escándalo cultural

Talese y el voyeur: el libro periodístico más esperado del año... es mentira

Gay Talese desautoriza su último libro tras descubrirse que su única fuente -el dueño de un hotel que espió a sus clientes durante años- inventó varios pasajes de su vida

Foto: El periodista Gay Talese (EFE)
El periodista Gay Talese (EFE)
Autor
Tags
Tiempo de lectura5 min

Un hotel de Aurora, Colorado, donde el dueño espió a través de una rejilla los encuentros íntimos de sus huéspedes desde 1960 hasta 1990. Un tótem del periodismo como Gay Talese que escribe un libro relatando la historia de Gerald Foos, el dueño de dicho hotel y sus cuestionables prácticas. Un periódico, el Washington Post, que ha descubierto contradicciones en la historia de 'El motel del voyeur', la última obra de no ficción de Talese, basada en el relato de Foos, y que pone en duda la credibilidad del aclamado autor.

Después de que el 'Washington Post' descubriese que Foos no poseía el motel entre 1980 y 1988, puesto que lo vendió a Earl y Pamela Ballard, el autor estadounidense, uno de los creadores del Nuevo Periodismo, ha decidido desautorizar su propio libro por falta de credibilidad de la fuente. "No voy a promocionar el libro", ha declarado Talese al periódico washingtoniano. "¿Cómo me voy a atrever a promocionarlo cuando su credibilidad se ha ido por el retrete?".

Portada de 'El motel del voyeur'
Portada de 'El motel del voyeur'

"No me debería haber creído ni una palabra de lo que dijo", prosigue Talese, que en su libró obvió que Fools vendió el hotel en 1980 y no lo readquirió hasta ocho años después, según los documentos de la propiedad. Su ausencia del hotel durante estos años ha levantado sospechas sobre la historia que Foos contó a Talese, las suficientes para que el propio autor tenga profundas dudas sobre la veracidad de los hechos relatados en su libro. "La fuente de mi libro, Gerald Foos, es verdaderamente poco fiable. Es un hombre deshonesto, totalmente deshonesto, ahora lo sé. Intenté hacerlo lo mejor posible con este libro, pero probablemente no fue suficiente", lamenta el autor.

El pasado mes de abril, la revista 'New Yorker' publicó un extracto del libro, que saldrá a la venta en Estados Unidos el próximo 12 de julio, lo que atrajo la atención de los medios e incitó a Steven Spielberg a comprar los derechos para adaptar la última obra de Talese al cine. A Spielberg se le sumó el director Sam Mendes, ganador del Oscar por 'American Beauty', para llevar a la pantalla la historia de Talese y Foos.

Foos, que actualmente tiene 82 años, escribió los diarios en los que se basa 'El motel del voyeur', donde cuenta cómo construyó pasadizos secretos sobre algunas habitaciones del motel, llamado La Casa Señorial y situado a las afueras de Denver. Los diarios describen los múltiples encuentros sexuales entre los huéspedes de Foos, que no eran conscientes de que el dueño les estaba espiando desde unos respiraderos especialmente diseñados en el techo de las habitaciones.

Sin embargo, Foos insiste en la veracidad de su relato: "Juro y puedo decir sin temor a equivocarme que nunca me he propuesto mentir. Todo lo que he dicho en el libro es la verdad". Pero Talese ya había hecho patente en 'El motel del voyeur' que había encontrado contradicciones en la narración de Foos. Por ejemplo, que los primeros escritos del diario del dueño del hotal databan de 1966, mientras que la compra de La Casa Señorial no se produjo hasta 1969, tres años después de cuando Foos dijo haber comenzado a espiar a sus huéspedes, como descubrió Talese posteriormente. "No puedo poner la mano en el fuego por cada detalle de lo que cuenta en sus manuscritos", admite el autor en el libro.

Foos : "Juro y puedo decir sin temor a equivocarme que nunca me he propuesto mentir. Todo lo que he dicho en el libro es la verdad"

Pero, además, los papeles de la propiedad registran varias ventas y compras etre 1980 y 1988 de las que Talese era totalmente ignorante. En una serie de entrevistas, el escritor se mostró muy sorprendido, desilusionado y molesto al conocer la existencia de estas transacciones. Talese afirmó que no tenía ni idea de que Foos hubiese vendido el motel en 1980 hasta que un reportero le preguntó por el asunto el pasado miércoles

Mientras que la mayoría de los hechos descritos en el libro ocurrieron supuestamente en 1970, Talese también hace mención a incidentes que en teoría ocurrieron en 1980. Talese relata, por ejemplo, cómo a mediados de lso 80 la segunda mujer de Foos "a veces lo acompañaba al ático" para espiar a los huéspedes. Justo en la época en la que el 'Peeping Tom' había vendido la propiedad. 

En noviembre de 1977, Irene Cruz fue asesinada en una de las habitaciones del motel. La policía acordó que había sido estrangulada.

Algunas de las fechas en las que supuestamente se habían producido los hechos ya se habían puesto en duda por parte del 'Washington Post', en concreto un incidente que Foos afirma haber presenciado en 1977. En noviembre de ese año, una joven llamada Irene Cruz fue asesinada en una de las habitaciones del motel. Una limpiadora encontró el cadáver y la policía acordó que había sido estrangulada. Todavía hoy no se ha encontrado el responsable.

Foos afirma que, mientras estaba escondido en el ático, vio cómo en la habitación de un piso más abajo un hombre estrangulaba a la mujer hasta matarla y que informó de ello a las autoridades, pero sin presentarse como testigo. Sin embargo, Talese no pudo encontrar ninguna documentación oficial sobre dicho crimen, y dentro del libro y en el extracto que publicó la revista 'New Yorker', atribuye las discrepancias a un error de las autoridades. Sin embargo, a raíz de los últimos descubrimientos, Talese ha optado por desacreditar la historia de Foos y no hacer promoción de 'El motel del voyeur', ya que se puede poner en tela de juicio una reputación hasta ahora tan inmaculada como los trajes de Tom Wolfe.

Cultura

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios