerte neonatal en los países industrializados, por lo que estamos ante un problema más que importante. Sin embargo, la revisión que llevó a cabo el grupo de la Asociación Española de Pediatría no encontró factores de riesgo que predispongan a la muerte súbita por el hecho de practicar el colecho.

Beneficios para padres e hijos

Los defensores de dormir junto a sus bebés aseguran que la comunicación entre padres e hijos es mucho más fuerte gracias al colecho, además de que la madre que da de amamantar a su hijo puede darle de comer de una forma mucho más cómoda que si tuviera que levantarse a mitad de la noche y trasladarse a otra habitación.

Lo que sí recomienda el Comité de lactancia materna es disponer algunas precauciones: por ejemplo, desaconseja la presencia de peluches en la cama, para no confundirlos con el bebé, así como el uso de almohadas de gran tamaño, ya que se corre el peligro de que el pequeño quede atrapado en alguno de los movimientos que hagamos.

Pero más allá de guardar esas precauciones, el hecho de dormir junto a los bebés es muy positivo, sobre todo para ellos. Además de esos datos que hablan de los beneficios para el desarrollo neurológico de los hijos, se ha demostrado que “la lactancia materna tiene un claro efecto protector frente al síndrome de la muerte súbita del lactante”.

No tener peluches en la cama y no usar almohadas de gran tamaño son algunos de los consejos para el colecho

Eso significa que si la madre decide amamantar a su hijo, le estará protegiendo frente a la muerte súbita; y dormir con el bebé es beneficioso para la lactancia; por tanto, al practicar el colecho se estará protegiendo al bebé contra la muerte súbita, siempre que se tomen las debidas precauciones para evitar posibles aplastamientos o asfixias.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios