el govern ya lo tramita

Puigdemont pide al Govern despacho, coche oficial y seguridad como expresidente

Renunció en noviembre del 2017 al sueldo que le correspondería como expresidente porque consideraba que aún era el 'president' al no aceptar haber sido cesado por el 155

Foto: El expresidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont. (EFE)
El expresidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont. (EFE)

Carles Puigdemont ha solicitado al Govern que le faciliten la oficina y los recursos que le corresponden como expresidente de la Generalitat de Cataluña. Según publica hoy RAC1, los exmandatarios tienen derecho a un despacho personal, seguridad y un coche oficial. A esto hay que sumar una ley que se aprobó en 2003 que recoge el derecho de recibir el 80% del sueldo mensual del 'president' durante, al menos cuatro años, así como una pensión de jubilación vitalicia del 60% una vez se cumplen los 65 años.

Sin embargo, Puigdemont no ha pedido ningún tipo de retribución, ya que esta sería incompatible con la que tiene como cargo público, ya que en la actualidad cobra su sueldo como dipurtado del PDeCAT y el Parlament estudia el pago de las diestas.

El Govern ya ha confirmado que está tramitando la petición para poner a Puigdemont los medios de los que ya disfrutan otros expresidentes de la Generalitat, como Artur Mas o José Montilla. "Ya se está poniendo en marcha todo con normalidad", ha señalado la portavoz del Govern, Elsa Artadi, que ha explicado que las primeras prerrogativas que se pondrán en marcha son las relativas a la seguridad para escolar al expresidente -a través de los Mossos-. "Esa es la prioridad ahora mismo", ha insistido.

Sin embargo, en el caso del Puigdemont la situación es más complicada, ya que no solo no se encuentra en Cataluña sino que ha cambiado su residencia a Hamburgo. Si la justicia alemana finalmente no le extradita, regresará a Bruselas. Si esto ocurre, el procedimiento se pondrá en marcha tras ser activado el pasado 22 de junio, cuando Puigdemont presentó un escrito en el que pedía acogerse a las prerrogativas que le concede la ley de los expresidentes. Estas incluiría: gastos de oficina con tres trabajadores, un despacho, un coche con chófer y servicios de seguridad.

Puigdemont no había solicitado hasta ahora una oficina ni un sueldo ya que con la aplicación del 155 se negó a hacerlo, ya que eso le colocaba en una situación de expresidente de la Generalitat que él nunca ha admitido. Sin embargo, y mientras se postulaba como presidente legítimo de Cataluña, se formó un nuevo Govern que le ha colocado ya, y de manera oficial, como expresident, lo que le ha hecho repensarse su situación.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
22 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios