Es noticia
Menú
Los coches de baterías son una ruina para los conductores y el planeta
  1. Tecnología
  2. Novaceno
Baterías más caras que el coche y tóxicas

Los coches de baterías son una ruina para los conductores y el planeta

El elevado coste de las baterías de los coches eléctricos hace que se den situaciones como la de esta familia de Florida, a la que el repuesto de una nueva le salía más caro que el vehículo

Foto: Las baterías de un coche eléctrico de General Motors (GM)
Las baterías de un coche eléctrico de General Motors (GM)

Hace unos días salía a la luz una noticia que contaba el calvario que pasó una familia de Florida cuando se estropeó la batería de su coche eléctrico. No solo el precio que les proponían inicialmente para la batería de sustitución era más caro que el propio vehículo, sino que además ni siquiera pudieron conseguir un reemplazo para ese modelo de coche. Esta situación pone de manifiesto el gran problema de esta tecnología: las baterías de litio son demasiado caras y sus problemas de reciclaje las hacen poco sostenibles.

Foto: Nebulosa del Anillo del Sur por James Webb. (NASA)

El Ford Focus eléctrico de 2014 propiedad de una familia de St. Petersburg, en Florida, dejó de funcionar y los mecánicos aconsejaron un cambio de batería. El presupuesto de la reparación y la sustitución de la batería por una nueva les costaría 14.000 dólares, 3.000 dólares más que los 11.000 que les costó comprar el coche de segunda mano.

"Resulta que este es un problema bastante común para este coche en particular", explica el abuelo de la familia, Ray Siwinski, en declaraciones para el medio americano Kvue. "El concesionario Ford nos había aconsejado que podíamos sustituir la batería. Sólo costaría 14.000 dólares".

placeholder El Ford Focus eléctrico modelo de 2014. (Ford)
El Ford Focus eléctrico modelo de 2014. (Ford)

Siwinski se ofreció voluntario para lidiar con el problema en nombre de la familia y, además de ponerse en contacto con el concesionario, pasó semanas buscando una solución alternativa sin éxito. Fue perder el tiempo porque más tarde le dijeron que no existen repuestos para ese modelo en concreto. "Descubrimos que las baterías ni siquiera están disponibles. Así que no importaba. Podrían costar el doble y seguiríamos sin conseguirlo", afirmaba Siwinski. ”Si vas a comprar uno nuevo, tienes que darte cuenta de que ahora mismo no hay mercado de segunda mano porque los fabricantes no están dando soporte a los coches".

El coste de las baterías de recambio

La venta de coches eléctricos de baterías sigue batiendo récords cada trimestre. El progresivo abandono de los coches de gasolina por vehículos que no generen emisiones y el apoyo de los gobiernos ha convertido al coche de baterías en el sustituto preferente. Pero esta tecnología, como hemos contado aquí una y otra vez, tiene fecha de caducidad debido a la escasez de uno de sus componentes principales, el litio. Los expertos apuntan que de seguir el ritmo de producción actual no habrá más litio que extraer a partir de 2040, pero además es un elemento muy difícil de reciclar.

placeholder Reponer una batería de 75 kWh del Tesla Model 3 puede costar unos 15,799.27 dólares. (Tesla)
Reponer una batería de 75 kWh del Tesla Model 3 puede costar unos 15,799.27 dólares. (Tesla)

Aunque no haya averías, las baterías se degradan con el uso y el paso del tiempo, perdiendo su eficiencia. El coste actual de una batería de repuesto depende del fabricante. Según el medio especializado Recurrent, la garantía de las baterías suele rondar los ocho años o los 160.000 kilómetros y el precio de un recambio puede oscilar entre cero y 20.000 dólares dependiendo de la marca. Pero cuando la batería deja de funcionar fuera del periodo de garantía, el problema se complica. Como apunta el medio americano, a día de hoy la mayoría de los coches son nuevos y reemplazar las baterías es poco frecuente.

Recurrent ha calculado cuánto costaría ahora mismo tener que cambiar la batería de distintas marcas de coches eléctricos que están a la venta actualmente, incluyendo el precio de la batería y la mano de obra. Para un Tesla Model 3, el precio de una batería de 75 kWh sería de 15,799.27 dólares, instalar un pack de baterías de 35.8 kWh en un Volkswagen e-Golf rondaría los 23.442 dólares y la de un Nissan Leaf de 24 kWh estaría por unos 9.000 dólares.

Hacen falta otras alternativas

Se estima que según vaya avanzando la tecnología de las baterías, su precio acabará bajando con el tiempo. El último informe de ​​Bloomberg New Energy Finance (BNEF), asegura que para 2023 su precio medio se acercará a los 100 dólares/kWh. Otro informe, en este caso del Consejo Internacional de Transporte Limpio, estima que para 2030, el coste medio de un paquete de baterías será de 62 dólares/kWh. Esto significa que un paquete de baterías de 100 kWh puede llegar a los 6.200 dólares para el final de esta década.

placeholder Este nuevo diseño de batería ofrece un 16% más de energía que las de Tesla. (CATL)
Este nuevo diseño de batería ofrece un 16% más de energía que las de Tesla. (CATL)

Sin embargo, debido a la actual situación geopolítica, estas cifras están empezando a cambiar. "Las baterías son esencialmente un compromiso: entre la velocidad de carga y la durabilidad, por ejemplo, y entre la capacidad y el precio”, asegura Gill Pratt, director general del Instituto de Investigación de Toyota, en declaraciones para Autocar. “Y en lo que respecta al precio, nos encontramos con un problema: ha empezado a subir un poco, debido a algunas de las cosas que están sucediendo en el mundo".

Pratt afirma que la apuesta por una sola tecnología para solucionar el problema de las emisiones de CO2 es un error provocado por el bombo que se le ha dado al coche de baterías de litio. "El bombo cierra las mentes. Lleva a invertir demasiado en un enfoque sobre otro; y un ciclo de bombo lleva a la decepción cuando lo prometido no se cumple, lo que es malo para todos".

Foto: Esta batería cuesta la mitad que las normales y no usa litio. (Alsym Energy)

Está claro que hay que investigar en nuevos materiales para las baterías —Tesla, por ejemplo ya lo está haciendo— y en nuevos diseños que las hagan más baratas, duraderas, eficientes y sostenibles. Pero también hay que apostar por otras tecnologías como las baterías de hidrógeno ‘verde’ o los biocombustibles que nos permiten atacar el problema de las emisiones desde distintos frentes sin hipotecar nuestro futuro.

"Lo que podemos decir con certeza hoy es que el cambio climático es un problema increíblemente grave y que tenemos que llegar a la emisión neta de carbono cero para 2050”, asegura Pratt. “Pero si la ciencia sobre las mejores formas de conseguirlo cambia, tenemos que seguirla, y la verdad es que no sabemos qué tecnologías nos van a llevar a la mejor forma de librarnos de ese CO2”.

Hace unos días salía a la luz una noticia que contaba el calvario que pasó una familia de Florida cuando se estropeó la batería de su coche eléctrico. No solo el precio que les proponían inicialmente para la batería de sustitución era más caro que el propio vehículo, sino que además ni siquiera pudieron conseguir un reemplazo para ese modelo de coche. Esta situación pone de manifiesto el gran problema de esta tecnología: las baterías de litio son demasiado caras y sus problemas de reciclaje las hacen poco sostenibles.

Movilidad del futuro Transporte Energía
El redactor recomienda