División en Compromís ante la decisión de acudir junto a Podemos en las generales
  1. España
  2. Comunidad Valenciana
último intento de oltra de convencer del pacto

División en Compromís ante la decisión de acudir junto a Podemos en las generales

El partido de Oltra se ha encargado de abrir un proceso de diálogo con Podemos y pretende llegar a la ejecutiva de Compromís con una propuesta irrechazable para el ala más nacionalista de la coalición

placeholder Foto:  La vicepresidenta del Gobierno valenciano, Mónica Oltra. (EFE)
La vicepresidenta del Gobierno valenciano, Mónica Oltra. (EFE)

El tiempo corre en contra del posible pacto entre Podemos y Compromís para presentar una candidatura conjunta a las elecciones generales en la Comunidad Valenciana. La ejecutiva de la formación valencianista, que gobierna con el PSOE de Ximo Puig en la Generalitat, se reúne hoy martes con el objetivo de abrir un último debate del que surja una decisión definitiva sobre la opción de sumar esfuerzos con la formación de Pablo Iglesias e Íñigo Errejón.

Las distintas almas de Compromís afrontan con posiciones divergentes esa hipotética alianza, que parece cada vez más lejana. El grupo mayoritario que representa el Bloc Nacionalista Valencià se ha cerrado en banda por considerar que la coalición desvirtúa la esencia del proyecto fundacional de Compromís. Las bases rechazaron la posibilidad de abrir una negociación el pasado mes de septiembre en un referendo en el que el 75% de la militancia se posicionó en contra. Esta negativa ha condicionado mucho la posición de los líderes de la formación nacionalista, con el presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera, a la cabeza.

En el lado opuesto se sitúa Iniciativa del Poble Valencià, el partido de la vicepresidenta del Gobierno valenciano, Mónica Oltra, que apuesta claramente por la convergencia con los podemitas. En la mente de Oltra y del líder de Podemos en la Comunidad Valenciana, Antonio Montiel, está el sueño de configurar una candidatura capaz de rebasar al Partido Popular y a los socialistas. Parten de la base de que, con un resultado similar al de la cita de las autonómicas del pasado 24 de mayo, la suma de ambas formaciones se acercaría a los 740.000 votos y se convertiría en la candidatura con mayor respaldo en las generales en la Comunidad Valenciana.

“Hay una oportunidad histórica de influir en el Gobierno central. Además, hay muchas probabilidades de que la próxima sea la legislatura del cambio constitucional. Nosotros queremos que los intereses valencianos estén en ese proceso”, señala a El Confidencial Pasqual Mollà, histórico dirigente de izquierdas y uno de los negociadores de Iniciativa.

Además del cálculo electoral y las perspectivas en el ámbito de la política nacional, lo cierto es que si la alianza Compromís-Podemos supera al PSOE en las generales, se reforzaría, y mucho, la posición de Mónica Oltra en el seno del Gobierno valenciano y frente a Ximo Puig. Compromís ya intentó negociar la Presidencia de la Generalitat tras el 24-M aludiendo precisamente a que la suma con Podemos era superior a la de los diputados socialistas. No obstante, sondeos publicados por medios como 'Levante-EMV' y 'El País' con motivo del día de la Comunidad Valenciana del 9 de octubre apuntan a que el respaldo ciudadano a Compromís en unas generales sería ahora mucho menor que en unas nuevas autonómicas. Del mismo modo, la formación de Pablo Iglesias también está perdiendo fuelle. Esto explica el deseo de ambos de alcanzar un acuerdo.

El partido de Mónica Oltra se ha encargado de abrir un proceso de diálogo con Podemos y pretende llegar hoy a la ejecutiva de Compromís con una propuesta que sea irrechazable para el ala más nacionalista de la coalición. Esta pasa por presentar un documento político que sirva de base programática, en línea con los postulados básicos del Pacto del Botánico que alumbró el acuerdo de gobierno entre PSOE, Compromís y Podemos para la Generalitat. También se ofrecerá el compromiso de Podemos de hacer lo posible por propiciar un grupo parlamentario propio en el Congreso, además de que la cabeza de lista la ocupe el actual diputado de Compromís en el Congreso, Joan Baldoví, del Bloc.

Sin embargo, en las filas del Bloc no las tienen todas consigo. No están dispuestos a aceptar ningún acuerdo que no garantice la configuración de ese grupo parlamentario valenciano propio. Para ello apuestan por la creación de una agrupación de electores, con personalidad jurídica propia. El reglamento del Congreso establece que para escapar del grupo mixto la candidatura debe tener su propio régimen jurídico y haber alcanzado un porcentaje de votos superior al 15% en una circunscripción. Se trata de una exigencia que no ven nada clara en Podemos. El partido morado viene de darse un importante batacazo en Cataluña, donde concurrió con una marca distinta en coalición con otras formaciones como Iniciativa per Catalunya. “Sería un error diluir esas marcas en una nueva fórmula electoral con una nueva denominación en tiempo récord”, sostiene Antonio Montiel, líder de Podemos en la Comunidad Valenciana.

Sea cual sea la solución elegida, el tiempo apremia. El plazo para registrar coaliciones de cara a los comicios legislativos del 20 de diciembre finaliza el próximo 6 de noviembre.

Mònica Oltra Compromís Noticias de Podemos Elecciones Generales 2015 - 20-D Comunidad Valenciana
El redactor recomienda