Es noticia
Menú
Elon Musk contra Apple: qué hay detrás de la guerra que nadie esperaba
  1. Tecnología
Un 'impuesto revolucionario' del 30%

Elon Musk contra Apple: qué hay detrás de la guerra que nadie esperaba

Elon Musk acusa a Apple de querer cargarse la libertad de expresión al intentar vetar Twitter del App Store. En realidad, tanto uno como otro se juegan miles de millones en este nuevo incendio

Foto: Elon Musk (Reuters)
Elon Musk (Reuters)
Las claves
placeholder Cabreo y frustración en Twitter España: "O Elon Musk envía un burofax o de aquí no me muevo"

Con Twitter aún sumido en el caos tras la marcha de más de 5.000 empleados entre despidos y dimisiones, y cientos de anunciantes cancelando sus campañas de publicidad, nadie esperaba que Elon Musk abriera otro frente, y menos contra Apple. Pero eso es justo lo que ha hecho en las últimas horas en las que, tal y como él mismo ha ejemplificado en un meme, ha decidido "ir a la guerra" contra Apple. ¿El motivo? El 30% de comisión que Apple cobra por las transacciones que se producen dentro del App Store. "Apple ha amenazado con retirar Twitter del App Store, pero no nos explican por qué", se queja Musk. No es una guerra cualquiera. Elon se arriesga a que Twitter desaparezca de todos los iPhones del mundo y Apple se juega multas millonarias por abuso de poder dominante.

No es la primera vez que Musk le mete el dedo en el ojo a Tim Cook con el asunto que más dolores de cabeza ha generado a Apple en los últimos años. El pasado mayo, poco después de presentar su oferta de compra por Twitter, ya lo dejó caer. "Es como tener un impuesto del 30% en internet. Desde luego, no está bien. Es 10 veces más de lo que debería ser". La tensión ahora ha escalado y amenaza con explotar dañando seriamente a una de las dos partes.

Foto: Elon Musk. (Reuters/Andrew Kelly)

Twitter está a punto de relanzar Twitter Blue, su servicio de verificación de pago por 8$ al mes, del que Apple se llevaría un 30%. Si Musk decide no pagar ese 30%, Apple retiraría Twitter del App Store, por lo que ningún nuevo usuario se la podría descargar y los que ya la tienen en su móvil dejarían de recibir actualizaciones. Pero hay más.

La decisión de Musk de readmitir cuentas prohibidas por emitir mensajes de odio, podría violar también las normas del App Store. ¿Puede permitirse Apple vetar una app de la influencia de Twitter con más de 200 millones de usuarios y el hombre más rico del mundo al frente? ¿Puede hacer una excepción cuando el juicio con Epic Games (el creador de Fortnite) está aún pendiente por exactamente el mismo motivo?

Estas son algunas de las variables en juego en esta nueva guerra.

No es solo el 30%, son los anunciantes

El ataque de Elon Musk a Apple tiene una primera motivación bien sencilla: Apple ha dejado de anunciarse en Twitter y eso supone un serio problema financiero para la red social.

Según datos a los que ha tenido acceso The Washington Post, Apple fue el primer anunciante en Twitter durante el primer trimestre del año (justo antes de la compra de Musk), gastándose casi 50 millones de dólares. Eso supuso más del 4% de los ingresos totales de la compañía durante ese periodo. La decisión de Apple se une a la de cientos de marcas que han detenido su gasto publicitario en la plataforma y, al parecer, Musk ha entrado en barrena.

placeholder Tim Cook, CEO de Apple. (Reuters)
Tim Cook, CEO de Apple. (Reuters)

En las últimas semanas, el fundador de Tesla ha llamado por teléfono a los altos directivos de las marcas que han cancelado su gasto publicitario en Twitter, con el objetivo de abroncarles y afearles su decisión, según fuentes consultadas por el Financial Times. Para evitar una confrontación con el magnate, algunos van a gastar lo mínimo posible, pero otros, como Apple, han cancelado todo su presupuesto.

Cabreado por la situación, Musk ha sacado la artillería pesada contra Tim Cook, primero acusando a su empresa de ir contra la libertad de expresión (para Musk, Twitter ES la libertad de expresión) y, luego, poniendo el foco sobre la comisión "secreta" del 30% que Apple cobra a los desarrolladores que ingresan más de 1 millón de dólares al año por transacciones dentro del App Store (15% si ingresan menos de 1 millón anual). Evidentemente, no es ningún "secreto", Apple lleva haciendo esto desde hace años. Tampoco que ese 30% es exactamente el mismo que cobra Google en su propia tienda, el Play Store. Dicho de otra forma, si Apple no hubiera cancelado su inversión publicitaria en Twitter, muy probablemente ahora no estarías leyendo estas líneas.

"Apple vetó a Fortnite solo minutos después de que Epic desafiara su política. ¿Se cargarían también a Twitter? ¿Y a Spotify? ¿Facebook? ¿Netflix?

Cook tampoco debe estar tranquilo con el giro de guion que ha impuesto Musk. Epic Games, el creador del popularísimo juego Fortnite, demandó a Apple en agosto de 2020 por considerar que ese 30% era abusivo. El caso está aún en los juzgados y la campaña de Musk puede girar la balanza en contra de Apple. En juego están los 22.000 millones de dólares que Apple ingresa anualmente por ese 30% de comisión y que Musk quiere ahora, cuando menos, rebajar.

Vetar a Twitter por tóxico

La guerra entre Musk y Apple es eminentemente un asunto de dinero, pero Elon ha añadido en la ecuación otra variable: la libertad de expresión. El magnate asegura que Apple le ha amenazado con vetar Twitter del App Store, pero "no explican por qué". ¿Es porque Musk no ha pagado el 30% de los ingresos que recibió por la primera oleada de pagos de 8 dólares/mes por Twitter Blue? ¿Es por haber permitido el regreso de cuentas antes prohibidas que publicaban mensajes de odio e insultos, algo prohibido también en los términos de uso del App Store? Apple no ha hecho de momento ninguna aclaración al respecto pero a Musk no le ha necesitado más motivos para acusar a la compañía de querer cargarse la libertad de expresión.

La excusa de la liberta de expresión, más que el famoso 'impuesto revolucionario' del 30%, es lo que de verdad puede acabar descarrilando la relación entre Twitter y Apple y, quién sabe, incluso acabar en los tribunales. El App Store prohíbe expresamente las aplicaciones que muestren contenido "objetable", es decir, "contenido que sea ofensivo, insensible, que produzca malestar o vaya destinado a generar malestar". La política de Elon Musk es justo la contraria, aceptar cuentas que fueron prohibidas anteriormente justo por publicar este tipo de contenido, o dejar de moderar contenidos relacionados con la pandemia del covid, una medida diseñada para evitar la desinformación. El choque de trenes es inevitable.

"Apple es una amenaza para la libertad"

El incendio que ha generado Musk puede volverse en contra de Apple de forma imprevisible. Un ejemplo: Tim Sweeney, el creador de Epic Games, no tardó en publicar su punto de vista al respecto, echando leña en un asunto que durante los últimos meses parecía olvidado. "Apple es una amenaza para la libertad mundial. Mantienen un monopolio ilegal en la distribución de aplicaciones y lo usan para controlar el discurso en EEUU", aseguró. Y dejó caer otro escenario interesante. "Apple vetó a Fortnite solo minutos después de que Epic desafiara su política. ¿Se cargarían también a Twitter? ¿Y a Spotify? ¿Facebook? ¿Netflix? ¿En qué punto se desmorona toda esta estructura podrida?".

placeholder (Reuters)
(Reuters)

La campaña de Musk contra Apple destapa de nuevo una de las peores pesadillas de Cook, las acusaciones de abuso de poder dominante. Otro ejemplo está en su estrategia de permitir a los usuarios evitar que las apps instaladas en el móvil rastreen tu actividad en otras aplicaciones y webs con el objetivo de mostrar publicidad segmentada. Es lo que Apple llama 'App Tracking Transparency'. La ironía es que, mientras Apple permite a los usuarios evitar que otras empresas muestren publicidad segmentada, ellos mismos sirven anuncios personalizados. Normal que algunos le llamen el "gran parásito de la economía digital".

Este y otros casos forman parte de la investigación por supuesto abuso de poder dominante que la Comisión Europea mantiene contra Apple tras la demanda de Spotify, que se quejaba de la comisión del 30% y de que Apple no ofreciera métodos de pago alternativos y obligara a todos los desarrolladores a pasar por caja. Apple se enfrenta por ello a una multa que puede superar los 20.000 millones de dólares. Musk sabe que ese es el punto más débil de la compañía y ha saltado a degüello.

Musk, 'el héroe'

Más allá del negocio en juego y las prácticas monopolistas de Apple, Musk está jugando su partida favorita: convertirse en el héroe de una nueva cruzada, y contarlo todo en Twitter. El creador de Tesla no solo está luchando por mantener Twitter financieramente a flote, presionando a Tim Cook para que no cancele su inversión publicitaria e intentando que rebaje su 'impuesto' del 30%, sino que además está librando toda esta batalla en tiempo real en la red social, algo esencial para que la plataforma siga siendo relevante.

Sin inversión publicitaria Twitter no funciona, pero sin usuarios tampoco. Por eso Musk lleva días publicando estadísticas de cómo los usuarios únicos diarios de la red social se han disparado desde que se cerrara la compra. Y también de su estrategia para convertir la plataforma en una 'super-app' donde puedas hacer casi todo: publicar mensajes largos (para competir con los medios de comunicación en atención), subir y ver vídeos (para competir con YouTube o TikTok), enviar mensajes privados cifrados (para competir con WhatsApp) o para hacer pagos... y evitar que Apple se lleve un 30% de tajada. Sobre el papel funciona. En la práctica será mucho más complejo que plasmarlo en una 'slide'.

Con Twitter aún sumido en el caos tras la marcha de más de 5.000 empleados entre despidos y dimisiones, y cientos de anunciantes cancelando sus campañas de publicidad, nadie esperaba que Elon Musk abriera otro frente, y menos contra Apple. Pero eso es justo lo que ha hecho en las últimas horas en las que, tal y como él mismo ha ejemplificado en un meme, ha decidido "ir a la guerra" contra Apple. ¿El motivo? El 30% de comisión que Apple cobra por las transacciones que se producen dentro del App Store. "Apple ha amenazado con retirar Twitter del App Store, pero no nos explican por qué", se queja Musk. No es una guerra cualquiera. Elon se arriesga a que Twitter desaparezca de todos los iPhones del mundo y Apple se juega multas millonarias por abuso de poder dominante.

Elon Musk
El redactor recomienda