DIMITE ASEDIADA POR SUS VÍNCULOS CON la trama

Las amistades peligrosas que han enterrado la carrera de la superviviente Eva Borox

Dicen que David Marjaliza no le ha perdonado que encabezara una protesta en Valdemoro contra la Púnica con un cartel en la mano que rezaba: "Regeneración democrática, ya"

Dicen que todo ha sido por venganza, una vendetta que se escenificó este jueves por la tarde, lágrimas incluidas, con la dimisión de Eva María Borox Montoro, 44 años, ya exdiputada del grupo parlamentario de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid. Una represalia que se empezó a fraguar una fría tarde de octubre de 2014, cuando un buen puñado de ciudadanos indignados se echaron a las calles para protestar porque la corrupción había manchado el buen nombre de su municipio. La operación Púnica tenía un epicentro, y ese era Valdemoro. Encabezando la protesta una conocida vecina de larga melena con un cartel naranja en la mano que rezaba: “Regeneración democrática, ya”.

Dicen que eso fue el principio del fin, que la familia de David Marjaliza, el principal cabecilla de la trama, que ha pasado trece meses de prisión preventiva en la cárcel de Aranjuez, no se lo perdonó. "Con lo amigos que habían sido. Allí estaba ella, la primera, protestando, qué cinismo, es una superviviente, siempre lo ha sido”, señalan fuentes del entorno del empresario imputado. La familia de Marjaliza le puso la cruz. Solo era cuestión de tiempo. Y Marjaliza, que la primavera pasada decidió que ya estaba bien de chupar trena, decidió pactar con la Fiscalía, colaborar con el juez y deslizar hábilmente el nombre de Eva Borox. Cuando lo dijo, en junio, Borox acababa de tomar posesión de su nuevo y flamante cargo: diputada en la Asamblea de Madrid tras ir de número 3 en la lista encabezada por Ignacio Aguado.

Eva Borox llegó a la política y al PSOE de la mano del exalcalde José Huete López y del imputado en la trama Antonio Serrano Soldado

Muchas de las fuentes consultadas coinciden en utilizar el mismo término a la hora de definirla: "superviviente". Borox llegó a la política muy joven, en una localidad controlada tradicionalmente por el PSOE. José Huete López fue alcalde socialista entre 1983 y 1999 y fichó a Borox como asesora en el grupo municipal a finales de los años 90. Pero en 1999 Huete dejó la política (tras 16 años como regidor) después de que la Comisión de Ética del Partido Socialista de Madrid (PSM) le investigara por el sospechoso incremento de su patrimonio. A Huete le sustituyó Antonio Serrano Soldado, uno de los detenidos e imputados en Púnica. La marcha de Huete provocó que en 1999 un emergente Francisco Granados le diera la Alcaldía al PP por primera vez en la historia de Valdemoro.

Borox no entró en una lista electoral hasta los comicios de 2003. El PP volvió a ganar y ella ocupó un escaño en la oposición municipal. Pero a Serrano Soldado le gustaban más los negocios y dejó la política. Una gestora se hizo cargo de la agrupación socialista y Eva Borox se hizo con la portavocía del grupo en 2006. "Yo trasladé al Partido Socialista de Madrid algunas de las irregularidades de la que fui testigo, también a la Fiscalía Anticorrupción y al Tribunal de Cuentas. Por eso he estado sometido a todo tipo de presiones", señaló este jueves en la rueda de prensa en la que anunció su dimisión, adelantada por El Confidencial, en la que no aceptó preguntas.

Eva Borox, en una protesta contra la corrupción cuando se destapó la trama Púnica en octubre de 2014
Eva Borox, en una protesta contra la corrupción cuando se destapó la trama Púnica en octubre de 2014

Se abre la caja de Pandora

La agrupación municipal socialista vivió entonces su peor etapa y se destapó la caja de los truenos. Borox, Margarita Peña y Ángel Vázquez se presentaron a unas primarias internas para encabezar la lista del PSOE a las elecciones de 2007. Borox ganó con holgada mayoría pero la candidata preferida del partido era Peña. Borox tenía ya muchos enemigos y varios militantes del PSOE entregaron a la dirección regional un informe que denunciaba el sospechoso desembarco de afiliaciones a la agrupación. "Había cerca de 380 militantes, algo histórico. Muchos de los que vinieron a la sede para votar en las primarias no sabían ni donde estaba. Es cierto que en elecciones internas los candidatos siempre afilian a gente conocida para arrancar algún voto más, pero aquello fue escandaloso", señala un exmilitante que vivió aquellos años.

El informe denunciaba que muchos de los nuevos afiliados estaban controlados por el PP y por un poderoso empresario de la zona, David Marjaliza Villaseñor, al que se conocía con el apodo de 'Mortimer'. En la candidatura que quería encabezar Borox iba de número 6 un tal Norberto Russo, un trotamundos de los partidos políticos. El señor Russo estuvo en la lista del PP en 1991, en la lista del Partido Independiente de Valdemoro en 1996 y en la candidatura del PSOE en 2007. "Nos llegó un informe con este tema que incluía vinculaciones empresariales de Borox con Marjaliza", explica Andrés Rojo, en aquellos años en la dirección del PSM. "Entregamos fotos de Borox en un barco con Marjaliza", señala uno de los autores de ese informe. "La amistad de Marjaliza y Borox era muy conocida. Él venía a menudo por la sede de la agrupación, donde Borox también colocó laboralmente a su hermana", afirma Margarita Peña.

A finales de 2006 un grupo de militantes socialistas de Valdemoro entregó a la dirección regional un informe que revelaba sospechosas afiliaciones

El PSM decidió entonces suspender a toda la agrupación de Valdemoro. Otra gestora se hizo cargo del partido que solo dejó reafiliarse a los militantes 'limpios' de cualquier sospecha. Margarita Peña fue elegida candidata en febrero de 2007 y Borox dejó el PSOE. "No sin antes presionar. Yo estuve en una reunión en la que ella y los suyos nos increparon y tiraron algún objeto", concluye Rojo. Borox deja la política, momentáneamente, y crea la Asociación por el Progreso de Valdemoro. Además, se reincorpora al Ayuntamiento (es personal laboral desde 1991), en el departamento de multas.

Del CDS al CDL

Pero la superviviente Borox resurge en los siguiente comicios. En las municipales de 2011, el ya extinto CDS le propone encabezar la candidatura en el municipio. Pero hay un problema. El Tribunal Supremo no deja a CDS presentarse a las elecciones, ya que hay tres denuncias de tres personas que se disputan la presidencia del partido. Entonces aparece CDL, una escisión de CDS, que no tiene candidatura en Valdemoro y le ofrece encabezar su lista. Borox acepta, lo que le tira es la política. CDL apenas obtiene 900 votos. "La campaña nos costó 13.000 euros y unos 7.000 salieron de un patrocinador desconocido", explica un exdirigente de CDL. Tras las elecciones Borox se convierte en vicepresidenta nacional de CDL y un año después, en octubre de 2012, se hace con la presidencia. 

En 2013 empiezan los contactos para que CDL se incorpore a Ciudadanos. Pero Eva Borox pide mucho y las negociaciones con Fran Hervias [secretario de Organización) y José Manuel Villegas [ahora diputado nacional y vicesecretario general del partido] se rompen. Al final "los puentes se recondujeron gracias a otros interlocutores", y el acuerdo de integración se firmó en febrero de 2014. Otra vez la superviviente Borox, que consigue ir de número 3 en la candidatura a la Asamblea de Madrid. Su marido, Raúl del Olmo España, policía local de Valdemoro, pensionista por una incapacidad, se cuela en la lista municipal de Ciudadanos, que en mayo de 2015 consigue la Alcaldía de Valdemoro. Ahora es primer teniente de alcalde.

David Marjaliza, a su salida en prisión en diciembre de 2015.
David Marjaliza, a su salida en prisión en diciembre de 2015.

Pero la venganza es un plato que se sirve frío. Marjaliza sale de prisión en diciembre de 2015 y regresa a Valdemoro, donde vive su familia, a dos calles de donde reside Eva Borox y su pareja. Ya ha declarado ante el juez Eloy Velasco, y ha ofrecido datos reveladores: que llegó a pagar a Borox unos 30.000 euros para ganarse su favor. Un ejemplo. La construcción del colegio concertado Valle del Miro, que se llevó Alfedel (empresa investigada en el caso que promueve cooperativas), una operación en la que intermedió Marjaliza y en la que al parecer Borox votó a favor cuando estaba en la oposición. Pero Marjaliza da más detalles: que compró al marido de Borox un décimo de lotería premiado con 100.000 euros al que pagó 120.000 euros para blanquear dinero. Luego vienen los detalles de los viajes conjuntos, diez, entre 1999 y 2006, muchos de ellos pagados por 'Mortimer'.

Cuando se hizo público que Marjaliza había proporcionado ciertos 'detalles' sobre Borox, ella negó las acusaciones, asegurando que no le conocía personalmente y que nunca se había reunido con él. Ciudadanos aceptó sus explicaciones, aunque fuentes del partido reconocen que el asunto siempre quedó latente y sin cerrar definitivamente. La puntilla la ha dado esta semana La Sexta, cuando el programa 'Al rojo vivo' ha hecho públicas varias fotos que evidencian las estrechas relaciones que mantenían Eva Borox y Marjaliza, mucho más íntimas de lo que ella ha defendido. Imágenes en poder de muy pocas personas que han acabado en la prensa. Una venganza consumada.

Ciudadanos ya sabía que las fotos publicadas esta semana eran solo la punta del iceberg

"David Marjaliza nunca me ha pagado ningún viaje ni tampoco comisión alguna", ha asegurado Borox este jueves. Las fotos, no obstante, revelan una buena amistad entre ambos "y demuestran que Borox no siempre ha dicho la verdad dentro del partido", señalan desde Ciudadanos, donde sabían que esto solo eran la punta del iceberg. Algunos sectores del partido apostaban por una salida de Borox para no seguir dañando la imagen de la formación, adalid de la transparencia y la lucha de la corrupción. Llegaba además rumores preocupantes: supuestas fotografías de Marjaliza en la comunión de la hija de Borox, supuestas fotografías de la diputada en el yate del empresario, incluso la publicación de un recibí firmado por parte del marido de la ya ex diputada.

Eva Borox también tuvo que dar explicaciones dentro del partido sobre por qué aparece en el sumario de la Púnica el nombre de su sobrina como receptora de un dinero por parte de una de las empresas de Marjaliza. Ella lo justificó: el empresario era un gran promotor en Valdemoro y casi todo el mundo le ha comprado un piso. Su sobrina dio un dinero como señal para una casa, pero problemas familiares le impidieron seguir pagando y Marjaliza le reintegró lo abonado. Muchos lazos con el cabecilla de la trama que han pesado como una losa. Borox ha dimitido, pero a pesar de que las amistades peligrosas han enterrado su carrera, hay quien apostilla: "de momento, Eva es una superviviente".

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
15 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios

ÚLTIMOS VÍDEOS

En Primera Plana (Spotlight) Trailer Subtitulado HD
Historia de una pasión - Trailer subtitulado en español (HD)
MUSTANG (Tráiler Oficial España)

ºC

ºC