No habrá agrupación de electores bajo un mismo paraguas

Podemos no renuncia a su marca y dinamita el pacto con Compromís para el 20-D

El partido de Pablo Iglesias promete un grupo parlamentario propio valenciano sin garantías jurídicas y el ala nacionalista de Compromís insiste en someter de nuevo la propuesta a la consulta de sus bases

Foto: Fotografía cedida por la Generalitat de la Vicepresidenta y Portavoz del Gobierno Valenciano, Mónica Oltra. (EFE)
Fotografía cedida por la Generalitat de la Vicepresidenta y Portavoz del Gobierno Valenciano, Mónica Oltra. (EFE)

El acuerdo entre Podemos y Compromís para acudir en coalición a las generales en la Comunidad Valenciana está prácticamente descartado. El partido de Pablo Iglesias no está dispuesto a diluir su marca en una nueva agrupación de electores en coalición con la formación de Mónica Oltra que garantice con todas las de la ley un grupo propio en el Congreso de los Diputados tras los comicios del 20 de diciembre, como exige el ala más nacionalista de Compromís, que representa el Bloc. La reciente y amarga experiencia catalana, donde los podemitas se fundieron con Iniciativa per Catalunya en la marca Catalunya Sí que es Pot, ha servido a Iglesias y los suyos para llegar a la conclusión de que se han acabado los tiempos de los experimentos nominales y ha llegado la hora de apostar claramente por la fórmula Podemos. No obstante, están abiertos a integrar personas y sensibilidades y, en el caso valenciano, además, a formar una coalición con Compromís.

Sin embargo, esta alianza no pasa por adoptar una nueva personalidad jurídica, lo que en términos legales y con el actual reglamento del Congreso supone que Compromís llegaría al Parlamento vinculado de forma irremediable a Podemos, al igual que ahora ocurre con Iniciativa per Catalunya en la Izquierda Plural o con el PSC y el PSOE. O lo que es lo mismo, que la coalición valenciana ejercería en la práctica como una franquicia de la matriz que encabezan Iglesias, Íñigo Errejón y Carolina Bescansa

Los dirigentes de Podemos Íñigo Errejón, Pablo Iglesias y Carolina Bescansa. (EFE)
Los dirigentes de Podemos Íñigo Errejón, Pablo Iglesias y Carolina Bescansa. (EFE)

Y esta es la razón principal que dinamita cualquier acuerdo con la facción nacionalista de Compromís, que además es mayoritaria en la formación valenciana. El Bloc propone como base de partida para negociar que Podemos acepte crear una agrupación de electores con personalidad jurídica propia, algo inviable para los podemitas. La ejecutiva de Compromís ha debatido esta tarde-noche una última propuesta negociada por Oltra, que apuesta claramente por el pacto, y el líder de Podemos en la Comunidad Valencianas, Antonio Montiel

Podemos ha difundido y hecho público entre sus bases ese documento, que calificó de “principio de acuerdo”, en paralelo a la reunión de Compromís, lo que generó confusión y malestar en los negociadores del Bloc. El texto propone crear una coalición con la siglas Compromís-Podemos y la denominación Podemos-Compromís-És el moment. Compromís designaría a los cabezas de lista de Valencia y Castelló y Podemos, al de Alicante. El resto de las listas tendrían forma de cremallera corregida para que el reparto de escaños fuese equitativo. 

El documento habla de la creación de un grupo parlamentario propio de la coalición en el que Compromís tendría la portavocía. Sin embargo, el texto no especifica si este grupo sería una extensión de Podemos, si tendría que derivar de una autorización expresa de la mesa del Congreso o de un cambio del reglamento parlamentario. Mónica Oltra trató de convencer a los dirigentes del Bloc de que hay argumentos jurídicos para defender la constitución de ese grupo y ganarlo en los tribunales si alguna otra formación parlamentaria lo impugna.

Compromís decide sobre una posible coalición con Podemos para las generales

Pero para muchos dirigentes del Bloc va a ser casi imposible convencer a sus bases de que ahora toca integrarse en una formación de ámbito nacional. De hecho, en un primer referendo celebrado el pasado mes de septiembre, el 75% de la militancia ya rechazó abrir ni tan siquiera una vía de negociación con Podemos, de ahí que hayan sido Mónica Oltra y su partido, Iniciativa, los encargados de reanudar el diálogo. Cualquier propuesta de acuerdo debe pasar por el filtro de los órganos de gobierno del Bloc -que podría reunir a su 'consell' nacional el día 24- y por el 'consell' general de Compromís, que tendrá que dar luz verde a la solución que sea (ir solos o en coalición) el sábado 31. El 6 de noviembre se acaba el plazo para registrar coaliciones electorales.

Comunidad Valenciana

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios