cortan la Carrera de San Jerónimo en Madrid

Miles de jubilados de toda España se manifiestan por unas "pensiones dignas"

A la protesta de Madrid se unieron diputados para mostrar su apoyo a las demandas de los pensionistas, entre ellos Íñigo Errejón, con quien los jubilados han coreado gritos de "Sí se puede"

Miles de jubilados se han movilizado este jueves en defensa de la suficiencia de las pensiones y por una subida digna —por encima del 0,25% y acorde con el encarecimiento de la vida— en multitudinarias concentraciones por todo el país, que en Madrid han provocado el cierre del acceso al Congreso.

Bajo el lema 'Contra las pensiones de miseria. No al 0,25%', la Coordinadora Estatal en Defensa del Sistema Público de Pensiones ha convocado protestas en una treintena de ciudades, a las que se han sumado los sindicatos. La manifestación de Madrid ha cogido por sorpresa a la propia policía, cuyo cordón ha sido traspasado por los manifestantes, que han llegado hasta la puerta del Congreso, aunque no ha habido incidencias mayores.

Miles de jubilados de toda España se manifiestan por unas "pensiones dignas"

"Pueblo de Madrid, movilízate, a estos sinvergüenzas hay que pararles los pies", "Queremos nuestras pensiones, no ladrones" o "¡Qué vergüenza, nos roban las pensiones!" han sido algunas de las consignas coreadas frente a la Puerta de los Leones. Allí ha estado la secretaria de Políticas Sociales, Empleo y Seguridad Social de UGT, Mari Carmen Barrera, quien ha confirmado que habrá un calendario sostenido de movilizaciones con protestas cada 15 días, la dos próximas el 1 y el 15 de marzo, mientras el Gobierno no retire la reforma de las pensiones 2013.

Miles de jubilados han cortado la Carrera de San Jerónimo en Madrid. (EFE)
Miles de jubilados han cortado la Carrera de San Jerónimo en Madrid. (EFE)

La reforma acometida por el PP en 2013 fue la que desvinculó la revalorización de las pensiones de la evolución del IPC para ligarla a la situación financiera de la Seguridad Social, de forma que mientras el sistema esté en déficit, la ley solo garantiza una subida del 0,25%. La reforma introdujo también el factor de sostenibilidad, que entrará en vigor en 2019 y que supondrá un ajuste a la baja de las nuevas pensiones teniendo en cuenta la esperanza de vida.

El secretario de Protección Social de CCOO, Carlos Bravo, ha asegurado que las concentraciones muestran "un descontento social evidente" en un momento en el que el país crece, pero las pensiones y los salarios pierden poder adquisitivo o no lo recuperan. También se han sumado a la concentración frente al Congreso políticos como Íñigo Errejón y Alberto Garzón, del grupo Unidos Podemos, y Rafael Simancas del PSOE.

En Barcelona, los manifestantes han rechazado la gestión del Gobierno porque consideran que ha supuesto una pérdida de poder adquisitivo para los pensionistas y un impulso de los planes de pensiones privados. A la protesta de la capital se han sumando las realizadas en otras ocho ciudades catalanas.

Manifestación del Movimiento Gallego por la Defensa de las Pensiones. (EFE)
Manifestación del Movimiento Gallego por la Defensa de las Pensiones. (EFE)

En la manifestación de Bilbao, que ha colapsado el trafico en el centro de la ciudad, se han escuchado consignas como "Menos ladrones, más pensiones", "Si nos roban las pensiones, ya vendrán las elecciones" o "Si nos cabreamos, no votamos".

En Valencia, frente al ayuntamiento, los manifestantes han hecho una quema de cartas de las enviadas por el Gobierno para informar de la subida del 0,25% de las pensiones en 2018. Por su parte, en la de A Coruña, el alcalde de la ciudad, Xulio Ferreiro, ha recalcado que esta subida es indignante y que está en juego el futuro de todos.

Miles de jubilados de toda España se manifiestan por unas "pensiones dignas"

También en Zaragoza, los convocantes han subrayado que la insuficiencia de las pensiones es "un problema de toda la sociedad" y no solo de los pensionistas, durante la concentración en la plaza del Pilar.

Además, en Valladolid, los organizadores han insistido en que garantizar la sostenibilidad de las pensiones es solo cuestión de voluntad política, y en Oviedo se ha pedido el blindaje del sistema público de pensiones.

En Pamplona, el ayuntamiento ha colgado un gran lazo marrón para rechazar la "ridícula subida de las pensiones", y en Mérida los manifestantes han amenazado con usar "su principal arma", que es el voto.

Madrid

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
70 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios