publicado en la revista 'cancer research'

Los peligros del azúcar: aumenta los casos de cáncer de mama y metástasis pulmonar

Un estudio llevado a cabo por el Centro Oncológico MD Anderson ha determinado que la fructosa procedente de la sacarosa incrementaría la probabilidad de sufrir estas enfermedades

Foto: La dieta occidental incluye un alto consumo de azúcar (Corbis)
La dieta occidental incluye un alto consumo de azúcar (Corbis)

El azúcar se ha convertido en una de las lacras de la sociedad actual. Su consumo no para de incrementarse y es la responsable de múltiples patologías que no eran tan frecuentes hace años, cuando la ingesta de este alimento no era tan elevada. La dieta occidental incluye en su menú gran cantidad de 'dulce' que conlleva una tendencia importante a la obesidad y enfermedades como la diabetes, entre otras.

Según el último estudio del Centro Oncológico MD Anderson de la Universidad de Texas, el azúcar también podría estar detrás del cáncer de mama y la metástasis. Los tumores necesitan gran cantidad de azúcar para poder reproducirse y llegar a todas las partes del organismo, por lo que un mayor consumo supondría incrementar las posibilidades de padecer esta enfermedad. 

La investigación, publicado en la revista 'Cancer Research' y desarrollada con el trabajo en ratones, creen haber demostrado una relación directa entre una ingesta excesiva de azúcar y el riesgo de padecer cáncer de mama o metástasis pulmonares gracias a una vía metabólica conocida como 12-LOX (12-lipoxigenasa). En concreto, los expertos señalan a la fructosa procedente de la sacarosa como responsable de la aparición de tumores.

“Hemos demostrado que el consumo de sacarosa en ratones, comparable a los niveles de las dietas occidentales, conducía a un aumento del crecimiento tumoral y las metástasis en comparación con una dieta de almidón sin azúcar. Esto se debería, en parte, a un aumento de la expresión de 12-LOX y un ácido graso llamado 12-HETE”, afirma Peiying Yang, profesor de Medicina Integrativa, Paliativos y Rehabilitación del anteriormente citado centro oncológico.

En el análisis, los expertos dividieron a los ratones en cuatro grupos y a cada uno de ellos se les asignó una dieta diferente. Trascurrido medio año, el 30% de los mamíferos con control de almidón presentaban tumores, frente a un 58% de los roedores que habían desarrollado cáncer después de haber seguido una alimentación rica en sacarosa. También los casos de metástasis pulmonares fueron más elevados en los grupos con una ingesta mayor de azúcar.

Alma, Corazón, Vida

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios