Es noticia
Menú
Dos municipios españoles, en la lista de los 44 mejores pueblos turísticos de la OMT
  1. Viajes
POR SU RIQUEZA CULTURAL Y NATURAL

Dos municipios españoles, en la lista de los 44 mejores pueblos turísticos de la OMT

Morella, en Castellón, y Lekunberri, en Navarra, son los dos municipios españoles seleccionados como mejores pueblos turísticos por la Organización Mundial del Turismo

Foto: Dos pueblos españoles entre los 44 municipios más turísticos del mundo. En la imagen, Morella. (iStock)
Dos pueblos españoles entre los 44 municipios más turísticos del mundo. En la imagen, Morella. (iStock)

La Organización Mundial del Turismo acaba de hacer pública la lista de los 44 mejores pueblos turísticos del mundo. Pertenecientes a 32 países diferentes de las cinco regiones del planeta, estas villas “se caracterizan por sus recursos naturales y culturales, sus enfoques innovadores y transformadores, y su compromiso con el desarrollo del turismo, en consonancia con los objetivos de desarrollo sostenible”, según explican los responsables en su página web.

La iniciativa Best Tourism Villages (donde se puede consultar la lista completa de pueblos agraciados) se puso en marcha para fomentar el papel del turismo en la preservación de los pueblos rurales y sus paisajes, su diversidad natural y cultural, así como sus valores y actividades locales, sin olvidar la gastronomía.

En esta primera edición, a la que optaban 174 pueblos de 75 estados miembros del organismo, han sido seleccionados Morella (Castellón) y Lekunberri (Navarra) como representantes españoles que, junto a las otras 42 poblaciones, han sido escogidas por un comité independiente en función de criterios como la conservación de recursos, la sostenibilidad económica, social y ambiental, la infraestructura, la seguridad o su integración en la cadena de valor.

Morella y Lekumberri

Morella es uno de los pueblos amurallados (dos kilómetros de murallas construidas entre los siglos XIII y XV) más hermosos de España y que se sitúa a 1.000 metros sobre el nivel del mar donde se corona su imponente castillo sobre la montaña de La Mola.

Sus estrechas calles adoquinadas han visto desfilar al califa Abderramán III, a Blasco de Aragón, al rey Fernando I, a Benedicto XIII (conocido como el Papa Luna) o al rey Jaime I de Aragón. Destacan las Torres de San Miguel y San Mateo, las casas solariegas como Casa Piquer, el Palacio del Cardenal Ram o la Casa del Consell, una pequeña judería, el convento de San Francisco y la basílica de Santa María la Mayor, así como la calle Blasco de Aragón, en cuyos soportales se encuentran tiendas de artesanía y de deliciosos productos de su gastronomía como la morellana o el potaje.

De los 174 pueblos que optaban a este premio, se seleccionaron 44, dos de ellos españoles

Por su parte, Lekumberri, enclavada en el centro del Valle de Larráun y a las faldas de la sierra de Aralar, tiene todo el encanto de los típicos caseríos navarros. Su nombre se traduce como 'buen sitio nuevo' y es que, por su situación fronteriza, fue arrasado y reconstruido en innumerables ocasiones a lo largo de su historia.

Los grandes caserones del casco antiguo datan de la Edad Media y muchos han llegado a nuestros días conservando intacta su belleza. También destaca la parroquia de San Juan Bautista, del siglo XIV y con un hermoso retablo mayor barroco, y el lavadero, el lugar donde antiguamente se reunían las mujeres para lavar. Tampoco hay que perderse la antigua estación de tren, ahora reconvertida en oficina de turismo, y de donde parte la Vía Verde del Plazaola.

La Organización Mundial del Turismo acaba de hacer pública la lista de los 44 mejores pueblos turísticos del mundo. Pertenecientes a 32 países diferentes de las cinco regiones del planeta, estas villas “se caracterizan por sus recursos naturales y culturales, sus enfoques innovadores y transformadores, y su compromiso con el desarrollo del turismo, en consonancia con los objetivos de desarrollo sostenible”, según explican los responsables en su página web.

Organización Mundial del Turismo (OMT) Desarrollo sostenible Viajes
El redactor recomienda