4 millones para lingokids

La idea española para aprender idiomas seduce a los inversores de LinkedIn y Skype

Holtzbrinck Ventures, JME y Bessemer han entrado en Lingokids el mismo día que la aplicación ha anunciado un nuevo acuerdo de colaboración con Oxford University Press

Foto: (Lingokids)
(Lingokids)

Aprender idiomas puede ser un negocio en la era de internet. En especial, para aquel que sepa dar con la tecla para crear una plataforma que permita a los niños aprender desde casa a través de una plataforma que se actualiza constantemente y que colabora con prestigiosas instituciones del ámbito educativo tradicional. Es el caso de Lingokids, la 'app' de idiomas para niños creada por Marieta y Cristóbal Viedma y que acaba de anunciar una ronda de financiación de cuatro millones de euros así como un acuerdo con Oxford University Press para aparecer en las contraportadas de todos los libros de la editorial.

La noticia se hará oficial hoy a las 12 de la mañana en el marco de EdTechXEurope, foro que Lingokids ha escogido para dar a conocer el hito más relevante desde su creación. Esta segunda ronda de financiación, después de una inicial de un millón de euros de la que nos hicimos eco en Teknautas hace más de un año, permitirá a la aplicación afrontar dos objetivos, "consolidarse y crecer", en palabras de Cristóbal Viedma.

"Entran liderando Holtzbrink Ventures, desde Europa, JME en España y desde Estados Unidos lo hace Bessemer, un fondo con más de cien años de vida y también están presentes Sabadell Venture Capital así como Big Sur Ventures", resume Viedma a Teknautas. Es la primera vez que Holtzbrink y Bessemer invierten en España y lo hacen para que Lingokids continúe con su crecimiento. Es especialmente relevante el caso de Bessemer, uno de los fondos más longevos de Estados Unidos y que ha invertido en LinkedIn, Skype o Pinterest.

El equipo de Lingokids posa en sus oficinas de Madrid.
El equipo de Lingokids posa en sus oficinas de Madrid.

En la actualidad, la plataforma de Lingokids cuenta con dos millones de usuarios registrados de los que 15.000 son de pago. "La idea es llegar a los 30 millones de usuarios y que 300.000 sean de pago", afirma Viedma. El CEO de la firma cree que con esta inversión, a la que han denominado 'seed' después de los primero fondos recibidos hace ya más de un año, les permitan alcanzar esos objetivos.

Esos números contrastan con sus dos principales competidores. ABC Mouse, de Estados Unidos, tiene más de un millón de suscriptores y ha levantado ya 150 millones en financiación mientras que VIPKid, esta creada en China, se ha erigido como el número dos con 80.000 usuarios de pago y ha logrado recaudar 100 millones. La primera, de hecho, ya trabaja para expandirse en el gigante asiático.

Todo el catálogo de Oxford

Una de las bondades del acuerdo que Lingokids ha anunciado con Oxford es el acceso a todos los contenidos de la editorial desde la 'app'. No acaban ahí los intercambios ya que también se va a anunciar Lingokids en las publicaciones de la editorial. "Es un millón de libros físicos impresos a nivel mundial", recuerda Viedma.

En Lingokids trabajan una veintena de personas más otras dos en Estados Unidos y otro par en Ucrania y no se cierran las puertas con un solo idioma. A medio plazo, la aplicación pretende añadir el chino y el castellano a la colección de idiomas que se pueden aprender a distancia. Ni siquiera las escuela de idiomas tradicionales se escapan al terremoto de las aplicaciones.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios