¿Franco bisexual? Carmen Martínez-Bordiú se confiesa ante Bertín Osborne
  1. Televisión
entrevista en 'en la tuya o en la mía'

¿Franco bisexual? Carmen Martínez-Bordiú se confiesa ante Bertín Osborne

En la entrega de este miércoles de 'En la tuya o en la mía', Bertín Osborne se ha desplazado a la casa de Carmen Martínez-Bordiú, la nieta más mediática de Francisco Franco

Foto:

En la entrega de este miércoles de 'En la tuya o en la mía' (La 1), Bertín Osborne se ha desplazado a la casa madrileña de una invitada muy especial.Había quedado conCarmen Martínez-Bordiú,la nieta más mediática de Francisco Franco. Ambos son viejos amigos, pero hacía mucho que no se veían. El presentador nunca había estado en su casay se ha quedadoalucinado con la decoración. "¿Cómo crees que le sentará a tu abuelo ver que encima tiene un culo?", le pregunta risueño, señalando el sugerente cuadro que hace compañía a la foto del general.“Los cuadros que tengo son los que tengo. No creo que le preocupara…”, contesta ella.

Entre ambos hay química y eso se nota. Han hablado de la infancia de Carmen enEl Pardo, de su boda conAlfonso de Borbóny de la pérdidade suhijo mayor, Francisco, que falleció con tan solo 11 años. La invitada también ha aclarado algunosproblemas familiares, ha dado suparticular visión del amor y el sexo, y ha explicado su polémicoposado ante el pazo de Meirás. ¿No lo viste? Te lo contamos.

Creció escondida en la parte de atrás de El Pardo

La infancia de Carmen no ha sido como la de cualquier niño. Aunque ella no era consciente cuando era pequeña. "Era una cosa muy natural", detalla. Ella vivía en El Pardo, pero apartada de su abuelo. "Teníamos una parte que daba atrás de ElPardo reservada solo para los niños (eramos siete), conpista de tenis.Era muy grande e independiente de la zona oficial. Tambiénteníamos otro comedor aparte, que estaba por ahí, donde comíamos con la niñera", cuenta.

Carmen nunca podía pasar 'al otro lado' de El Pardo sin la autorización de la niñera, que era como "el sargento": "Tanta autoridad yo no la llevaba del todo bien, lloraba mucho. A mi abuelo solo le veíamos a la hora de tomar el café, le dábamos un beso y nos íbamos a jugar; cuando crecimos comenzamos a verlo a la hora de comer".

Estaban todo el día en la 'zona de atrás' de El Pardo. De hecho, ella ni siquiera iba a la escuela."Tardé mucho en ir al colegio, hasta los 9 años. Allí teníamos a una persona que nos enseñaba, y para míno era raro", puntualiza. Salían poco de la residencia: iban al bosque y había muchas fiestas con cine y merienda alas que acudían. Carmen recuerda que su abuelo era un apasionado del cine, y confirma que este dirigió una bajo un seudónimo, pero nunca la vioni sabe dónde está.

Imágenes de la infancia de Carmen emitidas en el programa
Imágenes de la infancia de Carmen emitidas en el programa

Carmen siempre ha sido la nieta favorita de su abuela, Carmen Polo,y ella lo sabe. “Lo que haga Carmen estábien hecho”, le decía a sus amigas cuando hablaban mal de ella. A su abuela la llamaban 'la Collares', un mote que tiene su explicación: "Ella los llevaba para tapar las arrugas. Las fotos que yo tengo de ella, de 30 años, no llevaba nada. Pero con la edad se fue poniendo más abalorios. De ahí Carmen Collares".

¿Y qué tal se llevaba consu abuelo Franco?"Mi abuelo nunca se metía en nada ni decía nada. La única anécdota que podría contar es el comentario que hizo al ver todoslos bikinis que teníamos: '¿Aquílos compráis a peso?', dijo".

'El Chatarrero', su primero amor a los 60 años

Carmen siempre ha sido muy rebelde. Por eso, asegura, sus padres la mandaron a estudiar al extranjero; primero aSuiza y luego a Irlanda. Allí, en un colegio de monjas, salía a tomar el solen bragas y sostén. "Yme cayó una buena", recuerda riéndose. “Bueno, las que han ido a colegios de monjas son las peores, y doy fe…”, dice Bertín. La nieta de Franco confiesa que su primer beso fue con Jaime Rivera a los 14 años. "¿Un poco precoz, no?". "No creas, eso solo fue un beso, mira hoy en día que a los 13 años ya...", responde ella a Bertín.

Carmen Martínez-Bordiú y Luis Miguel Rodríguez (Gtres)
Carmen Martínez-Bordiú y Luis Miguel Rodríguez (Gtres)

El amor de verdad lo conoció a los 60 años, con Luis Miguel Rodríguez, más conocido como‘el Chatarrero’. "Deje de ser libre cuando me enamoré, no antes, y fue de él y a los 60 (hace cuatro años)", cuenta Carmen. Ahora no siguen juntos, pero sí "son grandes amigos". Es de la únicapersona de la que haestado enamorada de verdad. "Mis amigas me dicen que es porque no me hace caso y me da caña, y que eso me gusta", confiesa en tono juguetón.

Su relación con Alfonso fue otro cantar. Carmen asegura que aceptó casarse con él solo para salir de su casa:"Alfonso y yo nos conocimosen los países nórdicos; mis padres me habían enviado de viaje para quitarme de en medio, como siempre.Eran muy controladores,pero de repente me dejaron salir con él. Y como Alfonso quería casarse pues pensé: 'Bueno, por salir de casa...¿por qué no me voy a casar?'".

Con la misma pasión que aceptó el compromiso (nula), Carmen vivió el día de su boda. "Fíjate lo que me importaba que el día de antes estaba con mis amigos bailando flamenco, y no sabía ni quién venía ni quién no... Iba a mi bola". Ella recuerda el día de su enlace como un día "diferente" en el que "prácticamente no había nadie". "Me acuerdo que bajé por la escalera y que vi a un amigo francés, pero poco más. El resto lo sé por las fotografías que he visto", asegura con la máxima indiferencia.

Carmen nunca pensó que podría haber sido reina de España, en cambio "Alfonso es posible que lo pensara". Él le reprochó que Franco no le había ayudado.

Con los Reyes, Don Juan Carlos y Doña Sofía, la relación era buena:"Nos veíamos mucho. Íbamos a comer a su casa, veíamos películas, era muy normal".Cuando se acabó su matrimonio, perdieron la relación. "No quise llamar por no ser pesada.‘Viviry dejar vivir’, ese es mi lema", concreta. Los primos Juan Carlos y Alfonso se llevaban muy bien, "les encantaba verse". Carmen recuerda "algún tema por el que chocaran", pero en las reuniones de parejas no se hablaban de esas cosas.

Imágenes de la boda de Carmen y Alfonso emitidas en el programa
Imágenes de la boda de Carmen y Alfonso emitidas en el programa

Su "dura" separación y amor parisino

Alfonso y Carmen se separaron en 1982 tras diez años de matrimonio."Él sufriómucho, sobre todo porque arrastraba la separación de sus padres; por eso no quería para nada que yo me fuera, a pesar de que ya sabía que había conocido a Jean-Marie Rossi, quien sería mi segundo marido ypadre de mi hija", afirma la invitada, que recuerda cómo Alfonso le decía que se fuera a París pero volviese. Ella nunca lo hizo, porque no le gusta "jugar un paripé y aquello ya estaba roto".

Alfonso lo pasó fatal con aquello, pero sus hijos también. Lamadre de este, Emanuela de Dampierre,intervino demasiado en el proceso de divorcio, "y no fue ayuda, más bien al revés", sentencia Carmen. Su entonces suegra la tachaba de "ninfómana", pero Carmen cree que no sabía lo que quería decir, además "estaba muy amargada". Tras Alfonso, Carmen se fue a París con su segundo marido,Jean-MarieRossi, cuando apenas tenía 23 añitos. Con él aprendió "el arte y a ser mujer".

Su padre no aceptaba su relación con Rossi. "Me tuve que ir de casa. Le dije que se metiera su herencia por donde lecupiese, y le sentó muy mal. Él no quería verle. Yo no le juzgué, pero síle dijelo quepensaba. Yono sécallarme", reconoce.

Amiga y vecina de Isabel Preysler

Carmen ha sido vecina y es muy amiga de Isabel Preysler. Hubo una época en la que se pasaban el día una en casa de la otra. La 'nietísima' recuerda unaanécdota: bajó a casa de Isabel y una pitonisa le echó las cartas, yle salieron las tres calaveras (que significan la muerte). "Y justo ha habido tres grandes muertes en mi vida", reconoce.

Bertín quiere saber más sobre Isabel. "Ella es muy divertida. No sé por qué dicen que yo la ayudé a liberarse. Quizá fue porque cuando Isabel estaba casada con Julio, que pasaba mucho tiempo fuera, y yo con Alfonso, salíamos mucho de fiesta, y fue en una de estas noches cuando conoció a su segundo marido", relata.

El momento más triste: la pérdida de su hijo

Uno de los momentos más duros en la vida de Carmen fue la pérdida de su hijo Francisco de Asís, fallecido en febrero de 1984 a causa de un accidente en carretera. "Mis hijos Francisco y Luis venían de esquiar en Pamplonacon Alfonso, queera bastante despistado conduciendo. Él se saltó un stopyun camión se los llevó por delante. Yo estaba en Francia. Me llamó el Rey Juan Carlos. Me dijo que mis hijos habían tenido un accidente. No me dijeron que mi hijo mayor había muerto, pero yo lo sentía. Yo lo único que le preguntaba era: '¿Luis va a vivir?'. Yo ya sabía que Alfonso iba a morir", recuerda Carmen. Ella no vio a Francisco tras el accidente: "Mi madre me dijo que era mejor que no le viera, porque quería que le recordara como era en vida. Y no le vi".

"El dolor era tan fuerte que ni lloré.Cuando el dolor es tan fuerte se te secan las lágrimas.Con el tiempoaprendía hacer mi duelo.Desde un principio quise vivir con él. Vive conmigo, dentro de mí",detalla Carmen, que asegura notar la presencia de su hijo en "algunos pájaros". "Observo mucho la naturaleza. Hay muchas veces que observo un pájaro y para míes una presencia. Esel lenguaje de los pájaros.Cuando uno se posa de determinada manera, sé que es mi hijo. Y estoy segura de ello. Y así es comouna persona vive dentro de ti", matiza.

Bertínle recuerda a Carmen que fue muy criticada cuandopidió la custodia cuando su hijo aún estaba en el hospital. Ella contesta que así fue, pero que no iba a permitir que su suegra sehicieracargo.

Su particular visión del sexo

En la entrevista también hubo conversaciones más íntimas. Bertín y Carmen acabaron hablando de sexo y de relaciones. Ella confiesa que es capaz de perdonar una infidelidad, aunque ella nunca haya sido infiel."Antes de engañar,lo dejo", recalca.

¿Qué es el sexo para Carmen Martínez-Bordiú? "Es la unión entre la vida y la muerte”. La invitada cree que todo el mundo es bisexual, y no porque lo diga ella, sino porque "lo dicen los médicos". En la Antigüedad se estaba con hombres y mujeres. Todos somos bisexuales, luego depende de cada uno desarrollarlo o no. En las mujeres, por ejemplo, es más natural (duermes en la misma cama con una chica…). No es que lo diga yo, habla con cualquier médico", le dice a Bertín.

"Entonces, ¿crees que Franco era bisexual?", le pregunta él. "No tenía tiempo de pensar en el sexo. El poder es una droga muy fuerte", le contesta Carmen, saliendo del paso por la puerta grande.

Carmen no sabe con cuántos hombres ha estado, y no tiene un prototipo definido, ya que "es cuestión de química". Además, piensa que ningún hombre ha estado con ella por interés.

¿De qué vive Carmen Martínez-Bordiú?

Actualmente, Carmen vive de colaboraciones en revistas ('¡Hola!'), apariciones esporádicas entelevisióny "demáscositas para arriba y para abajo". Es consciente de que mucha gente pensará que eso no es un trabajo como tal:"No pico piedra, no tengo que hacer un trayecto de 3 horas para llegar a mi trabajo ytampoco me levanto temprano,pero para mísí que es un trabajo. No obstante, me siento una privilegiada".

¿Qué opina de la situación del país? "Me gustaría que fuera de maravilla. Hemos tenido una crisis ajena a nosotros...Nunca hablo de política, por razones obvias. Asíque prefiero hablarte de otra cosa. Pero me encanta mi país, y he estado mucho tiempo viviendo fuera, y no me gustaría que se fuera al carajo", contesta tajante.

En cuanto a su polémico posado en el pazo de Meirás, reconoce que no lo hizo "por provocación". "Ahí estálo de no pensar las cosas...", piensa en voz alta. "¿Crees que deberían devolver el pazo a los gallegos?", le pregunta Bertín. "No es una asunto mío, es de mi madre y lo que hagaestábien hecho", responde.

¿Qué pensaría Franco si levantase la cabeza? “No te puedes poner en el lugar de mi abuelo, las cosas con como son y cambian", le responde a Bertín, dando por finalizadala entrevista.

¿Qué te ha parecido la entrevista? ¿Qué opinas de Carmen Martínez-Bordiú?

Rey Don Juan Carlos Carmen Martínez Bordiú El Pardo Hipersexualidad Naomi Campbell Bertín Osborne
El redactor recomienda