la mayoría, en australia y canadá

Europa no es el mejor continente para vivir: solo dos ciudades entre las más habitables

La capital de Austria desbanca a Melbourne como mejor ciudad del mundo para vivir, después de siete años de liderato de la australiana

Foto: Viena y Copenhague, las mejores ciudades europeas para vivir
Viena y Copenhague, las mejores ciudades europeas para vivir

Después de siete años de liderato de Melbourne, una ciudad europea se coloca como primera en la lista que presenta cada año 'The Economist' con las mejores ciudades del mundo para vivir. Y quien la supera este año ha sido Viena, la capital de Austria, que durante los últimos años ha mirado de cerca a la urbe australiana. Con una puntuación de 99,1 sobre 100 puntos y cuatro de las cinco métricas que utiliza la prestigiosa revista para elaborar su listado puntuadas con un 100 sobre 100, Viena se sitúa como la ciudad más habitable del mundo, con la mejor situación global en cuanto a estabilidad, asistencia sanitaria, educación e infraestructura. En cuanto a cultura y medio ambiente (donde ha sido puntuada con un 96,3), solo una tiene la máxima puntuación: Vancouver, en Canadá.

Si bien se trata de un informe diferente, Viena también se encuentra entre las ciudades con más reputación del mundo, en cuarta posición, según el ranking de City Reptrak de este año, que dio el 'número uno' a la japonesa Tokio. Es la primera vez que Viena lidera la lista de las mejores ciudades para vivir de las 140 que evalúa la revista. El cambio de puntuaciones del top 10 de estas ciudades es, según la propia 'The Economist', un reflejo de las mejoras que se han registrado en cuanto a estabilidad y seguridad en la mayor parte de las regiones, especialmente en los países europeos, seriamente afectados durante los últimos años por atentados terroristas.

Precisamente en esta métrica, estabilidad, es la que más crecimiento ha notado: si bien en los últimos seis meses se han registrado mejoras en las cinco categorías evaluadas (estabilidad, asistencia sanitaria, cultura y medio ambiente, educación e infraestructuras), ésta ha mejorado en torno a un 2,5% de media. Esta tendencia refleja los desarrollos positivos en este sentido y la capacidad de las ciudades de recuperarse después de periodos con numerosos atentados terroristas. De hecho, en Europa Occidental es donde más ha mejorado esta categoría, mientras que las únicas ciudades que han visto empeorar esta métrica han sido Abu Dabi y Dubái, en Emiratos Árabes Unidos —implicados en la actual intervención militar de Arabia Saudí en Yemen; Colombo, en Sri Lanka y Varsovia, en Polonia.

Independientemente de que no hayan llegado a las zonas más altas del ranking, hay cinco ciudades que destacan por haber sido las que más han mejorado en su calidad de vida durante los últimos cinco años. Este pequeño 'top cinco' lo lidera Abiyán, en Costa de Marfil, con una mejora de un 6,3% en los últimos cinco años; le siguen Hanói, en Vietnam (+5.5%); Belgrado, en Serbia (+5%); Teherán, en Irán (+5%) y Ho Chi Minh, también en Vietnam (+4,4%).

Los 'perdedores' de la lista

Al otro lado se encuentran los que conforman el 'top diez' de las peores ciudades para vivir de todo el globo terráqueo, seis de los cuales se encuentran en el continente africano. Esta lista negra la lidera Siria, inmersa en una guerra que dura ya más de siete años años, que si bien ya cuenta con muchos territorios liberados del yugo de Estado Islámico, todavía tiene una puntuación muy baja en habitabilidad, especialmente en infraestructuras (37,5 sobre 100) y en asistencia sanitaria (41,7 sobre 100); entretanto, en estabilidad aprueba 'por los pelos', con una puntuación de 50 sobre 100.

Le sigue Dacca (Bangladesh), Lagos (Nigeria), Karachi (Pakistán), Puerto Moresby (Papúa Nueva Guinea), Harare (Zimbabue), Trípoli (Libia), Duala (Camerún), Argel (Algeria) y Dakar (Senegal), seis de las cuales se sitúan en África.

No obstante, existen otras cinco ciudades que destacan por el empeoramiento de su habitabilidad, una de las cuales, la que mayor caída ha sufrido, se encuentra en el continente europeo: Kiev (Ucrania), en la posición 118 de 140 países, tiene una puntuación global de 56,6 sobre 100, lo que supone una caída del 12,6% en cuanto a habitabilidad en los últimos cinco años. Le sigue la capital de Puerto Rico, que ha caído un 8,9%; la capital de Siria, Damasco, con una caída del 7,7%; Caracas, en Venezuela, un 5,1% menos habitable en 2018 que hace cinco años, y Asunción (Paraguay), con otra caída del 4,5%.

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios