LOS RECORTES SE REDUCIRÁN A LA MITAD

Mas gasta siete millones y medio extras para frenar la rebelión de TV3 y Catalunya Ràdio

El Gobierno catalán ha conseguido un balón de oxígeno de siete millones y medio para sus medios públicos, TV3 y Catalunya Ràdio, y evitar así la huelga

Foto: Protestas de los trabajadores de TV3. (EFE)
Protestas de los trabajadores de TV3. (EFE)

El Gobierno catalán ha conseguido un balón de oxígeno en sus medios públicos, TV3 y Catalunya Ràdio. Según ha podido conocer El Confidencial, este miércoles hubo una maratoniana reunión de 12 horas entre la dirección de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales (CCMA), el ente que engloba la televisión y la radio públicas, y representantes de los trabajadores para intentar desactivar la peligrosa huelga que se lleva realizando en días alternos en las dos cadenas.

Tanto como TV3 como Catalunya Ràdio están en pie de guerra por la intención de la dirección de acometer un recorte del 13% en la cadena televisiva y un 10% en la radio. El lunes de esta semana, los representantes de la plantilla (en la CCMA hay unos 2.500 trabajadores) presentaron un requerimiento al presidente de la CCMA, Brauli Duart, para intentar llegar a un acuerdo, por lo que este convocó una reunión extraordinaria para ayer miércoles. Se da la circunstancia de que hoy día 20 era la fecha tope para que entrara en vigor la aplicación del artículo 41 del Estatuto de los Trabajadores, que prevé modificaciones unilaterales de las condiciones laborales por parte de la dirección. Ante tal posibilidad, no se descartaba una huelga salvaje en los medios públicos catalanes.

Artur Mas en una sesión de control del Parlamento catalán. (EFE)
Artur Mas en una sesión de control del Parlamento catalán. (EFE)

“Durante 15 días, podemos negociar libremente para llegar a un acuerdo económico. Y luego tendremos otros 15 días para cerrar cualquier acuerdo. En total, es un mes para intentar llegar a un pacto satisfactorio para todas las partes”, explican fuentes de la dirección de la CCMA a El Confidencial. Un mes que puede significar mucho más que un acuerdo formal, dadas las circunstancias en que se ha de firmar, en un contexto de crisis y recortes y, encima, con una coyuntura política especial (con el proceso independentista en marcha) que hace que la Generalitat considere imprescindible una colaboración informativa de sus medios públicos.

Lo que ha habido, en realidad, es una apuesta del Gobierno catalán por pacificar un sector que le puede hacer mucho daño. La pasada semana, ya intentó, a alto nivel, mediar en el conflicto. Ahora ya tiene resultados. Fuentes de los comités de empresa de los medios públicos confirmaron a este diario el principio de acuerdo. “Duart se ha comprometido a no aplicar el artículo 41, que era algo así como dejar en manos de la dirección la imposición de recortes”.

Desconvocados los paros en febrero

Estas fuentes aseguran que, como muestra de buena voluntad, se han desconvocado los paros alternativos que se habían aprobado en referéndum por parte de la plantilla de la CCMA. Los representantes de los empleados convocaron este referéndum para que la plantilla pudiese escoger entre una huelga indefinida o paros parciales en días alternativos. Salió elegida la segunda opción, por lo que llevan las últimas semanas secundando paros parciales en la televisión y la radio públicas catalanas.

Esta noche, se celebraba la trigésima Nit de les Telecomunicacions (Noche de las Telecomunicaciones), en las que la CCMA recibía un premio especial por su trayectoria. Y cuatrocientos empleados se reunieron en los exteriores del Palacio de Congresos de Barcelona para hacer más sonora su protesta, aunque las medidas de seguridad, materializadas en una férrea cadena de mossos d’esquadra, les impidieron llegar hasta la entrada del recinto.

Trabajadores de TV3 bloquean a los directivos. (EFE)
Trabajadores de TV3 bloquean a los directivos. (EFE)

Fuentes de la CCMA, no obstante, manifestaron a este diario que la presión se ha rebajado considerablemente en los últimos días. “Duart ha pedido ya a Presidencia que aplique una partida de 7,5 millones de euros al déficit de la Corporación, con lo que ya no hay que rebajar 15 millones del capítulo 1 [el que engloba el gasto de personal], sino que lo que hay que recortar queda limitado a la mitad”.

En otras palabras: el primer paso para una pacificación de los medios públicos catalanes está dado. Se han abierto las puertas a negociaciones. Los comités de TV3 y Catalunya Ràdio se han comprometido a abandonar la huelga intermitente que llevaban a cabo cada dos días durante el mes de febrero, pero mantienen esos paros parciales durante el mes de marzo por si las negociaciones se tuercen. Por tanto, la espada de Damocles de los medios de comunicación sigue pendiendo sobre la cabeza de Artur Mas a la espera de lo que la dirección de la CCMA pueda llevar a la mesa de negociación en las próximas jornadas.

Cataluña
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
22 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios