Todos contra NSO: los gigantes 'tech' se unen a WhatsApp en la guerra a los espías israelíes
  1. Tecnología
También están tras el ataque a Roger Torrent

Todos contra NSO: los gigantes 'tech' se unen a WhatsApp en la guerra a los espías israelíes

Cisco, Google o Microsoft se unen a Facebook en una demanda histórica contra la empresa tras el 'software' que infectó, supuestamente, los móviles de Jeff Bezos o Jamal Khashoggi

Foto: Shalev Hulio, CEO de NSO Group, entrevistado en el programa '60 Minutes'.
Shalev Hulio, CEO de NSO Group, entrevistado en el programa '60 Minutes'.

Es difícil que las grandes 'tech', esos gigantes que luchan sin cuartel por el control del mercado, se unan para algo, pero NSO lo ha conseguido. En una decisión histórica, Microsoft (incluidas sus subsidiarias LinkedIn y GitHub), Google, Cisco, VMware y la Asociación de Internet, que representa a decenas de gigantes tecnológicos, incluidos Amazon, Facebook y Twitter, se han unido a WhatsApp en la demanda que inició en 2019 contra la compañía israelí especializada en la creación de 'software' espía para todo tipo de gobiernos y estados.

Esta coalición de gigantes busca dar un nuevo impulso al caso, que está en las cortes americanas desde que la 'app' de mensajería más usada del planeta destapara el agujero y saltasen a la luz algunos de los afectados. Aunque no está del todo probado, se cree que el programa espía de NSO, conocido como Pegasus, está detrás del ataque a más de 1.400 personalidades entre las que se encuentran empresarios, periodistas o activistas. Muchos nombres no han trascendido, pero algunos de los que sí han salido a la luz son el magnate y dueño de Amazon Jeff Bezos, el político independentista catalán Roger Torrent o el periodista opositor Jamal Khashoggi.

Foto: Shalev Hulio, CEO de NSO Group, entrevistado en el programa '60 Minutes'.

La noticia la ha dado Microsoft en la madrugada de este martes y lo ha hecho a través de una publicación en su blog firmada por el jefe de confianza y seguridad del cliente de Microsoft, Tom Burt, bajo el título 'Los cibermercenarios no merecen inmunidad'. En dicho texto, Burt asegura que parte de la intención de la coalición es que NSO se haga responsable de las herramientas que crea y las vulnerabilidades que explota.

“Las empresas privadas deben seguir estando sujetas a responsabilidad cuando utilizan sus herramientas de cibervigilancia para infringir la ley o permiten, a sabiendas, su uso para tales fines, independientemente de quiénes sean sus clientes o de lo que estén tratando de lograr”, asegura Burt. "Esperamos que unirnos a nuestros competidores hoy a través de este 'amicus brief' ayude a proteger a nuestros clientes y al ecosistema digital global de ataques más indiscriminados".

El 'software' espía en cuestión es una sofisticada obra que explotaba una vulnerabilidad de la 'app' WhatsApp sin que la víctima necesitase hacer prácticamente nada. Con una llamada a través de esta 'app' o la recepción de una imagen era capaz de instalar un virus en el teléfono que rastrease la ubicación de la víctima, leyera sus mensajes y escuchara sus llamadas, robara sus fotos y archivos y desviara información privada de su dispositivo.

La principal protección de la compañía siempre ha sido que ellos proveen a entidades nacionales y que no están detrás de los ataques, solo venden un producto, pero esa excusa no les ha servido para librarse de esta demanda de WhatsApp que, además, ha provocado una gran ira, pues algunos de los clientes de NSO son regímenes autoritarios, como Arabia Saudí, Etiopía o Emiratos Árabes Unidos. En el caso de Bezos se cree que todo fue una estratagema relacionada con el Gobierno saudí y se sigue investigando el caso de los políticos catalanes.

WhatsApp Microsoft Blog
El redactor recomienda