Es noticia
Menú
El capital extranjero y los fondos aceleran su interés por los puertos deportivos andaluces
  1. España
  2. Andalucía
NIVELES DE OCUPACIÓN DEL 95%

El capital extranjero y los fondos aceleran su interés por los puertos deportivos andaluces

Puerto Banús, Estepona y Benalmádena ya trabajan en una renovación de sus concesiones sin aumentar las tarifas esta temporada

Foto: Yates atracados en Puerto Banús. (EFE)
Yates atracados en Puerto Banús. (EFE)

Los puertos deportivos andaluces no ocultan que se han convertido en un claro objetivo de deseo empresarial. El capital extranjero y los fondos de inversión están acelerando su interés en estas infraestructuras turísticas clave que ayudan a la recuperación del sector, como confirma a El Confidencial Manuel Jiménez, presidente de Marinas de Andalucía y gerente del Puerto de Benalmádena.

La apetencia por la náutica sigue creciendo y la explosión de los nuevos atraques se ha complementado con la fidelización de los nuevos usuarios conservando a los tradicionales. El nivel de ocupación este verano se sitúa en un 95%, lo que supone un crecimiento del 10% respecto a las cifras de 2021.

Foto: Yates en el puerto de Málaga.

Con unas tarifas que se han mantenido en 2022 frente a la última temporada, faltan estudios y datos concretos para poder evaluar su impacto. Jiménez ya admite contactos con Turismo y Planificación de la Costa del Sol, organismo dependiente de la Diputación de Málaga. El objetivo es contar con estadísticas más fiables y contrastadas.

“Extremadamente opacos”

“Lo digo yo mismo, que soy el gerente de uno de ellos. Somos entes extremadamente opacos para dar datos y es debido a las concesiones y renovaciones de los puertos. Las reticencias se explican por el temor a que alguien de fuera pueda pujar. Y es cierto que hay un interés creciente de los fondos de inversión internacionales”, resalta Jiménez en conversación telefónica con este diario.

placeholder Puerto Benalmádena. (EFE)
Puerto Benalmádena. (EFE)

El gerente quiere dejar claro que la parte de tierra de los puertos, incluida la gestión de los locales, suele ser de lo más rentable. Un dato del recinto de Benalmádena: facturó 4,2 millones en 2021. Confían en seguir creciendo a razón de un aumento de la facturación de 200.000 euros al año.

En el caso de Benalmádena, como en otros recintos, se está planteando las fusiones entre empresas. En este puerto malagueño la concesión caducó el 12 de mayo. Se ha enviado la documentación a la Agencia Pública de Puertos de Andalucía para ampliar el centro náutico y las zonas comerciales, incluir mejoras ambientales y en la producción, desarrollar la sostenibilidad, inversión en placas solares, pantanos flotantes y torretas inteligentes.

Tarjeta de bienvenida

Justo estos días el Clúster Marítimo-Marino de Andalucía (CMMA) y el puerto de Sotogrande, referencia nacional y puntero a escala internacional, han organizado en Málaga unas jornadas sobre la adecuación de los puertos a la Objetivos Estratégicos de la Agenda Urbana Española (AUE) y los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible). “Somos la tarjeta de bienvenida para el turismo. Es importante que las familias se acerquen al mar y crear destinos con proyectos de sostenibilidad”, resalta Javier Noriega, presidente del CMMA, y uno de los grandes impulsores nacionales de la llamada economía azul: en Andalucía supone ya un 10,5% del PIB, según un informe de la Confederación de Empresarios andaluces (CEA).

Un estudio de 2019 de la Agencia Andaluza de la Energía, organismo dependiente de la Junta de Andalucía, ya mostraba el potencial de la energía marina de la comunidad —eólica offshore, mareomotriz [aprovechamiento energético a través de las mareas] y undimotriz [energía a través de las olas]—, 12.000 megavatios, de los 57.000 megavatios que se esperan de España para 2030.

Foto: Vista aérea de Sotogrande, Cádiz.

Aparte de los casos de Sotogrande y Benalmádena, hay otros recintos como el de Puerto Banús y Estepona que están trabajando en la renovación de su concesión, que está a punto de caducar. La maraña burocrática y la exigencia jurídica hace necesario empezar con al menos un par de años antes de su extinción, los complejos y farragosos trámites administrativos.

Málaga está a punto de inaugurar la marina de megayates, con capacidad para barcos de 180 metros de eslora

Una de las grandes esperanzas de este segmento turístico es la marina de megayates que el Puerto de Málaga está a punto de inaugurar y que tiene capacidad para acoger barcos de hasta 180 metros de eslora. Se calcula un impacto económico de 104 millones al año y 800 puestos de trabajo, según las impulsoras del proyecto: Island Global Yachting (IGY) y Ocean Capital Partners (OCP).

El cambio de ley del Gobierno andaluz para ‘indultar’ a los puertos deportivos vip se celebró con gran respiro en el sector. Se trata de la Ley 2/2020, de 12 de noviembre, de reforma parcial de la Ley 21/2007, de 18 de diciembre, de régimen jurídico y económico de los puertos de Andalucía, en materia de plazos concesionales.

¿Qué es lo relevante de la ley de 2020? A cambio de más años de concesión, se impulsarán obras en puertos que sufrían inseguridad jurídica. La Junta calculó la creación de 1.000 empleos y una facturación de 40 millones de euros. “Eso es lo mejor que nos ha pasado”, confiesa el presidente de Marinas de Andalucía, que agrupa a 16 puertos deportivos y clubes náuticos y representa unos 9.000 atraques.

Los puertos deportivos andaluces no ocultan que se han convertido en un claro objetivo de deseo empresarial. El capital extranjero y los fondos de inversión están acelerando su interés en estas infraestructuras turísticas clave que ayudan a la recuperación del sector, como confirma a El Confidencial Manuel Jiménez, presidente de Marinas de Andalucía y gerente del Puerto de Benalmádena.

Inversión extranjera Málaga