merece la pena conocerlos

Los trucos para que te den un asiento confortable en un avión

Ya que vas a pasar mucho tiempo metido ahí dentro, antes de llegar a tu destino de ensueño, qué menos que estés cómodo

Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

Volar en avión, sobre todo si eres un poco aprensivo, no es la mejor experiencia que podemos vivir en la vida. Aguantar un viaje de dos o tres horas es factible, pero ¿qué me dices si te tienes que comer un día entero dentro de esa salchicha con alas? Lo mejor es que te encuentres cómodo. Ya que, por ahora, nuestro bolsillo no nos permite alquilar una de esas lujosas suite que hay en la terminal de Los Ángeles, elige al menos un asiento de calidad y que no te pase como a esa señora que salió esposada porque se quejó de que los compañeros con los que tenía que compartir las horas de vuelo eran "unos cerdos que la aplastarían".

Pero, ¿cómo hacer para elegir al señor de todos los asientos? Cuando estamos sacando el billete para irnos a las Maldivas, a veces es en lo que menos pensamos. Sobre todo si queremos ahorrar y hemos optado por un vuelo de una compañía de bajo coste. Sin embargo, como indica 'Market Watch', hay secretos con los que podrás optar por el mejor lugar donde depositar tus posaderas durante mucho rato.

¿Qué buscas?

Hay que tener claro que depende de lo que busques, tendrás que centrarte en unos asientos u otros. Por ejemplo, un estudio que elaboró la revista Time que analizó 17 accidentes aéreos ocurridos desde 1985, determinó que los pasajeros supervivientes o que sufrieron daños menores se encontraba en la parte trasera del avión. Las butacas con un riesgo de mortalidad más bajo eran las del medio de la fila, es decir, entre el pasillo y la ventanilla.

Lo mejor es estar atento y consultar con frecuencia los asientos disponibles, pues conforme se acerca la fecha de partida la aerolínea puede sacar nuevos

Por otra parte, si lo que realmente quieres es tranquilidad, quizá deberías optar por el asiento al lado de la ventanilla. Puedes reposar la cabeza si necesitas dormir y no te molestarán tus compañeros. Aunque los lugares en los que se puede disfrutar de más silencio suelen ser los que están en las partes de delante del avión. Cerca de las alas notarás menos las turbulencias, y atrás o delante saldrás antes del avión. Ahora elige, ¿probabilidad de sobrevivir o de descansar? ¿Qué prefieres? Después de pensarlo ya podrás buscar lo que deseas. Y ahora el siguiente paso.

Elige la aerolínea...

...con más espacio para las piernas. Es de cajón, y además, lo puedes comprobar. Otra cosa es que quieras pagar por la aerolínea en cuestión. Primero vayamos con la cuestión principal: ¿es un vuelo de corto recorrido? Entonces, decántate por Norwegian o Ryanair, que tienen 76 centímetros de espacio, frente a otras como Iberia express, que únicamente cuenta con 71. Germanwings, por ejemplo, es más variable, y puede tener desde 73 a 81, dependiendo del avión y el asiento.

¿Es, por el contrario, un vuelo de largo recorrido? Entonces las opciones cambian. Emirates puede llegar a tener 85 centímetros, igual que Turkish Airlines, seguido de Air France y Qatar Airways. Los que, desgraciadamente, tienen menos espacio (entre 79 y 81 centímetros) son British Airways, Air Europa, Lufthansa e Iberia. Al menos estás prevenido.

Sé paciente

A veces, puedes tener suerte en el último momento. Así por lo menos lo explica Gabe Saglie, editor senior de 'Travelzoo'. "Tienes que estar atento y consultar con frecuencia. Normalmente, cuando compras el vuelo con mucha antelación, sacan los asientos que quieren que se llenen antes, además, es una fórmula de alentar a las personas a que paguen más por un pasillo, por ejemplo. A medida que se acerque la fecha del vuelo es bastante probable que la aerolínea haga actualizaciones".

"Lo ideal es revisar con dos o tres días de antelación, incluso con 24 horas. Cuando llegues al mostrador o a la puerta de facturación puedes preguntar también si hay asiendos disponibles. A veces (no siempre), puedes cambiarlo por otro asiento que te parezca mejor sin que suponga un coste, pero esto depende de las compañías así que mejor que conozcas sus condiciones".

Cuidado con los asientos no reclinables

A veces no es únicamente el espacio para las piernas el problema. Un asiento que no se reclina también puede ser el protagonista de tus pesadillas más tenebrosas. Vigila eso, sentarte erguido durante 18 horas puede ser un tedio, y algunas aerolíneas, desgraciadamente, no ofrecen otra opción más que esa.

¿Cuándo hacer el Check-in?

Saglie también aconseja que hagas el Check-in exactamente 24 horas antes del vuelo. "Tan pronto como se abre la ventana de registro, a menudo se muestran los nuevos asientos disponibles".

A las malas, merece la pena pagar un poco más por un asiento mejor. Lo barato sale caro. Especialmente si vas a un vuelo de larga distancia. "Incluso un vuelo que se supone de una hora no lo es en realidad", señala Saglie. " Por lo tanto, puede valer la pena pagar, incluso en un vuelo corto, especialmente porque a veces puede obtener un espacio adicional para las piernas por tan solo 8 euros".

Alma, Corazón, Vida
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios