se celebra su 101 aniversario

¿Cuándo se instaló el primer semáforo eléctrico? Google responde con un 'doodle'

El buscador dedica un homenaje al precursor de los aparatos modernos para gestionar el tráfico mediante un diseño con luces verdes y rojas

Foto: Un hombre instala un semáforo en San Diego, EEUU, en 1940 (CC/Russell Lee)
Un hombre instala un semáforo en San Diego, EEUU, en 1940 (CC/Russell Lee)

Los vemos todos los días, a todas horas y en cualquier lugar al que vayamos. Sin ellos la vida sería mucho más caótica, desordenada y, por supuesto, peligrosa. Los semáforos se han colado en la rutina de cada uno de nosotros y apenas les prestamos atención más allá de la que requiere conducir o cruzar un paso de cebra. Este miércoles, Google ha querido rescatarlos del olvido dándoles un lugar preferente en la historia a través de un doodle que da respuesta a la pregunta de cuándo se instaló el primer semáforo eléctrico.

A finales del siglo XIX, los carruajes se movían por las calles sin ningún tipo de norma que les impidiera y permitiera el paso. Sin embargo, a raíz de la producción en masa de automóviles se hizo necesario regular el tráfico y, tan sólo ocho días después de que estallara la Primera Guerra Mundial, se instaló en Cleveland el primer semáforo eléctrico. De esta forma, el 5 de agosto de 1914 se convirtió en una fecha clave para la circulación automovilística en el mundo después de que Henry Ford revolucionara el mundo con su fabricación en cadena.

Instalacion primer semáforo eléctrico doodle Google

A pesar de que se considera a este semáforo de Ohio (Estados Unidos) el primero de la historia –incluía luces rojas y verdes y emitía zumbidos de alerta cuando la lámpara esmeralda iba a cambiar a la colorada, función que hoy cumple la luz ámbar–, hay quien afirma que el precursor de los reguladores del tráfico nació en Londres. Según estas teorías, 46 años antes de que en Norteamérica se utilizaran las luces para gestionar la circulación ya había surgido en Europa un aparato con este objetivo. La señal estaba situada delante del Parlamento británico, y requería de un policía que estuviera constantemente al cargo de las bombillas que regulaban el tránsito.

Dos meses después de que la capital británica instalara su semáforo, el aparato explotó y mató al policía que lo manejaba. Fue entonces cuando Garret Augustus Morgan –ideólogo de la máscara de gas– vio la oportunidad de desarrollar el mecanismo e implantó el artilugio en Cleveland, del que se puede decir que, aunque no fue el primero de la historia, sí fue el primer semáforo eléctrico del mundo. En 1920, en Detroit –cuna de la industria automovilística– el ruido que indicaba el cambio de la luz verde a la roja se sustituyó por la bombilla naranja que se conoce hoy en día.

Tecnología

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios