Cómo diseñar una nueva economía que siga creciendo, pero que no tenga emisiones
  1. Medioambiente
  2. Empresa
completamente viable

Cómo diseñar una nueva economía que siga creciendo, pero que no tenga emisiones

Un nuevo modélico diseñado por científicos japoneses explora que, a pesar de las inversiones necesarias para salvar el medioambiente, es perfectamente posible que la economía siga creciendo establemente

placeholder Foto: Las grandes infraestructuras de energías renovables proporcionan miles de puestos de trabajo. (Reuters)
Las grandes infraestructuras de energías renovables proporcionan miles de puestos de trabajo. (Reuters)

Con los objetivos de desacarbonización que algunas de las principales potencias del mundo (EEUU, China o la UE) se han autoimpuesto para fechas tan cercanas como 2050 una pregunta sigue sobre la mesa: ¿Cómo seguiremos creciendo?.

Eso es a lo que le han intentado poner respuesta los investigadores de la Universidad de Ciencias de Tokio, en Japón. Por ello los científicos, liderados por el Profesor Hideo Noda, han elaborado un estudio en el que investigan los nuevos modelos económicos que se deberían adaptar para permitir el crecimiento eliminando, completamente, las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI).

"Nuestro modelo debería ayudar a persuadir a los líderes de que es posible reducir las emisiones sin poner en peligro la economía"

Actualmente, el modelo económico que sigue vigente (y que por suerte está empezando a cambiar) es el de seguir hacia arriba, sin pensar dos veces lo que usamos o perdemos por el camino. La economista Kate Raworth lo resume con su frase "La única meta es seguir creciendo, sin importar los costes".

Pero ahora, con el Acuerdo de París estableciendo el compromiso entre todos los países de la tierra de limitar el incremento de las temperaturas globales a 1,5 ºC y con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), el mundo se está preparando para crear una sociedad de 'cero emisiones', en la que, si se emiten GEI estos son retirados de la atmósfera a la vez que las emisiones globales de estos gases se reducen a un mínimo o, directamente, se eliminan.

placeholder La descarbonización, en sí misma, abre muchas vías para activar la economía. EFE
La descarbonización, en sí misma, abre muchas vías para activar la economía. EFE

Los autores del estudio explican que, por supuesto, los esfuerzos necesarios para conseguir esta meta requieren una gran inversión económica, así como cambios en las estrategias de manufacturación. "Pero estos cambios preocupan a mucha gente porque creen que podrían dañar a la economía". Las conclusiones a las que llegan los autores del estudio muestran que sí es posible alcanzar el crecimiento económico al mismo tiempo que se preserva el medioambiente.

El propio Profesor Hideo Noda explica que "a día de hoy existen modelos que estudian cómo las economías fluctúan en diferentes circunstancias, como con la destrucción del medio ambiente o con los cambios en los impuestos, por ejemplo. Pero ningún trabajo científico ha elaborado un modelo económico que examine los efectos de la 'sociedad de cero emisiones'".

La innovación no siempre se tiene en cuenta

Al crear su nuevo modelo económico, los investigadores permitieron que este se 'moviera' entre dos etapas, una sin innovación y otra con innovación. Esta, explican, es la clave de este proyecto dado que "los modelos precios que se centran en el medioambiente y en la economía no tienen en cuenta la investigación y el desarrollo, que es uno de los principales motores del crecimiento económico en la mayor parte del mundo desarrollado". Entender esta conexión es esencial para saber más de cómo los problemas medioambientales y la economía están relacionados entre sí.

placeholder Acabar con el carbón y otras grandes fuentes de CO2 no se tiene por qué comprometer la economía. Reuters
Acabar con el carbón y otras grandes fuentes de CO2 no se tiene por qué comprometer la economía. Reuters

Cuando, al fin, los investigadores pusieron en marcha su modelo teniendo en cuenta una sociedad con 'emisiones cero', la simulación indicó que esto era completamente compatible con el crecimiento económico, a pesar de que grandes cantidades de dinero se dedicasen a reducir la contaminación y a otras medidas medioambientales.

Pero no todo son buenas noticias

Según el modelo creado por los investigadores, para que este sistema funcione el crecimiento de la economía tiene que alcanzar cierto nivel. Quedándose por debajo "se entra en una zona gris, más indeterminada". Además, explican "La cantidad de recursos económicos dedicados a reducir las emisiones debe ser flexible".

Foto: Foto: Unsplash/@publicpowerorg.

Según el propio Profesor Noda, este trabajo establece los cimientos teóricos para legislar, porque ahora mismo, la relación entre la descarbonización y el crecimiento económico no está bien comprendida: "Nuestro modelo debería ayudar a persuadir a los líderes de algunos países de que es posible reducir las emisiones sin poner en peligro en ningún momento la economía". Y apostilla: "esto, a su vez, puede motivar a los líderes mundiales a implementar los cambios que se necesitan tan urgentemente para hacer frente a las crisis medioambientales globales como la climática".

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Cambio climático
El redactor recomienda