ONYX ES UNA REFERENCIA EN vidrio fotovoltaico

Una empresa de Ávila instala el primer suelo solar del mundo en Estados Unidos

Con cuatro años de vida, Onyx Solar ya está en la vanguardia del sector fotovoltaico, sobre todo en EEUU, donde han implantado un pavimento pionero

Foto: El primer suelo fotovoltaico y transitable del mundo se encuentra en el campus de la Universidad George Washington, en Ashburn (Virginia)
El primer suelo fotovoltaico y transitable del mundo se encuentra en el campus de la Universidad George Washington, en Ashburn (Virginia)

La empresa Onyx Solar apenas supera los cuatro años de edad y la veintena de trabajadores. En ambos sentidos, son suficientes para haberse convertido en una referencia internacional en un campo de la innovación donde las multinacionales invierten millones en investigación y patentes: la energía solar fotovoltaica. Desde Ávila, aunque con un pie puesto en Nueva York, donde cuentan con una segunda sede, la startup española ha logrado diferenciarse de la competencia desarrollando su propia tecnología, basada en el vidrio fotovoltaico.

Su visión holística sobre este material es la clave del éxito de Onyx. Más allá de su fabricación en serie como una alternativa al los paneles convencionales, la firma española ha centrado su actividad en el desarrollo de proyectos ad hoc -con un alto componente de innovación- donde el material adquiere un protagonismo inédito en la concepción de una nueva arquitectura ecológica.

Su sector se llama Integración Fotovoltaica en Edificios. Las nuevas directrices constructivas, como las de la Unión Europea, lo convierten en un negocio en alza. La competencia es alta, pero en el vidrio fotovoltaico Onyx ha hallado un océano azul para convertirse en líder del mercadoEn términos técnicos, su sector se llama Integración Fotovoltaica en Edificios (BIPV). Las nuevas directrices constructivas, como las de la Unión Europea en su programa de objetivos para 2020, lo convierten en un negocio en alza. La competencia es alta, pero en el vidrio fotovoltaico Onyx ha hallado un océano azul para convertirse en una empresa líder.

"Competidores directos no hemos encontrado en el mercado. Sí en cuanto a fabricantes, pero no empresas que se encarguen del diseño integral de proyectos con vidrio fotovoltaico", explica a Teknautas Laura Fernández, responsable de comunicación y marketing de la compañía abulense. 

Proyectos de innovación en Estados Unidos

Hace unos meses, Onyx Solar ya protagonizó una historia de éxito en Estado Unidos, completando la instalación del mayor lucernario fotovoltaico del mundo ( 2.500 m2; 820 unidades de vidrio fotovoltaico), concretamente en la sede de Nueva Jersey (Estados Unidos) de la multinacional farmacéutica Novartis, que podrá generar gracias a esta tecnología la electricidad equivalente a la iluminación de más de 600 casas durante un año.

El mayor lucernario fotovoltaico del mundo, instalado por Onyx en Nueva Jersey
El mayor lucernario fotovoltaico del mundo, instalado por Onyx en Nueva Jersey

Ahora, han vuelto a alcanzar un nuevo hito, otra vez en Estados Unidos, pero en esta ocasión con un componente de innovación mayor. En colaboración con la Universidad George Washington (GWU) la compañía española ha desarrollado el primer pavimento fotovoltaico del mundo, un suelo transitable instalado en la zona conocida como Solar Walk, en el campus de la propia universidad en la localidad de Ashburn (Virginia).

Se trata as baldosas antideslizantes y semitransparentes que forman una superficie que transforma la radiación solar en energía gracias al uso de semiconductores. En total, su potencia permite alimentar 450 leds

Protegida bajo patente

Más allá de lo anecdótico, la innovación puesta en práctica por Onyx abre un inmenso abanico de posibilidades no sólo en el campo de la arquitectura, también en el contexto del diseño urbanístico de las ciudades del futuro, donde a través de tecnologías de este tipo -ya habíamos visto el caso del pavimento inteligente que genera electricidad a partir de las pisadas- es posible imaginar metrópolis energéticamente limpias y autosuficientes.

"Nuestro suelo funciona como cualquier otro pavimento. Una de sus primeras aplicaciones puede ser su instalación en las cubiertas de los edificios, sustituyendo a los paneles convencionales. A los arquitectos les interesa porque no rompe la estética del edificio", apunta Fernández.

"Es un material que puede sustituir al material de construcción convencional, por ejemplo como un muro cortina o un lucernario. En ese sentido, es un dos en uno. Una de las claves del reconocimiento que está adquiriendo la empresa es que siempre estamos buscando oportunidades y nos adaptamos a las exigencias del cliente. Podemos proveer material estándar, pero también customizado", agrega.

Es un material que puede sustituir al material de construcción convencional, por ejemplo como muro cortina o un lucernario. Es un dos en unoDe momento, a la espera de su aplicación en nuevos proyectos, la tecnología desarrollada por Onyx -además, fabrican en España- se encuentra protegida bajo patente. Sobre cómo una startup con sede en Ávila ha podido colocarse en una posición privilegiada dentro de un mercado tan complejo como el de las nuevas fuentes de energía, la respuesta no es otra que "el esfuerzo, la dedicación y la constancia a la hora de llevar nuestra tecnología a todo el mundo y darla a conocer a arquitectos e ingenieros allí donde se nos presenta una oportunidad".

Tecnología
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios