INVESTIGAn AL PERSONAL DEL CHARLES DE GAULLE

Localizan una de las cajas negras del avión de EgyptAir

Egipto asegura que ha encontrado "más restos humanos, objetos personales y maletas". Mientras, Francia investiga al personal de tierra del Charles de Gaulle

Los equipos de búsqueda han localizado una de las cajas negras del avión de Egyptair que se estrelló el pasado jueves en el Mediterráneo, según confirmaron fuentes del Gobierno egipcio a la cadena estadounidense CBS. La caja de datos está cerca de un área donde se encontraron restos humanos y partes del avión siniestrado, informa la cadena.

Por el momento no hay confirmación oficial ni del Gobierno francés ni del Gobierno egipcio sobre esta noticia. Por otro lado, las Fuerzas Armadas de Egipto han difundido un vídeo y fotografías de los fragmentos del avión, partes de asientos y objetos personales de los pasajeros.

Localizan una de las cajas negras del avión de EgyptAir

Los sensores del avión de EgyptAir registraron humo y fuego en la cabina justo antes de caer al Mediterráneo. Así lo ha manifestado el sistema de comunicación ACARS, que envía mensajes automáticos sobre el estado del aparato, teoría que han ratificado después los investigadores franceses.

"Podemos confirmar que los sensores del aparato emitieron mensajes que indicaban que había humo en la cabina poco antes de que se interrumpieran las comunicaciones", señaló a Efe un portavoz de la Oficina de Investigación y Análisis (BEA). Esta institución está asociada a la investigación del accidente en tanto que el vuelo MS804 partió del Charles de Gaulle, que 15 de sus 66 ocupantes eran franceses y que el aparato, Airbus, se ensambla en Francia.

El sistema de comunicación ACARS, que envía mensajes automáticos al centro de mantenimiento o al fabricante informando sobre el estado del aparato, "indicaba fuego a bordo", revela la página de la web The Aviation Herald. No obstante, el portavoz francés ha advertido de que este dato "no permite sacar por el momento ninguna conclusión sobre las causas del accidente" y que, por lo tanto, "hasta que no se encuentren los restos del avión será imposible determinar las causas que provocaron el accidente".

Registro de la incidencia en The Aviation Herald
Registro de la incidencia en The Aviation Herald

Los mensajes muestran que había "humo en el baño" y también "en los sistemas electrónicos" del avión antes de caer al mar. El sistema anotó que a las 2.26 hora local (00.26 GMT) se detectó humo en el baño del Airbus A320 y sólo un minuto después envió un nuevo mensaje alertando de que también había humo proveniente de los sistemas electrónicos. La última comunicación se envió desde el avión a las 00.29 GMT y el contacto se perdió a las 00.33 GMT, según la web.

Restos materiales y parte de un cuerpo

Hallados más restos del aparato y objetos personales de los pasajeros del avión de EgyptAir que se estrelló este jueves a 290 kilómetros de Alejandría, Egipto. Un comunicado oficial de la aerolínea asegura que "las fuerzas militares y la Marina egipcia han descubierto más restos del aparato, objetos de los pasajeros, partes de cuerpos, maletas y asientos de avión. La búsqueda continúa".  

Horas antes, el ministro de Defensa de Grecia había anunciado que los equipos de búsqueda habían avistado parte de un cuerpo, dos asientos y maletas, según la agencia AFP. Panos Kammenos ha añadido que los datos indican claramente que el aparato realizó giros bruscos y colisionó contra el mar, después de atravesar el espacio aéreo griego con normalidad.

Un pasajero espera a embarcar en el aeropuerto londinense de Heatrhow mientras un avión de EgyptAir toma tierra. (Reuters)
Un pasajero espera a embarcar en el aeropuerto londinense de Heatrhow mientras un avión de EgyptAir toma tierra. (Reuters)

La Marina egipcia prosigue la búsqueda de la caja negra mientras, a la espera de que se analicen los restos, todas las hipótesis siguen abiertas. Los giros bruscos que realizó el Airbus A320 y su caída casi en picado desde los 37.000 a los 15.000 pies refuerzan la versiones que apuntan a un atentado. Las autoridades franceses están investigando al personal de tierra del aeropuerto de Charles de Gaulle, desde donde partió el avión que cubría la ruta París-El Cairo. Asimismo, el ministro de Aviación egipcia, Sharif Fathi, ha asegurado que es "más probable" que el avión cayera al mar debido a un atentado terrorista frente a la hipótesis de un fallo técnico. [Vea aquí las imágenes del aparato desaparecido] 

Según informan varios medios franceses, todos los trabajadores que se acercaron al avión, así como a su carga, están siendo identificados uno por uno. Además, la lista de los 56 pasajeros -más los 10 tripulantes, entre los que había tres personas de seguridad- está siendo analizada minuciosamente. Entre ellos hay 12 nacionalidades, la mayoría egipcios (30) y franceses (15), un niño y dos bebés. 

[Lea aquí: El ISIS y la amenaza para la aviación comercial]
 

Según las informaciones facilitadas por la cadena France 3, todo el personal que se pudiera haber acercado al avión y su carga están siendo identificados para ser investigados. Asimismo, la cadena ha señalado que la lista de pasajeros está siendo objeto de un examen minucioso, agregando que la Gendarmería se interesará por las empresas privadas que prestan servicio al aeropuerto y la compañía egipcia.

Sobre la posibilidad de que el avión fuese derribado por un explosivo, el exjefe de operaciones de la Autoridad de Aviación Civil de Reino Unido, Mike Vivian, ha declarado a la BBC que los bruscos giros que realizó la aeronave antes de que los radares perdiesen la señal parecen causados por una intromisión humana más que por una bomba. "Parece muy improbable que (los giros) sean consecuencia de algún tipo de artefacto explosivo", señaló Vivian.

Localizan una de las cajas negras del avión de EgyptAir

Un satélite detecta una mancha de carburante

Mientras, una mancha de carburante ha sido detectada por un satélite en la superficie del mar en la zona del Mediterráneo en la que desapareció el avión, anunció la Agencia Espacial Europea (ESA). El radar del satélite Sentinel-1A captó en una imagen la mancha de unos dos kilómetros de largo. Eso significa que se encontraba a una cuarentena de kilómetros al sureste del lugar en el que se perdió la pista al Airbus A320. 

Se estrelló a 200 kilómetros de Cárpatos

El vuelo MS804, que salió de la capital francesa a las 23:09 horas del miércoles, se estrelló de madrugada a 200 kilómetros de la isla griega de Cárpatos, aunque ni Egipto ni Francia han aclarado todavía los motivos. El aparato desapareció de los radares poco después de entrar en el espacio aéreo de este país, al girar bruscamente y caer en picado más de 22.000 pies. En su interior iban 66 personas.

Fuentes de la aviación civil egipcia confirmaron durante la mañana el jueves que el avión cayó al mar pero no se recibió "ninguna alerta de socorro". Varios equipos de investigación y rescate han comenzado la búsqueda de la nave, entre ellos las Fuerzas Aéreas egipcias así como fuerzas especiales griegas. Francia también ha enviado aviones y barcos a la zona.

Por otro lado, una fuente del Ministerio de Defensa de Grecia han señalado que varios testigos vieron una "bola de fuego" en el cielo cerca del lugar en el que se perdió la pista al aparato, y que minutos antes los controladores aéreos griegos hablaron con el piloto cuando sobrevolaba la isla de Ceos.

12 nacionalidades distintas: 30 egipcios, 15 franceses...

El avión de EgyptAir, un Airbus A320, realizaba un vuelo de París a El Cairo y desapareció del radar a las 2:45 hora local, tras penetrar en el espacio aéreo egipcio. 

Entre los 56 pasajeros hay 12 nacionalidades diferentes: egipcia (30), francesa (15), iraquí (2), británica (una), belga (1), canadiense (1), portuguesa (1), saudí (1), kuwaití (1), argelina (1), chadiana (1) y sudanesa (1). Se desconoce la nacionalidad de la tripulación así como de los tres miembros de seguridad.

La compañía indicó que los radares perdieron la señal del aparato cuando este había penetrado poco más de un kilómetro en el espacio aéreo egipcio, y agregó que en ese momento volaba a unos 11.000 metros de altitud. El aparato fue fabricado en el año 2003 y el capitán del avión acumulaba 6.275 horas de experiencia de vuelo. El copiloto contaba con un historial de 2.766 horas.

Un geólogo, una ejecutiva...

Las autoridades ya han identificado al fallecido británico. Se trata de Richard Osman, de 40 años. Era geólogo y viajaba a Egipto por motivos laborales. Según cuenta la cadena ITV. Recientemente había sido padre por segunda vez.

Entre las víctimas también hay una ejecutiva de IBM, Marwa Hamdy, quien había sido trasladada a El Cairo. Tenía tres hijos pequeños y había estado de visita familiar en París.

Uno de los franceses fallecidos es Ahmed Helal, director de la fábrica de Procter & Gamble radicada en Amiens (Francia). Era de origen egipcio y viajaba al país para visitar a sus familiares.

Ahmed Helal en su perfil de Facebook.
Ahmed Helal en su perfil de Facebook.

La víctima de origen saudí ha sido identificada como Mohamed Ziada, un empleado de la embajada de Arabia Saudí en El Cairo.

Por su parte, el portugués es Joao David e Silva, ingeniero de 62 años que trabajaba en Johannesburgo (Sudáfrica).

Mundo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
10 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios